Preferente | Color blanquiazul en el derbi

El Residencia gana al Lemos en el derbi provincial (2-0) y la Sarriana cae (0-2) ante el Betanzos, el tercer clasificado
Un lance en el partido entre el Residencia y el Lemos disputado este domingo en A Cheda. VICTORIA RODRÍGUEZ
photo_camera Un lance en el partido entre el Residencia y el Lemos disputado este domingo en A Cheda. VICTORIA RODRÍGUEZ

El Residencia se llevó el triunfo en el derbi lucense ante el Lemos (2-0) correspondiente a la trigésima segunda jornada de la Liga del Grupo Norte de Preferente, disputado este domingo en A Cheda. El conjunto blanquiazul certificó la victoria en la segunda parte, con goles de Esteban García y Lucas Morandeira, en los minutos 57 y 80, respectivamente.

Tras esta derrota, el Lemos está a tan sólo dos puntos sobe la zona de descenso, con 35, a falta de seis jornadas por disputarse de la temporada. Mientras, el cuadro de la capital está asentado cómodamente en el octavo puesto, con 49 puntos.

Derrota de la Sarriana

La gran sorpresa de la jornada fue la derrota en A Ribela del líder Sarriana ante el Betanzos, tercer clasificado. El equipo lucense luchó durante todo el encuentro por los tres puntos pero encajó dos goles en el tramo final del partido, minutos 82 y 85, que sentenciaron el duelo a favor del cuadro coruñés, que le hizo un favor al segundo clasificado, el Noia, que le recorta tres puntos a la Sarriana.

De este modo, en este momento la ventaja del equipo Brais Prados al frente de la clasificación se reduce a tan solo dos puntos, 72, por los 70 del Noia.

Todo estaba preparado en A Ribela para festejar el triunfo local. El club había repartido invitaciones para el partido entre los alumnos de los centros escolares de la comarca. De esta manera, la grada presentaba la mejor entrada del año con los asientos repletos de niños junto a sus familias, que se unieron a los cánticos de los incondicionales sarrianos.

Por su parte, el Ribadeo logró una valiosa victoria a domicilio ante el Ordes (0-2) y los pupilos de Dani Moirón respiran un poco más aliviados en la clasificación general al dejar atrás la derrota de la jornada anterior y regresar a la dinámica positiva en el tramo final de la Liga.

Los jugadores mariñanos se adelantaron en el marcador con un gol temprano, en el minuto 2. Controlaron el partido en la primera mitad gracias al dominio del balón y aguantaron las acometidas del Ordes con una ordenada defensa. Tras el descanso, los locales pusieron coto a la portería ribadense, pero estos se sacudieron la presión con el segundo tanto, anotado en el minuto 68.

Como dato curioso, el partido estuvo parado durante algo más de quince minutos durante el primer tiempo puesto un jugador local tuvo que ser atendido tras golpearse la cabeza contra uno de los muros que delimitan el terreno de juego. Una ambulancia trasladó al integrante de la plantilla del Ordes hasta un centro médico.

Por último, el Portomarín cayó ante sus aficionados en el Chao da Poza frente al Boiro (2-4) pese a que los lucenses se adelantaron en el marcador con un tanto de Lucas en el minuto 40. Pero el rival empató rápidamente en el minuto 45 y sentenció el choque con tres tantos más en la segunda parte. Javier cerró el marcador al anotar el 2-4 final.

Comentarios