domingo. 18.08.2019 |
El tiempo
domingo. 18.08.2019
El tiempo

El selecto club de los goles salvadores

Fernando Seoane controla un balón a media altura durante el encuentro contra el Recreativo. (Foto: Xesús Ponte)
Fernando Seoane controla un balón a media altura durante el encuentro contra el Recreativo. (Foto: Xesús Ponte)
Fernando Seoane se une al grupo de jugadores que han anotado en el tramo final para el Lugo en los cuatro últimos años. Molinero y el de Ames han dado cuatro puntos este curso

Dos zapatazos que valen cuatro puntos. Dos disparos desde fuera del área que elevaron el espíritu de cuatro mil personas hasta la mayor de las euforias. Fernando Seoane se unió a Abel Molinero como goleador in extremis, en el tiempo de descuento, para transformar un empate gris en una victoria vital. No se prodiga en demasía el conjunto rojiblanco en celebraciones de ese tipo. Esta campaña ha padecido más goles en el tramo final que los que ha podido marcar para ganar puntos.

"Non recordo moitos goles no último minuto, non hai moitas proezas nese sentido. Algunha vez tiña que ser", destacó Seoane. "Noutros partidos que nos merecemos mais non tivemos a fortuna e ante o Mallorca, que ao mellor non merecemos gañar tivemos a sorte que hai que ter para gañar os partidos", añadió el mediocentro de Ames.

Junto al 2-1 logrado frente al Mallorca, esta campaña el Lugo consiguió otro tanto en el descuento para ganar. Fue en la segunda jornada, el 29 de agosto, ante el Llagostera, cuando Abel Molinero enganchó un disparo desde fuera del área que se coló por la escuadra de la meta de René en el 93.

"Está mejor tener partidos algo más tranquilos, pero ganar en el descuento sabe bien a veces para dedicarle la victoria a la afición, que estuvo siempre muy encima de nosotros todo el partido ante el Mallorca para animarnos. Darles ese gol en el minuto noventa está bien", destacó el centrocampista Antonio Campillo. 

El Lugo ha logrado 7 tantos entre los minutos 75 y 90, lo que significa casi un 18 por ciento del total de goles conseguidos. Si esta campaña no se prodigó en goles decisivos en los últimos cinco minutos, la pasada temporada fue efectiva en este sentido, ya que los futbolistas de la plantilla rojiblanca de la 2014-2015 hicieron hasta cinco tantos desde el minuto 85 en adelante para lograr cuatro victorias y un empate.

David Aganzo ante el Sabadell en la duodécima jornada (2-1), Iriome frente al Tenerife en la decimoquinta (1-0), Luis Fernández contra el Recreativo en la vigésima sexta (2-1), Borja Gómez ante el Barcelona B (3-2) y el más recordado, el de Pablo Caballero, en Montilivi ante el Girona (1-1), fueron los efectos positivos de la llamada a la épica el curso pasado.

Menos alegrías postreras hubo en anteriores campañas, ya que solo Rennella, en el 89 en Soria ante el Numancia en 2014 y Fran Sol —en un Lugo-Castilla (3-2) de 2012— pueden presumir de haber llevado al éxtasis a la afición.

El selecto club de los goles salvadores
Comentarios