Miércoles. 19.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 19.09.2018
El tiempo

El Lugo pasa de fiestas

Trifulca entre jugadores del Lugo y del Huesca, el pasado lunes. J.VÁZQUEZ
Trifulca entre jugadores del Lugo y del Huesca, el pasado lunes. J.VÁZQUEZ

El conjunto que dirige Francisco espera no repetir la experiencia del duelo ante el Huesca y estropear la celebración de un Rayo Vallecano que ascenderá si gana a los rojiblancos

Paso decisivo para el récord o convidado de piedra en un nuevo ascenso. Quedarse cerca de los 57 puntos o vivir en carne ajena lo que significa subir a la Primera División. El Lugo vivirá este domingo (20.30 horas) un "déjà vu" en Vallecas ante el Rayo. Vivirá un duelo que ya jugó hace menos de una semana en el Ángel Carro y que acabó con la alegría ajena a pesar de los méritos rojiblancos para puntuar.

Los jugadores del cuadro lucense esperan cambiar el tanteador final y estropear la fiesta madrileña en una jornada de transistores en la que estarán pendientes del Spórting-Granada.

El equipo de Francisco Rodríguez -que podría vivir uno de sus últimos partidos en el banquillo rojiblanco- se aferrará a la gran segunda parte ante el Huesca para ganar y romper su mala racha a domicilio, ya que no gana desde el 13 de enero lejos del Ángel Carro.

El Municipal de Reus fue el último estadio que sufrió una derrota a manos del Lugo. Desde aquel encuentro pasaron otros ocho en los que los lucenses no lograron más que tres empates, ante el Cádiz, Osasuna y Cultural Leonesa, todos con 1-1.

Los interrogantes sobre la continuidad de varias piezas del club deja en un segundo plano un duelo con poco que jugarse

Enfrente estará un equipo con las ganas de retornar a Primera División dos años después de haber bajado. Cuenta con una oportunidad perfecta al jugar ante un equipo que no se juega más que alcanzar un récord de puntos y lo hace además delante de su gente, que llenará el Estadio de Vallecas para celebrar un triunfo que los conduzca a la máxima categoría del balompié español.

Para tratar de aguar la fiesta, Francisco podría repetir el once que disputó la segunda parte ante el Huesca, con la duda de si Carlos Pita recupera su puesto en el once titular y dónde se situaría.

Si optase por el 4-2-3-1 con el que acabó el duelo ante los aragoneses Roberto estaría en la puerta, con el cuarteto formado por Lemos, José Carlos Bernardo y Kravets en la defensa, Seoane y Azeez o Pita en la medular, un trío por delante formado por Jaime Romero, Sergio Gil e Iriome y Escriche en punta.

Pero también podría jugar con defensa de tres, incrustando a Pita entre los centrales y prescindiendo de Iriome para dejar los carriles a Lemos y Kravets.

La primera opción sería la empleada a lo largo del año, pero que en los últimos partidos apenas fue utilizada por el almeriense, que optó por laterales largos, la seguridad defensiva con Pita, José Carlos y Josete y Seoane y Azeez para dominar el centro del campo.

Un sistema u otro deberá conducir al Lugo a un triunfo que suavice un final de temporadas agridulce y lleno de dudas por su futuro. Los interrogantes sobre la continuidad de varias piezas del club deja en un segundo plano un duelo con poco que jugarse.

El Lugo pasa de fiestas
Comentarios