viernes. 15.10.2021 |
El tiempo
viernes. 15.10.2021
El tiempo

Señé: "Jugar para no descender es muy jodido. Ves el peligro en cada partido"

Señé. VICTORIA RODRÍGUEZ
Señé. VICTORIA RODRÍGUEZ

El centrocampista es uno de los hombres fuertes del técnico del Lugo Rubén Albés y habla sobre el buen momento que atraviesa el equipo y su papel en los esquemas del entrenador vigués en este inicio de temporada

Talento y trabajo para enlazar Sant Cugat del Vallés y Lugo. Calidad, esfuerzo e inteligencia para enriquecer el centro del campo de un proyecto, el de Rubén Albés, que tiene en Josep Señé un pilar de su edificio. El catalán crece al ritmo del conjunto rojiblanco para ser un líder silencioso, de los que hablan sobre el verde con el susurro de los goles, las asistencias y la camiseta empapada.

Josep Señé, como el Lugo, ¿Ha ido de menos a más?

Sí. El nuestro es un equipo con jugadores nuevos que hemos tratado de adaptarnos lo más rápido posible al equipo y a su funcionamiento. Creo que el Lugo irá a más con el paso de las jornadas. Hasta ahora las sensaciones han sido muy buenas, aunque los resultados no han sido todo lo buenos que quisiéramos, por lo que intentaremos transformar esas sensaciones en resultados.

¿Comienza a estar el equipo donde quiere Rubén Albés?

La idea del míster es clara y nosotros lo vamos interiorizando cada vez más. Eso se está viendo en todos los partidos. Es cierto que no hemos conseguido todas las victorias que hubiésemos querido y merecido por el juego, pero creo que las sensaciones son buenas, aunque en el fútbol no se vive de sensaciones, sino de resultados.

¿Este Lugo es un equipo de cocción lenta? ¿La gente debe tener paciencia para ver su mejor versión?

Creo que en las últimas jornadas se ha visto un buen Lugo, que compite de tú a tú a cualquier rival como se vio ante el Leganés, Zaragoza o Girona, equipos de mucho nivel. Pero creo que sí, es un equipo de cocción lenta porque nos estamos adaptando todos a la idea del míster, hay gente muy joven que se adapta a la categoría. Creo que iremos a más en estas jornadas.

¿Qué faltó para tener mejores resultados?

Quizás una pizca de suerte, sobre todo en los partidos en casa, como contra el Zaragoza, por ejemplo. Queremos que esas ocasiones que tenemos y generemos las podamos meter para que nos den ventajas suficientes para ganar los partidos.

Se habla mucho de errores individuales, ¿Se puede entrenar el evitar esos fallos puntuales?

Un poco de todo. Se puede entrenar cada día el minimizar los errores, que es algo vital para nosotros. Pero es cierto que en competición esos errores pueden aparecer, no solo para nosotros, sino para los rivales, que los pueden aprovechar . Esto forma parte del fútbol, pero últimamente es cierto que nos han penalizado. En el entrenamiento es cuando el equipo intenta que esos errores se puedan resolver bien y se puedan seguir generando ocasiones para ganar los partidos.

"Nuestra filosofía es la de seguir intentándolo todo durante el partido para ganar"

Como decía Rafa Nadal, ¿El jugador debe tener memoria de pez para competir bien?

Los errores hay que olvidarlos y seguir en el partido. Dentro de un duelo hay muchos errores de todos los jugadores y, como dice Nadal, la jugada más importante es la que viene, no la que ya pasó. Nuestra filosofía es siempre la de seguir intentándolo todo durante el partido para ganar.

Este es un equipo de autor, ¿Cree que lo que propone Rubén Albés es lo mejor para la plantilla?

Creo que las sensaciones son buenas y eso nos hace ver que vamos en el camino correcto. El míster también es muy inteligente, se ha adaptado bien a la categoría, la conoce bien y creo que la forma de jugar es la mejor para nosotros. Pienso que con más puntos y una situación más tranquila en la tabla podríamos jugar un poco más alegres, pero creo que la forma de jugar nuestra es la correcta.

¿Para Señé también es un buen sistema el del míster?

Sí. Al final no es el sistema el que se tiene que adaptar al jugador sino el jugador al sistema, a la filosofía del entrenador y del club para rendir lo mejor posible. Eso es lo que estoy tratando de hacer yo y creo que las sensaciones son muy buenas para mí.

Le está tocando jugar por dentro, aunque en su carrera también ha formado en banda, ¿Está cómodo en su posición?

Totalmente. En banda no es una posición para mí. Aunque haya jugado ahí, no es una posición en la que pueda explotar todo mi fútbol. Juego mucho mejor por dentro y creo que el entrenador lo sabe y es donde me pone.

