4-1. La Sarriana cae en Barreiro y dice adiós al ascenso a Segunda RFEF

El conjunto de Jorge Cuesta encajó un engañoso resultado ante el Gran Peña que exhibió su pegada en Vigo. El cuadro de Sarria compitió de tú a tú y tuvo opciones de poder pasar, pero los contragolpes de su rival en el tramo final fueron determinantes
Miguel, presionado por un jugador del Gran Peña. J.CONDE
photo_camera Miguel, presionado por un jugador del Gran Peña en el partido de ida. J.CONDE

La Sarriana echó el freno a su impecable trayectoria de los dos últimos años y se despidió, con dignidad, del play off de ascenso a Segunda RFEF. Lo hizo con una derrota demasiado abultada en Barreiro ante un Gran Peña que exhibió su pegada y su talento para la finalización. Los pupilos de Jorge Cuesta compitieron ante el gran favorito de la Tercera RFEF gallega, pero acabaron cayendo por un engañoso 4-1 contra el filial del Celta.

Debía ganar el cuadro de Sarria tras el empate sin goles de la ida en A Ribela. La igualada le valía a los vigueses por su mejor posición en la Liga regular, por lo que el conjunto entrenado por Jorge Cuesta buscó un triunfo al que aspiró durante buena parte del partido, pero que no logró por su falta de efectividad en las áreas y un final de encuentro en el que su rival estuvo inspirado.

El plan de Jorge Cuesta funcionó en el comienzo. La presión muy alta de su equipo dificultó cualquier opción de salir cómodo al Gran Peña. No había espacios por dentro ni tiempo para pensar gracias al trabajo del trío de arriba y el bloque alto de la Sarriana. El cuadro vigués tuvo que jugar por fuera o en largo para evitar pérdidas.

El juego visitante le permitió a los de A Ribela recuperar rápido, tener el balón y avanzar combinando las transiciones y el juego más posicional. Keko encontraba a Diego Rey para que este lanzara balones al espacio para Tijan y Arona y pisar el área rival, aunque sin demasiado peligro.

Pero fue el Gran Peña el que tuvo la pegada suficiente para ponerse en ventaja. Una falta lejana, tirada hacia la izquierda la chutó Óscar Gil por fuera de la barrera. Javi Liz no estuvo acertado y se tragó el balón por su palo.

El gol local incomodó a la Sarriana, pero supo reaccionar sin cambiar su guión, sin sufrir la angustia del marcador, sin las prisas por reaccionar cuanto antes en el electrónico que sobre le verde. Poco a poco volvió a recuperar el dominio, a adelantar líneas, a encontrar a Keko, Jacobo y Miguel en los carriles centrales y a Tijan y Arona en los laterales.

Atrás el balón parado estuvo cerca de costarle otro disgusto en una nueva falta de Óscar Gil, que no tuvo tanta precisión.

Al filo de la media hora llegó la mejor opción de una Sarriana que se había atrancado sin la profundidad precisa para crear peligro en el área. Boedo logró disparar desde la frontal, pero el cuero se marchó a córner. Desde la esquina el propio Boedo disparó muy cerrado y Arona, que pidió penalti, no pudo rematar.

Antes del descanso, una gran jugada de Álex Millán puso en aprietos a Javi Liz, pero el disparo del efervescente extremo céltico se fue fuera por poco.

El segundo acto comenzó de la peor manera posible para la Sarriana. Perdonó Boedo en un disparo en área pequeña que sacó la zaga viguesa y, poco después, un desborde de Millán por la izquierda le permitió al futbolista del cuadro vigués meter un balón a Óscar Gil, quien fusiló a Javi Liz, que despejó con la cara, pero el rechace pegó en el propio Gil para alojarse en la red.

El gol afectó a la Sarriana y calmó al Gran Peña, pero una gran jugada de Susavila, que fue encontrando apoyos para combinar en corto y avanzar le permitió al lateral argentino llegar a la corona del área, donde sacó un disparo cruzado que supuso el 2-1. 

El tanto envalentonó a los de Jorge Cuesta, que dominaron el choque a su antojo con la pelota. Jugaron en campo rival, sus centrocampistas lograban encontrar a Arona en la derecha para que el africano metiera buenos balones al área que obligaban a la zaga viguesa a achicar con esfuerzo. Tijan estuvo cerca del 2-2 con un disparo que salió pegado al palo en el minuto 79.

Pero las urgencias de los de Sarria y su ansia por llegar por la vía rápida concedieron espacios al Gran Peña, que pudo lanzar transiciones que acabaron por matar a los de Jorge Cuesta. Javi Liz había salvado una contra poco antes de que el filial céltico acabara con el partido y el sueño de la Sarriana. Óscar Lorenzo primero y Álex González después fueron capaces de pisar el área con dos buenas contras para, en el 87 y el 91 finiquitar al cuadro lucense.

El 4-1 final fue un marcador demasiado amplio que frenó la historia de los de Sarria, que completan una campaña para el recuerdo, un primer paso que puede ser una zancada el próximo curso.

FICHA TÉCNICA
4 - Gran Peña: Álex Villar, Tarensi, Piay, Samu, Cantero, Ju, Diego, Álex Millán (Álex González, m.68), Óscar Gil (Róber Carril, m.68), Roi Tato y Rivera (Nacho, m.90).

1 - Sarriana: Javi Liz, Susavila (Brais, m.87), Maxi, Édgar, Tijan, Keko, Miguel (Iñaki, m.64), Jacobo (Cuadrado, m.64), Arona (Herrero, m.87), Diego Rey (Giammattei, m.87) y Boedo.

Goles: 1-0, m.8: Óscar Gil. 2-0, m.50: Óscar Gil. 2-1, m.61: Susavila. 3-1, m.87: Óscar Lorenzo. 4-1, m.90: Álex gonzález.

Árbitro: Enol Álvarez González (Colegio asturiano). Amonestó a Millán y Óscar Lorenzo por el Gran Peña y a Maxi y Jacobo por la Sarriana.

Incidencias: Partido disputado en el estadio de Barreiro.

Comentarios