sábado. 04.12.2021 |
El tiempo
sábado. 04.12.2021
El tiempo

El Breogán se paraliza ante un nuevo positivo

Bell- Haynes en una imagen de archivo ante el Gran Canaria. XESÚS PONTE
Bell- Haynes en una imagen de archivo ante el Gran Canaria. XESÚS PONTE
La Consellería de Sanidade, al considerarse un brote la situación del conjunto lucense, es la responsable de determinar si se suspende el encuentro del próximo domingo ante el Joventut

El encuentro liguero previsto para el próximo domingo (12.30 horas) entre el Río Breogán y el Joventut de Badalona podría suspenderse a causa del brote de covid que sufre el club lucense. Este jueves los jugadores que no tienen síntomas entrenaron individualmente con el preparador físico. El equipo en conjunto no ha entrenado.

Además, y tras los positivos registrados anteriormente por Trae Bell-Haynes y Kevin Larsen, la plantilla del equipo lucense fue sometida el miércoles a nuevas pruebas PCR que, según comunicó la entidad breoganista, "detectaron un novo positivo por covid". En este caso el afectado es el pívot austriaco Rasid Mahalbasic.

Según informa la TVG, la pareja de un jugador y un empleado del club también se han contagiado.

Atendiendo a la normativa ACB para estas circunstancias, tras la detección de positivos el responsable médico del club afectado, en este caso el Breogán, debe comunicarlo "a la consejería de sanidad de la CC. AA. correspondiente, a través del procedimiento establecida por la misma a tal efecto y a la ACB".

En esta misma reglamentación se establece que "tras la comunicación de los casos a las autoridades sanitarias competentes, serán éstas las que determinen la calificación final así como las medidas a tomar".

Es decir, corresponde a la consellería de Sanidade, que este miércoles estuvo en contacto con la dirección de la ACB, tomar la decisión de aplazar o no el duelo y que será comunicado al club durante esta mañana. 

En principio no parece que pueda existir otra posibilidad que no sea aplazar el partido, al margen de los riesgos sanitarios que implicaría el obligar a jugarlo -no hay que olvidar que los casos positivos se están produciendo en el Breogán de forma escalonada- la propia reglamentación de la ACB establece que se produce un resultado positivo en tres o más personas del equipo "se considerará como brote y se aislará a todo el equipo".

Más allá de lo dictaminado para estos casos, y que deja poco margen de duda para hablar de la suspensión del partido, también se podría tener en cuenta que en el reglamento de la ACB también se establece que el director de competición "previo asesoramiento en su caso del coordinador médico", adoptará las decisiones que procedan para resolver las incidencias competicionales producidas por la pandemia y recalca que las decisiones que adopte serán "siguiendo el criterio adoptado en cada momento por las autoridades sanitarias, deberá tener en cuenta lo previsto en el presente protocolo y en las normas de la Asociación, la situación del calendario de competición y aplicar los criterios de menor afectación a la competición, de integridad de la misma y de igualdad de condiciones de los participantes".

Obviamente no podrá, en ningún caso, haber igualdad de condiciones en un equipo que desde hace seis días suma un positivo cada 48 horas y que la propia normativa le obliga al aislamiento. Pero esto ya no se tuvo en cuenta en el partido de Manresa.

Tito Díaz, el director general del Breogán, reconoció que los jugadores "están preocupados y con un poco de miedo". "El positivo de este miércoles dio negativo 48 horas antes y lo mismo sucedió anteriormente con Larsen. En realidad todo el club está preocupado porque no sabemos cómo evolucionará esto, de momento está cayendo uno cada dos o tres días", añadió.

El dirigente comentó que el club no decide sobre la suspensión. "La consellería de Sanidade y la ACB están en contacto y a partir de ahí el organismo tomará una resolución al respecto pero, lógicamente, se plantea la suspensión del partido", finalizó Tito Díaz.

Dos encuentros en Lugo para conjuntos de Badalona ya se aplazaron 

El Círculo Católico, en la temporada 1973- 1974, y el Joventut, en la 2018- 2019, tuvieron que viajar a la ciudad lucense dos veces 

La última visita del Joventut al Lugo se produjo el 24 de octubre de 2018. Sin embargo era el segundo viaje que el conjunto verdinegro realizaba al Pazo en menos de un mes y es que el equipo de Badalona tenía que haber jugado ese partido el 30 de septiembre.

Le había correspondido ser el invitado de lujo en el esperado retorno del Breogán a la Liga Endesa. Pero aquella primera jornada de la temporada 2018-19 quedará en el recuerdo porque el encuentro no se pudo disputar a causa de una avería en unos videomarcadores que se estrenaban precisamente en aquel encuentro.

Aunque, después de 45 minutos de infructuosos intentos para arreglar el dispositivo electrónico, los colegiados llegaron a plantear la posibilidad de jugar con cronómetro manual, solución a la que se negó el entrenador del Joventut, Carles Durán.

Curiosamente, el pasado martes, en un partido de la Eurocopa, no funcionó durante la primera parte el marcador del Olimpic de Badalona pero en este caso tanto Durán como Ibón Navarro, técnico del Andorra, decidieron seguir con el duelo. en 1973.

La otra ocasión en que un equipo de Badalona tuvo que repetir en la misma campaña el viaje a Lugo fue en la Liga 1973-74. Concretamente el 11 de noviembre de 1973 se enfrentaban en el Pabellón Municipal de Lugo, y también en la primera jornada de la máxima categoría del baloncesto español, Breogán y Círculo Católico de Badalona.

Cuando restaban 1.37 minutos para el final de la primera parte del choque, con el marcador en 35-42, se produjo un apagón eléctrico. Tras esperar más de hora y media se decidió suspender el partido, que se reanudó en otra fecha.

El Breogán se paraliza ante un nuevo positivo
Comentarios