Domingo. 19.08.2018 |
El tiempo
Domingo. 19.08.2018
El tiempo

Preparados para disfrutar

Pablo Vivero y Make. M.ROCA
Pablo Vivero y Make. M.ROCA

Pablo Vivero y Make son los únicos jugadores del Vilalbés que disputaron la fase de ascenso contra el Alhaurín de la Torre en 2011, la cual quieren dejar atrás para vivir la ilusión de la actual

Tal día como hoy hace siete años, el Rácing Vilalbés se encontraba inmerso en la preparación de la que sería su primera participación en una fase de ascenso a Segunda División B. El 16 de mayo de 2011 certificaba su clasificación para el play off y al día siguiente conocía el que sería su rival, el Alhaurín de la Torre. Un septenio después, la ilusión vuelve a apoderarse del club rojiverde, en el que se han renovado la mayoría de las caras, tanto en la directiva, como en el cuerpo técnico como en la plantilla, salvo dos.

Pablo Vivero, el One Club Man de Tercera División española con 22 temporadas consecutivas como jugador rojiverde sobre sus botas, y Alberto Lamas, "Make", son los únicos que volverán a repetir la experiencia -junto al delegado del primer equipo, Manuel Lamas-, de la que solo quieren "disfrutar" de algo "que no todos los años se va a conseguir" y dejar atrás fantasmas del pasado y la experiencia agridulce vivida en la eliminatoria con el equipo malagueño, con un partido de vuelta con polémica y en un ambiente hostil.

"Aquella experiencia fue de infausto recuerdo. Te queda el mal sabor después de esa alegría y expectativas que llevábamos -el Vilalbés en la ida en casa ganó (2-1) y cayó en Los Manantiales (1-0)- y que cambia con todo lo que pasó. Pero es una experiencia más que sacamos", relata Pablo Vivero, que ve en el play off de este año "un premio a la temporada" realizada y que tratarán "de disfrutar una eliminatoria pensando nada más que en fútbol".

Make también prevé una eliminatoria "moi disputada" contra un equipo que "a priori, por números e puntuación, creo que vai ser un rival parecido a nós"

El capitán rojiverde asegura que el equipo está "con la ilusión de volver a poner a Vilalba en el mapa" y que afrontan la eliminatoria ante el Atlético Pulpileño "sin presión y sin ningún tipo de obligación más allá de seguir siendo el equipo competitivo que fuimos en la Liga". "Es lo primero, ser competitivos, y después a ver qué pasa. Y si lo somos, vamos a disfrutar la eliminatoria", sentenció.

En el mismo sentido se manifestó Make, que en su primer play off estaba en su primer año de sénior. "Fixemos historia hai sete años e temos que olvidarnos das cousas raras que pasaron alí para disfrutar ao máximo desta eliminatoria e tratar de superala", dijo el jugador vilalbés.

De la experiencia de 2011, recuerda sentirse "moi ben" en los dos partidos que jugó pero "tamén un neno, en medio de xente como Justino, Roberto Prieto, Félix, Borja Prieto...". Ahora, con un "punto máis de veteranía", asegura estar viviendo su segunda fase de ascenso "con moitísima ilusión, e máis este ano que practicamente ninguén contaba con nós aí".

ATLÉTICO PULPILEÑO. Del rival de la primera eliminatoria, Pablo Vivero considera que, pese a no tener muchos datos aún, es un equipo "fuerte, que estuvo todo el año peleando por los puestos altos, y potente, ya que fichó a jugadores con experiencia en play offs". El capitán rojiverde apunta también que la vuelta el 26 o el 27 en Pulpí será complicada, en un "campo de hierba artificial cambiado hace poco y con el hándicap añadido del calor".

Make también prevé una eliminatoria "moi disputada" contra un equipo que "a priori, por números e puntuación, creo que vai ser un rival parecido a nós".

Por ello, hacen un llamamiento a la afición del Rácing Vilalbés para que este domingo acuda al estadio de A Magdalena para "disfrutar de esta fiesta" que es la fase de ascenso. "Que nos animen y nos ayuden a competir, que es lo único que pido, competir bien. Luego se puede ganar o perder, pero este equipo cuando compite le van las cosas bien", asegura Pablo Vivero.

Preparados para disfrutar