jueves. 06.05.2021 |
El tiempo
jueves. 06.05.2021
El tiempo

De ‘surfari’ a través de la costa mariñana

ADE1612P126F6-1.JPG
ADE1612P126F6-1.JPG

El surf posiblemente no sea una moda pero las buenas olas de la comarca, cada vez más conocidas gracias a internet, el paro, o la mejora de algunas carreteras hacen que el número de practicantes de este deporte se muestre imparable 

Poder surfear unas buenas olas con tres o cuatro colegas en el agua, podría haber sido un buen reclamo publicitario para el surf en A Mariña hace una década. Sin embargo, la cada vez más completa información meteorológica y las posibilidades que otorga internet (blogs, facebook, webs) hacen irremediablemente familiares, incluso a nivel internacional, algunos de los picos emblemáticos de la comarca, como el Canal de Foz, el Berberecho (más conocido por La Machacona), Rinlo, Peizás o las rompientes barreirenses de Oliñas, Lóngara o Coto, por lo que cada vez más días se echa por tierra la idílica posibilidad de un baño sin aglomeraciones.

La progresión del surf en A Mariña es «imparable, cada vez más gente de fuera se acerca aquí y más gente de aquí quiere hacer surf», explica Nacho Fernández, de Van Surf School. De la misma opinión es Antonio Rodríguez, más conocido por ‘Txula’, creador de la Sensación Surf Escola, aunque puntualiza que «siempre que la previsión no pronostique de antemano buenas olas es posible pillar un baño entre amigos».

Obsesión por las olas

El surf, que va más allá de las ropas caras de marca australiana y los chicos y chicas rubios de bote y bronceados, sigue siendo un deporte adictivo que se puede convertir en una obsesión. Quien practicar surf siente la necesidad diaria de saber y ver el estado de la mar y el viento, conocer la hora de la marea y, por su puesto, buscar un momento para practicarlo. Los madrugones, soportar condiciones extremas de frío y viento y cambiarse en la calle por ausencia de vestuarios y duchas, son el día a día del surfista.

Buena culpa del boom local que vive últimamente el surf en A Mariña la tienen las escuelas, actualmente tres, que en sus pocos años de vida están formando chavales que con edades muy tempranas empiezan a practicar este deporte. Sin embargo la cantidad de picos surfeables de la comarca, más de una veintena, hacen que sea posible un reparto equitativo de deportistas por toda la geografía mariñana. Otro de los factores que acrecienta la presencia de surfistas en las playas es el paro, gente que antes solo se acercaba al playa en fin de semana, desgraciadamente ahora lo puede hacer todos los días, «si es que conservan la moral» apunta Txula.

Los puentes, veranos y fines de semana las cosas cambian. Cuando las previsiones son las adecuadas, entonces surfistas de toda Galicia, Asturias y otros puntos del Cantábrico, aprovechando la mejora de algunas carreteras, se acercan hasta la comarca en coches, furgonetas y autocaravanas para disfrutar de la olas, desplegándose por aparcamientos y playas. «Tenemos olas para todos los gustos, de todos los tamaños y para todos los niveles, aunque esta costa necesita de mayores mares que las demás para que las olas comiencen a romper y sobre todo que la marejada venga con la dirección y vientos apropiados», apunta ‘Txula’.

Localismo

La mayoría de las rompientes de la comarca se caracterizan por la ausencia de un localismo —una característica bastante desagradable de algunos surfistas cuando se emplea en exceso — exagerado, a diferencia de otras costas donde la preferencia de los locales a la hora de coger las olas se torna casi insoportable. Un localismo ‘civilizado’ solo se practica en las olas de gran calidad como La Machacona o en el canal de Foz, para poder así sobrevivir a las avalanchas de surfistas foráneos. Cuando esta olas funcionan y se llenan de gente «hay que mantener un cierto respeto para los surfistas de aquí» recuerda el Txula, «pero sin llegar a casos como el de Canarias », matiza.

