Domingo. 22.07.2018 |
El tiempo
Domingo. 22.07.2018
El tiempo

Un derbi de ojos bien abiertos

Chrisitan Díaz entra a canasta en el Breogán-Ourense de la primera vuelta. J.VÁZQUEZ
Chrisitan Díaz entra a canasta en el Breogán-Ourense de la primera vuelta. J.VÁZQUEZ

El Breogán visita al Ourense consciente del peligro que entraña el encuentro pese a que se enfrentan el líder y el colista de la LEB Oro

El Cafés Candelas Breogán visita esta tarde (18.30 horas, TVG 2) al Ourense Baloncesto en un duelo, en principio, desigual, y que marca el punto de salida de una segunda vuelta que se presume tan complicada como apasionante para el conjunto lucense.

Que todo lo que queda de fase regular va a ser cualquier cosa menos un paseo para los celestes tendrá su demostración en el encuentro de esta tarde. Todos los equipos afrontan la parte de la Liga que marcará el éxito o fracaso de su temporada y ello al margen de una mayor trascendencia de cada encuentro —todos se juegan algo— también implica en muchos casos, la llegada de refuerzos para apuntalar las plantillas que en la primera vuelta no respondieron a las expectativas.

El Breogán tendrá enfrente, según indica la clasificación, al peor conjunto de la Liga durante las 17 primeras jornadas, pero un Ourense que se niega a aceptar tal condición. Para ello, para luchar por la permanencia, el conjunto ourensano se ha reforzado de forma considerable. Además de la recuperación del alero Rokas Uzas, que estuvo ausente por lesión en ocho jornadas de la primera vuelta, el equipo que dirige Gonzalo García ha incorporado al escolta Jhornan Zamora y al ala-pívot Davis Rozitis. Todo ello ha variado no solo la fisonomía del equipo sino también y de forma notable, su competitividad.

El Cafés Candelas Breogán no contará con Stainbrook, que viajó a EE UU por cuestiones burocráticas

La muestra es que el Ourense Baloncesto, que en quince jornadas, solo había conseguido una victoria, ganó los dos últimos encuentros, en la cancha del Iberostar Palma (67-69) y ante su público frente al Huesca (73-59), lo que les devuelve la esperanza de volver a engancharse a la competición.

Con ánimos renovados, el conjunto ourensano afronta, además, el encuentro de hoy con una ausencia absoluta de presión, conscientes de que una derrota entra dentro de la más pura lógica, pero que una victoria tendría unos efectos muy positivos para su pretendida remontada.

El Cafés Candelas Breogán no dispondrá en el encuentro de una de sus referencias, el estadounidense Matt Stainbrook. De todas formas, no hay duda de que en todas las apuestas el conjunto lucense sigue siendo favorito.

No lo tendrán fácil los breoganistas ante un juego interior con centímetros y potencia en hombres como Abdoulaye Ndoye, Daniel Trist o Davis Rozitis, pero no con la consistencia que hasta ahora han mostrado los interiores de Natxo Lezkano. La aportación desde el perímetro del alero lituano Rokas Uzas o del escolta Jhornan Zamora será uno de los aspectos en los que la defensa breoganista tendrá que estar más pendiente para evitar una posible sorpresa esta tarde.

En la dirección, tanto Ricardo Úriz como Christian Díaz tienen ante sí la misión de impedir que Reginald Johnson pueda marcar el alocado ritmo que le caracteriza y que, en ocasiones, sirve para desarbolar a la defensa rival. El estadounidense acumula habitualmente muchos minutos, la labor de desgaste de la defensa breoganista debe ser clave en una posición en la que el Ourense tiene pocas alternativas a la que representa el jugador estadounidense.

Un derbi de ojos bien abiertos
Comentarios