miércoles. 04.08.2021 |
El tiempo
miércoles. 04.08.2021
El tiempo

La antesala de los play off

Larsen, durante el partido ante el Granada en el Pazo. SEBAS SENANDE
Larsen, durante el partido ante el Granada en el Pazo.
El Río Breogán busca este sábado en Granada un triunfo que lo confirme en la primera plaza de la tabla. Mindaugas Kacinas es seria duda

Con solo cuatro jornadas para la conclusión de la segunda fase de la liga, el Río Breogán afronta este sábado por la tarde (19.00 horas en el Palacio de los Deportes de Granada), ante el Covirán un partido que puede considerarse como una muy buena prueba del estado de ambos equipos de cara a los inminentes y determinantes play off. Los dos equipos son serios aspirantes al ascenso de categoría. El Breogán visita una de las canchas más complicadas —el Granada en toda la temporada solo cedió en tres partidos como local— y a un rival que, además de jugarse todas sus opciones de poder aspirar a luchar por la primera plaza llega a este partido con la necesidad de compensar la derrota y la mala imagen ofrecida en la jornada pasada ante el Básquet Coruña. Cabe esperar, por lo tanto, un Granada muy motivado y consciente de lo que se juega en el encuentro de este sábado.

Además de estás circunstancias, el conjunto lucense tendrá que encarar el partido con la seria duda de la presencia de Mindaugas Kacinas. Aún en el hipotético caso de que el lituano pueda jugar, el hecho de no haber podido entrenar con el resto del grupo durante la semana ha impedido a Diego Epifanio preparar el encuentro en las mejores condiciones. No hay que insistir en la importancia de Kacinas en el juego del Breogán y en especial en este partido en el que el lituano es, en principio y por sus características, la mejor opción para la defensa de una de las referencias del equipo andaluz como es Alex Murphy, tercer máximo anotador del equipo y uno de sus mejores tiradores ( un 41% de aciertos en triples).

Para el Río Breogán, además de buscar una victoria que prácticamente le aseguraría la primera posición del grupo, es una ocasión inmejorable para demostrar que los altibajos sufridos en algunos partidos en esta fase, sobre todo en los terceros cuartos como ocurrió en la pasada jornada ante el Tau e incluso en la primera vuelta con el rival de este sábado, se han corregido y han dado paso a una mayor regularidad en el trabajo defensivo.

Ésta será una de las claves del encuentro como también la capacidad de los de Diego Epifanio para controlar el ritmo del encuentro. El Granada juega con un ritmo muy vivo y con el control que ejerce su pareja de bases, Lluis Costa y Christian Díaz que deben de convertirse en el principal objetivo de la defensa breoganista para impedir que puedan realizar su habitual juego ya que casi todo lo que genera el conjunto andaluz parte de estos jugadores. La presión de la defensa breoganista es un factor básico ante un conjunto como el andaluz que desperdicia 12,5 balones por encuentro, una media que le situa como el peor equipo del grupo en este aspecto después del Oviedo (13,7) y del Básquet Coruña (13,3).

Otro aspecto que puede resultar desequilibrante es el acierto en los lanzamientos triples. El Breogán y el Granada perdieron efectividad en esta faceta con respecto a la primera fase. El equipo lucense mantiene el número de triples intentados por encuentro, en torno a 20, pero su porcentaje ha caído desde el 31,5% de la primera fase al 28 % en los seis encuentros jugados en este ciclo de competición. Los andaluces, por su parte, tiran menos desde la línea de 6,75 metros —cuatro menos por partido— lo que les ha llevado de ser el equipo que más utilizaba ese recurso de todos los equipos LEB en la primera fase de la competición al ser uno de los que menos tiran, de hecho solo Breogán, Palma y Almansa buscan menos la canasta de tres puntos. Además, el Granada también luce menos acierto pasando del 36,1% al 33% actual. En esta faceta, de todas formas, el mayor peligro de los de Pablo Pin parte de tres jugadores, Bropleh, Costa y Murphy, los tres con un porcentaje de aciertos por encima del 40%.

Aunque el triunfo es el lógico objetivo de los dos contendientes, el conjunto breoganista deberá, como mal menor, cuidar el average teniendo en cuenta que el partido disputado en Lugo, el triunfo local se produjo por siete puntos de diferencia (85-78) . En el conjunto granadino reaparecerá Alejandro Bortolussi que no jugó en A Coruña por molestias en un gemelo.

La antesala de los play off
Comentarios