"La banda no es una posición para mí, en la que pueda explotar todo mi fútbol"

Para jugadores polivalentes como es su caso, ¿Hacer muchas cosas y no centrarse en ninguna puede ser malo?

En los últimos años soy un jugador mucho más de dentro que no como antes, que jugaba más en banda. El entrenador es inteligente y sabe lo que puedo dar dentro y por fuera. Llevo años sin jugar por fuera y por algo es. No me encuentro cómodo fuera, al final tiendo siempre a jugar en la zona interior, que es donde me siento mejor.

¿El entrenador le da también libertad para aparecer en zonas de finalización?

Sí, al final puedo hacer todo el recorrido de mi posición en un partido y puedo desarrollar mi juego como yo quiero. El míster puede colocar sus piezas, pero nos tiene que dar un mínimo de libertad para poder desarrollar nuestro fútbol, que es lo que le vendrá bien al equipo.

¿Rubén Albés es permeable a lo que prefiere como jugador? ¿Habla con ustedes sobre eso?

No hablamos mucho porque somos muchos jugadores. Si el míster tuviera que estar pendiente de dónde estamos más o menos cómodos se volvería loco. Sí que hemos comentado alguna vez mi posición en el campo, pero no es algo que sea el común de todos los días. Él me dice las bases de lo que tengo que hacer en esa posición y yo pongo mi granito de arena.

Para un volante ofensivo como es su caso, ¿Es más importante tener llegada y gol o acelerar el juego?

Creo que un poco de todo, un mix. Debo acelerar el juego en esas fases del partido en las que se relaja el fútbol. En otras fases se requiere que pise más el área porque tenemos gente en banda que gana línea de fondo con facilidad. Es importante en mi posición que llegue a esas zonas de finalización.

No solo tengo que atacar, también tengo que defender y presionar

En su caso también trabaja mucho en tareas defensivas, de presión...

Forma parte de esa posición. No tengo solo que atacar, sino también defender, presionar, cerrar los espacios interiores para que el equipo sea más sólido en esas zonas. Últimamente no nos están generando ocasiones de gol y eso es un trabajo muy positivo de todo el equipo.

En el caso de jugadores técnicos o de clase como es su caso, ¿A veces tienen que correr más que los demás para sacarse el sambenito de que el talento no se esfuerza?

Puede ser, pero esto ha ido un poco con la evolución del fútbol. El fútbol es cada vez mucho más físico, hay más ida y vuelta y creo que al final todos los futbolistas nos tenemos que adaptar a esa evolución porque al final te vas quedando y no tienes hueco. Eso es lo que trato de hacer yo. No solo aportar en ataque sino también a nivel defensivo para ser un jugador mucho más completo.

¿Los jugadores a veces defienden mejor por su colocación que por sus kilómetros de carrera? ¿Eso se percibe desde el entorno?

Está claro, tanto por la colocación como por la forma de jugar del equipo. Entran muchos factores. Lo que es más importante al final es ayudar al equipo, hacer lo que pide el entrenador en cada partido y cada situación para que el equipo se vea beneficiado. Nosotros tampoco entramos a valorar lo que diga la gente o la prensa, nosotros hacemos nuestro trabajo como mejor sabemos y ya está. No nos centramos en cosas externas.

Decía Cruyff que lo sencillo es lo más difícil en el fútbol. ¿Dar el pase adecuado, aunque no sea vistoso, es lo más complicado del juego para un centrocampista?

Totalmente, pero él entrenó al Barça que fue uno de los mejores equipos del mundo. En esos equipos ver eso es un poco más fácil, porque juegan los mejores, pero en otros equipos es más difícil ver esas cosas porque juegas a otra cosa, a defender un poco más, de forma más replegada... No todo es el Barça de Guardiola, hay más en el fútbol, pero Cruyff sí que tenía razón en ese aspecto de que lo difícil es jugar fácil.

¿En el Lugo tiene compañeros que le hacen jugar más fácil?

Los jugadores de fuera, no solo los extremos, sino también los laterales que llegan a línea de fondo, nos ayudan mucho a ensanchar el campo y al equipo para que los de dentro podamos llegar a zonas de finalización. Durante todos los partidos en casa hemos sido dominadores, sobre todo en las primeras partes, y he pisado mucha área. Eso es de agradecer a los que juegan por fuera porque es su trabajo, significa que lo están haciendo bien y que nos ayudan a los de dentro a hacer goles.

Trato de aportar desde la segunda línea. llevo un gol, pero espero meter más

¿La llegada es una de sus marcas de la casa?

Trato de aportar esa llegada de segunda línea, con el disparo también. Llevo un gol, espero poder meter más goles y me siento cómodo llegando desde atrás.

En la medular está con Hugo Rama, ¿Es un compañero ideal para su juego?

