Miércoles. 26.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 26.09.2018
El tiempo

Un escenario enorme para un Lugo ambicioso

Iriome en el partido contra el Oviedo. SEBAS SENANDE
Iriome en el partido contra el Oviedo. SEBAS SENANDE

El equipo rojiblanco jugará en el Metropolitano ante el Rayo Majadahonda con el objetivo de sumar un triunfo que lo impulse en la tabla y en la confianza en su juego

Mantener la inercia, sostener el empuje final de juego y emociones y comenzar a colocar los cimientos de la temporada con los pilares de las victorias. El Lugo buscará dar continuidad a la remontada agónica del triunfo sobre el Numancia con los tres puntos de un escenario imponente y un rival que parte como un rival de la Liga por la supervivencia. Los rojiblancos comparecen este lunes (20.00 horas) en el Metropolitano para medirse a un Rayo Majadahonda que ha ido de menos a más en este inicio de campaña.

Como hace dos campañas, cuando el Lugo jugó en San Mamés, o cuando lo hizo en el Pizjuán contra el Sevilla Atlético, visitará un estadio con aroma europeo. Las obras que se llevan a cabo en el Cerro del Espino, el hogar del Rayo Majadahonda y que comparte con el Atlético B, obligaron al club madrileño a cambiar momentáneamente de espacio donde jugar sus partidos como local. El Atlético le ofreció el Metropolitano y el Rayo recibirá al Lugo en un estadio "cinco estrellas" de la Uefa.

Estará acompañado por los aficionados rojiblancos afincados en Madrid y con seguidores que se desplazarán desde Lugo, aunque el horario adoptado por la LFP para el partido, un lunes laborable a las 20.00 horas frenó un desplazamiento importante a un campo atractivo.

También es un buen imán el juego y los resultados desplegados por el Lugo. Si ante el Málaga la pegada andaluza impidió a los pupilos de Javi López sumar en un buen duelo firmado por los lucenses, la visita a Los Cármenes supuso una continuidad en la solidez del modelo y su puesta en marcha, algo que fue refrendado por el 3-2 ante el Numancia en el Ángel Carro.

En la parte de arriba, Cristian Herrera podría recuperar su sitio tras superar sus problemas estomacales que lo dejaron fuera ante el Numancia

La remontada a los sorianos tras una memorable segunda parte genera el viento de espalda suficiente como para afrontar con ilusión y buenas expectativas el encuentro de este lunes. Si sobre el césped ya las había por el juego sólido lucense, se sumaron los resultados para que el caldo de cultivo sea sabroso en Madrid.

Enfrente estará un debutante en la categoría de plata. El Rayo Majadahonda ascendió el año pasado por primera vez a la Segunda División y el cambio los llevó a cambiar buena parte de su plantilla. Mientras se acoplan todos los fichajes realizados en un verano frenético, el cuadro madrileño sumó dos derrotas -ante el Zaragoza (2-1) y el Mallorca (0-1)- con buena imagen ante dos rivales complejos. Sus buenas sensaciones dieron sus frutos la pasada semana cuando derrotaron al Nástic en Tarragona por 0-1.

NUEVO LATERAL IZQUIERDO. La ausencia de Vasyl Kravets -que está concentrado con la selección ucraniana sub21 para disputar mañana un duelo ante Andorra- será la principal baja de Javi López, quien repescará a Luis Ruiz para la izquierda en su tradicional defensa de cuatro.

El resto de zagueros serán los habituales. Leuko estará en la derecha, mientras que Bernardo Cruz y José Carlos serán los encargados de que el rival no llegue para asustar a Juan Carlos bajo palos.

Aguardarán en el banquillo Josete y Borja San Emeterio, mientras que Miguel Vieira, que no está lesionado, se quedó fuera por decisión técnica, al igual que Campabadal, que aún debe mejorar su forma física tras siete meses en el dique seco por lesión.

En el centro del campo, Carlos Pita y Fernando Seoane controlarán la medular del Metropolitano, mientras que Iriome y Campillo tratarán de avanzar por los costados para crear peligro a la zaga del Rayo Majadahonda.

En la parte de arriba, Cristian Herrera podría recuperar su sitio tras superar sus problemas estomacales que lo dejaron fuera ante el Numancia, por lo que Dongou esperaría su turno para la segunda parte. En el banco se quedarían también Lazo y Sergio Gil. En la punta del ataque estará el hispano-hondureño Jona Mejía, que buscará inaugurar su casillero de goles en el Madrid.

Por el bando contrario, Antonio Iriondo no tendrá a su disposición a Luso, Carlitos y Andújar como consecuencia de los problemas físicos que arrastran los tres futbolistas.

Asimismo, tampoco entraron en la convocatoria Álvaro Bustos, José Antonio García "Verza" y Benito Ramírez para jugar ante el Lugo este lunes en el Metropolitano.

Un escenario enorme para un Lugo ambicioso
Comentarios