martes. 21.09.2021 |
El tiempo
martes. 21.09.2021
El tiempo

La profundidad de banquillo del Lugo permite a Rubén Albés convivir con las bajas

2021091213302247208
Señé lucha por el balón Blasco, de la Real Sociedad B, ante la mirada de Chris Ramos. SEBAS SENANDE
Jugadores como Señé, Gerard o Chris Ramos emergen como mimbres clave

Profundidad de plantilla como antídoto contra las bajas que el Lugo acumulará en su duelo de este lunes (21.00 horas, GolTV) ante el Huesca en el Ángel Carro. La capacidad de doblar jugadores por puesto permite al conjunto rojiblanco que sus seis lesionados no supongan un quebradero de cabeza para el técnico, Rubén Albés, quien podrá alinear su once predilecto en este inicio de Liga.

En la enfermería permanencen con distintas dolencias físicas los zagueros Alberto Rodríguez y Pedro López, los centrocampistas David Mayoral, Juanpe y Sebas Moyano y el delantero José Ángel Carrillo. De los lesionados, Juanpe, David Mayoral y Carrillo parecen llamados a ser importantes para Albés, mientras que Alberto, Pedro y Moyano tendrán que pelear a lo largo de la temporada por contar para el técnico vigués.

Juanpe todavía no ha debutado, aunque su papel será clave para el funcionamiento del centro del campo en esta campaña. Su lesión de tobillo sufrida el 4 de agosto en el amistoso frente al Coruxo lo mantiene lejos del césped desde esa fecha. Sin embargo, sus sustitutos han cumplido en lo que va de curso.

En el actual sistema de Albés, con dos volantes en el centro del campo, Juanpe tiene cabida en los puestos de Hugo Rama o Señé, los dos futbolistas con los que se jugará un puesto de inicio. Mientras el andaluz tiene una mayor capacidad de asociación y genera mejor el fútbol de posición, Señé y Hugo Rama aportan otras virtudes al equipo.

El de Sant Cugat posee llegada y gol, capacidad de conducción para romper líneas de presión y no escatima en trabajo para la presión tras pérdida. Rama, por su parte, aporta golpeo a balón parado, mucho recorrido en el centro del campo y aparición desde la segunda línea. Ambos además pueden jugar en un costado, una opción que es más complicada de poder ver en Juanpe.

Otro de los importantes que están lesionados es David Mayoral. El abulense puede formar en los dos costados, tanto en la derecha a pierna natural para desbordar por fuera y centrar como en la izquierda a pierna cambiada para finalizar con disparo.

En el extremo diestro forma Gerard Valentín, el jugador más desequilibrante del ataque lucense. Capaz de desbordar con habilidad, el catalán es un peligro para las defensas por su capacidad para conducir y adentrarse en el área, donde suele sacar pases de gol o penas máximas. Diferente a Valentín es Iriome, más vertical y mens habilidoso, aporta velocidad y centro y ayudas al lateral.

En la izquierda, Chris Ramos aporta potencia y llegada con espacios, aunque le falta mejorar en la toma de decisiones para ser una dura alternativa cuando Mayoral vuelva de sus problemas de rodilla. También surge en ese puesto Jaume Cuéllar, al que apenas se le vieron unos minutos ante la Real Sociedad B y parece un jugador todavía por hacer.

Otro de los fijos, José Ángel Carrillo, cuenta con Joselu como alternativa, aunque el pequeño punta andaluz es muy diferente al murciano. El onubense es un punta más para ir al espacio, con capacidad para resolver en área pequeña, mientras que Carrillo es un clon de Manu Barreiro.

En la parte de atrás, con Ros, Alende y Xavi Torres o Pita con galones en la zaga, Álex Pérez asoma como aspirante a entrar en el once. Su mayor experiencia y salida de balón hace olvidar la necesidad de un defensa como alternativa a un Alberto Rodríguez que no ha jugado en Segunda.

La profundidad de banquillo del Lugo permite a Rubén Albés convivir...
Comentarios