Es un gran jugador, que se esfuerza mucho y tiene muchísima calidad. Tiene llegada, disparo... Tenemos gente en el centro del campo muy buena como Hugo, Seoane, quien ayuda mucho al equipo con su trabajo; Pita cuando ha jugado, Juanpe, que está lesionado... Cuando los resultados lleguen todo será mucho más fácil.

¿Cuál es el jugador que más le ha sorprendido en el equipo?

En general todos. Es cierto que no veía al Lugo de forma habitual los últimos años, pero al final, de enfrentarnos, conozco a todos los jugadores, su forma de jugar... De Gerard me sorprendió su explosividad, de Chris (Ramos) su velocidad, el juego de Manu (Barreiro)... Llevan años jugando en esta categoría y se nota su calidad en el campo.

¿En el vestuario quién lleva las riendas?

No hay un general concreto, sino que nos vamos coordinando un poco todos. Todos vamos colaborando para que haya un buen ambiente, porque es vital para el equipo que todos los integrantes del vestuario seamos responsables con nuestro esfuerzo y nuestro comportamiento para que siempre se vea beneficiado el grupo.

Fue integrante del Celta europeo del Toto Berizzo, para alguien que estuvo en el lado modesto del fútbol, ¿Sabe mejor el éxito?

Desde luego. Es muy complicado llegar a jugar en ese nivel. Es algo que valoro muchísimo todavía a día de hoy. Creo que tengo tiempo para poder conseguir grandes cosas. Ahora mismo estoy en el lado modesto pero siendo un jugador de Liga Profesional y estoy muy contento en el Lugo, en el club y en la ciudad. Es perfecto para mí.

¿Lamenta no haberse quedado más en Primera División?

Sí. Evidentemente lo que hubiera querido yo y lo ideal para mí habría sido seguir en Primera, pero al final el fútbol te va llevando a otros equipos y otras situaciones y hay que lidiar lo mejor que se puede para volver a subir a ese nivel, que es lo que quiero yo y cualquiera, que es jugar en Primera División.

Vivió el éxito de jugar en la zona alta con el Celta y también en la zona baja en otros clubes, ¿Dónde hay más presión?

En la zona baja siempre. Al final jugar para ganar, para conseguir títulos o clasificarse para Europa tiene presión, pero es otro tipo de presión. Jugar para no descender es muy jodido, porque ves el peligro en cada partido que disputas y es más complicado.

¿Se puede disfrutar de pelear por la permanencia?

Se disfruta porque hacemos lo que más nos gusta, que es jugar al fútbol. En el sufrimiento también se disfruta en este caso.

¿Una permanencia o un ascenso es el título de los humildes?

Podríamos decir que sí.

¿Se entiende el fútbol de forma diferente en Lugo que en Oviedo, Vigo, León o Castellón?

Depende un poco del entrenador y de la filosofía que tenga. Eso es lo que decide entender el fútbol de una forma o de otra. El lugar en el que estemos no influye tanto como la idea que tenga el entrenador.

Siempre queremos dar nuestra mejor versión, no hace falta que la gente sea la que nos meta esa presión

¿La exigencia es mucha aquí o Lugo es un entorno más tranquilo?

Es verdad que no hay un fanatismo como en otros lados, pero al final la exigencia nos la ponemos nosotros mismos dentro del equipo. Siempre queremos ganar, siempre queremos dar nuestra mejor versión, no hace falta que la gente sea la que nos meta esa presión, sino que nosotros mismos nos exigimos para dar nuestro mejor nivel.

Se dice que Lugo es una ciudad de baloncesto, pero ¿Es una ciudad de fútbol también?

Sí. Evidentemente el baloncesto está en el primer nivel, pero nosotros tratamos de conseguir grandes éxitos para que la gente se vaya acercando más al estadio y cada vez venga más gente a animarnos, que eso nos ayuda mucho a nosotros.

¿Qué le ha sorprendido más de la ciudad y de la gente?

Ya conocía a la gente gallega de antes, que es una gente muy humilde y afable. Estamos muy contentos mi familia y yo aquí. No había estado nunca en la ciudad, solo para jugar, y me gusta mucho. El centro, la muralla romana... Es muy bonito.

¿Echó de menos a la gente en los estadios?

El fútbol sin gente es menos fútbol. Toda la pasión que se vive en las gradas o minutos antes, lo que se vive fuera del estadio, con la gente entrando, ese calorcito y el espíritu que se siente en el campo... Es muy distinto sin eso. Nosotros todo eso lo notamos en el césped y nos ayuda. Ojalá venga cada vez más gente al Ángel Carro, porque va a ser vital para nosotros.

¿El futbolista se llegó a acostumbrar a los estadios vacíos?