Escuelas

En las playas mariñanas operan tres escuelas de surf, Van Surf school, Sensación Surf Escola y Hola Ola Surf Escola. La más veterana es Van Surf School, con base en Esteiro de Area, de la que se encargan Nacho Fernández y Catalina Quintana. «Venimos creciendo año a año y hasta el momento somos los únicos que funcionamos en invierno porque queremos potenciar que se vaya a la playa fuera de la época estival», explica Nacho. Actualmente trabajan con un grupo que ronda la docena de niños de entre 8 y 10 años, entre los que hay cinco chicas. «En las clases de verano la participación femenina es del 80%», asegura Nacho, lo que contrasta con las escasas mujeres que surfean habitualmente en la comarca. Sobre la participación en competiciones Nacho indica que intentan presentar a los niños en algunos campeonatos pero lo normal es que al cumplir los 15 o 16 años se olviden del asunto.

Txula creó la Sensación surf escola en verano de 2010 y trabaja en el ámbito de Foz y Barreiros, «llevo con la escuela solo dos veranos y en ambos la participación fue muy similar, se ve un interés creciente por el surf». Txula además mantiene vivo un proyecto que es la creación de una escuela municipal de surf en Foz. 

CIRCUITO MARIÑANO
Los clubes preparan cuatro pruebas en otras tantas playas

Por primera vez los cinco clubes de surf que operan en la comarca, Van Surf School, Sensación Surf Escola, Limosa Surf Club de San Cibrao, Surfiños de Foz, Hola Ola de Ribadeo y el Club de Surf de Barreiros, se han puesto de acuerdo para realizar una competición de carácter mariñano. La prueba, que comenzará en septiembre, consistirá en cuatro campeonatos a desarrollar en Esteiro de Area (Xove); Lieiro (San Cibrao) o A Marosa (Burela); alguna de la playas de Foz (Nois, Peizás o A Rapadoira) y Barreiros (Fontela-Balea, Coto o Lóngara). El campeonato es de carácter local y en el esta previsto que compitan los integrantes de las escuelas de surf y los surfistas locales, aunque posiblemente se invite a algún foráneo

Reef artificial

Uno de los proyectos más ambiciosos iniciados por un club de surf en todo el Cantábrico es el que propone la creación de un arrecife artificial en la playa sancibrense de Lieiro. Para llevar a cabo este proyecto se creó el Limosa Surf Club que realizó un estudio previo de las condiciones de esta playa, situada junto a la factoría de Alcoa y por sus características susceptible de transformaciones. La función de este arrecife sería la de crear un fondo formado con sacos de arena para lograr buenas olas. 

Predicciones

Viento y oleaje a través de la red El conocimiento de la predicción del viento y el oleaje en la zona es básico para el surfista. Existen páginas web que ofrecen esta información, algunas en tiempo real y otras con predicciones a largo plazo sobre el estado de la mar. Como norma general las marejadas apropiadas para que rompan las olas en al comarca son las procedentes del noroeste, mientras que los vientos del sudoeste son los adecuados para la mayoría de las rompientes.

Páginas web

Las páginas más consultadas en la red a la hora de conocer las predicciones son: la de Puertos del Estado, con información, hasta de tres días, actualizada de tablas de viento y oleaje en las boyas de San Cibrao y Estaca de Bares. Windguru, donde la información a corto y largo plazo (una semana) está referida a la playa asturiana de Peñarronda y donde se prima la predicción del viento aunque también informa sobre oleaje. Otra de la páginas habitualmente consultadas es la de Meteogalicia, ofrece predicciones de viento y oleaje a tres días, que sin embargo suelen fallar en la dirección de la marejada, ofrece la posibilidad de consultar modelos gráficos. También informa Magicseaweed, concretamente para la zona de Foz, con previsiones de una semana bastante generales. 

De ‘surfari’ a través de la costa mariñana
Comentarios