jueves. 02.04.2020 |
El tiempo
jueves. 02.04.2020
El tiempo

Escenarios para el Lugo

Carlos Pita, en el Lugo-Almería. XESÚS PONTE
Carlos Pita, en el Lugo-Almería. XESÚS PONTE
El club rojiblanco solo saldría perjudicado en caso de que la temporada acabara tal y como está en la actualidad, mientras que podría eludir el descenso en los otros tres supuestos

Moverse en las arenas movedizas de una crisis sin final aparente, con el horizonte tan nebuloso como el de una enfermedad cuyo control está en el aire. Retornar al día a día previo a la crisis del coronavirus es la esperanza del Lugo y de la Liga. Que sea pronto para que se jueguen las once jornadas que restan y que no obligue a una suspensión de la competición que conllevaría la incertidumbre de cómo se resolverá el descenso. En la Liga y la Federación se manejan cuatro escenarios posibles para la actual situación del fútbol español.

Reanudar la Liga
Para que el Lugo y el resto de equipos puedan volver a competir y la Liga se reanude, la pandemia del Covid-19 debe estar controlada en España en un espacio de tiempo que no supere el mes de mayo. Eso daría tiempo a concentrar las once jornadas jugando dos veces por semana y zanjar lo que resta de campaña en cinco semanas. Irse más allá del 30 de junio supondría afrontar problemas de índole de planificación económica, aunque no tanto en temas contractuales de jugadores -como cesiones o finalizaciones de contratos en esa fecha-, ya que se podrían ampliar de forma excepcional. Aplazar la Eurocopa daría tiempo a la Liga para extender el calendario hasta comienzos de verano. Este escenario daría opciones al Lugo de salir de la zona de descenso y ganarse la permanencia en el terreno de juego.

Final con la tabla actual
En caso de suspensión total de la competición sería una comisión mixta de la RFEF y la Liga la que decidiría los descensos y ascensos en Segunda División. Si no hubiera acuerdo, será el presidente de la Federación, Luis Rubiales, el que tome la decisión final. Una de esas opciones que tendrá encima de la mesa será zanjar la clasificación tal y como está en la actualidad, al final de la jornada 31. Ese caso sería el más perjudicial para el Lugo, ya que sería equipo de Segunda B junto con el Rácing de Santander y el Extremadura. Quedaría por determinar la última plaza de descenso, ya que habría triple empate a 35 puntos entre el Deportivo, el Albacete y el Oviedo. Aunque en esa igualada colectiva el Albacete sería el que menos puntos habría sacado -3 por 6 de los otros dos- todavía falta por jugar un Oviedo-Dépor y la segunda mitad del Rayo-Albacete, suspendido por los insultos a Zozulya y que iba 0-0 al descanso. De obviar el número de puntos en los enfrentamientos directos y pasar al siguiente criterio, el golaverage general, sería el club herculino el que descendería.

Puntos de la primera vuelta
Determinar la clasificación final con los puntos de la primera vuelta beneficiaría al Lugo, ya que el conjunto rojiblanco era decimoctavo con 22 puntos y estaba fuera de la zona de descenso al acabar la jornada 21. En ese supuesto bajarían el Deportivo, el Rácing de Santander, el Tenerife y el Extremadura.

Sin ascensos ni descensos
​La cuarta opción sería que la Liga se diese por finiquitada sin que cualquier clasificación tuviera validez. De este modo, la temporada 2019-2020 se anularía en la categoría de plata y no habría ascensos ni descensos, por lo que el Lugo también podría volver a disputar la próxima campaña entre los 22 equipos de la Segunda División y eludiría el descenso.

Escenarios para el Lugo
Comentarios