Al final nos acostumbramos, porque nos adaptamos rápido a cualquier situación, pero es verdad que la echábamos de menos. Mirábamos a las gradas, sobre todo en Segunda División, que tiene estadios de mucha capacidad, y no ver a gente era un poco extraño. Que se vaya normalizando toda esta situación es importante, no solo para el fútbol, sino para todo el mundo. Esperemos que cada vez vaya todo mejor.

¿Para el futbolista es bueno evadirse cuando acaba su jornada laboral?

Sí. Es bueno tener otros hobbies, pasar tiempo con la familia, alejado del fútbol, de nuestro trabajo. Creo que desconectar es vital.

¿Cuáles son los hobbies de Josep Señé?

Estar con la familia, con mi hijo, que requiere bastante atención porque no para de correr.

¿Es capaz de ver un partido solo como aficionado, sin verlo como parte de su profesión?

Sí y no. Al final sí que disfruto de ver un partido, pero a la vez me voy fijando cómo juega cada jugador, cómo está dispuesto el equipo, el sistema que utiliza... Forma parte de nuestro trabajo y es algo innato el fijarnos en otros equipos y en cómo desarrollan su juego.

"No creo que beneficie mucho al jugador usar las redes sociales"

Señé parece un tipo sobrio, sin tatuajes a la vista, sin postear cosas en las redes sociales... ¿Es un poco rara avis en el fútbol actual?

Puede ser (ríe). Al no utilizar las redes sociales sí que es un poco raro. No creo que beneficie mucho al jugador utilizar las redes sociales. No me importa mucho lo que digan de mí en las redes sociales. Lo que me importa es lo que diga mi familia, lo que digan mis compañeros o mi entrenador o yo mismo. No presto atención a lo que diga la gente de mí, tanto lo bueno como lo malo. Por esa razón no tengo redes sociales.

¿La gente debería ser más empática en sus opiniones sobre los futbolistas?

Las redes sociales parece que son el lugar en el que se desfogue la gente. Pero no solo con nosotros, sino con políticos, médicos, con lo que sea. Podía ser un arma utilizada para cosas mucho mejores que no solo la crítica, pero al final es algo que forma parte de la sociedad, de la forma en la que vivimos nosotros y es algo por lo que yo o más gente no estamos en ese mundillo.

¿La tranquilidad y un entorno limpio permite al futbolista rendir mejor?

Totalmente. Estar en un ambiente tranquilo en el que se puede trabajar bien, en el que nos exijamos como equipo, en el que el club trabaje bien como es este... Todo eso es vital para el jugador, para que compita bien y para que cada entrenamiento sea perfecto para llegar de la mejor manera a la competición.

¿Cree que el fútbol hay que repensarlo como dice Florentino Pérez?

Buff. Eso ya... Hasta el momento en que empezaron a sacar lo de la Superliga y demás no me lo había planteado. Es verdad que en el tema de las selecciones se mata un poco al futbolista. Todos los jugadores quisiéramos ir a la selección, pero es verdad de que son muchos partidos, viajes muy largos y a los jugadores a los que les toca hacer todos esos kilómetros, jugar y luego volver a sus clubes sí que es un poco duro. A nivel fisiológico no creo que sea lo mejor. Los que tengan que decidir ya lo harán. Nosotros entendemos poco en este caso. Solo entendemos de esfuerzos y viajes. A nivel económico o de organización ya pondrán remedio los que entienden.

Como aficionado, ¿Cree que puede haber una saturación de partidos, que se juega demasiado?

Como aficionado, particularmente, celebro que haya fútbol todos los días. Estaría encantado de jugar miércoles y sábado todas las semanas, pero para el cuerpo del jugador no es lo mejor, porque no descansas lo suficiente como para prepararte para el partido siguiente y hay más riesgo de lesión. Pero desde mi visión particular es ideal tener cada día fútbol, porque me gusta y disfruto viendo partidos.

A nivel de juego, ¿Cambiaría algo?

No me había planteado eso. Es verdad de que hay mucha controversia con las normas, con el gol de Mbappé... Creo que hay normas que podrían cambiarse, pero creo que van cambiando muchas cada año, sobre todo las manos dentro del área. La situación del otro día de Francia trae cola porque la regla la aplicó el árbitro, pero es poco entendible que no fuera fuera de juego. En cuanto a otras cuestiones, como la duración de los partidos, no creo que haya que tocarlo, no creo que nos tengamos que volver locos en cambiarlo todo.

¿Los que hacen las normas o los colegiados tendrían que mantener un diálogo fluido con los jugadores para entender el juego y sus necesidades?

Sí, creo que sí. Al final los jugadores somos los principales protagonistas y habría que escucharnos. Igual no a la hora de hacer las reglas, pero si que podríamos participar más en caso de dudas. Sería algo bueno para el fútbol, porque a veces van cambiando normas que nosotros no nos enteramos.

Señé: "Jugar para no descender es muy jodido. Ves el peligro en...
Comentarios