Adiaratou Iglesias: "Me gusta competir con gente que es mejor que yo"

Aspira a alcanzar las finales en los próximos Juegos Paralímpicos de Tokio del verano y "luego ir a por todas"
Adiaratou Iglesias, en Dubai. EP
photo_camera Adiaratou Iglesias, en Dubai. EP

La atleta lucense con discapacidad visual Adiaratou Iglesias, doble subcampeona mundial, tiene claro que una de sus mejores cualidades es que es "muy competitiva" y que por ello le gusta correr contra "gente que es mejor" que ella y que no tiene ninguna discapacidad, mientras que, de momento, sólo se plantea alcanzar las finales en los próximos Juegos Paralímpicos de Tokio del verano que viene y "luego ir a por todas". 

"Yo compito con personas con discapacidad y sin discapacidad. Empecé en el atletismo con gente que no tenía porque soy muy competitiva y me gusta competir con gente que es mejor que yo. El año pasado quedé campeona gallega absoluta en 100 y 200 metros, que no me lo esperaba, sobre todo en el 100 porque salgo un poco tarde", señaló Iglesias en los Diálogos Paralímpicos organizados por Servimedia y con la colaboración de CaixaBank en los que participó con el atleta Orlando Ortega. 

La velocista lucense, natural de Mali, reconoció que si no hubiera acabado en Lugo, "quizá", no se hubiera dedicado a su deporte. "El atletismo es mi sueño desde que tenía los siete años y gracias a los cables que movió mi madre para que me sintiera cómoda cuando fui a Lugo me ayudó muchísimo", subrayó. 

Los Juegos de Tokio son para mí ya algo enorme. No quiero decir que voy a por medalla, pero es el objetivo

Iglesias comenzó a entrenar con Maximiliano Rodríguez, deportista también con discapacidad y que fue el que se percató de que tenía "velocidad". Con el paso de los años se vio que era "mejor en los 200 metros", pero no pudo competir a nivel internacional hasta prácticamente el año pasado ya que logró la nacionalidad española en 2018 "por la adopción" de su madre. 

"Si un deporte te apasiona te gusta llegar lejos. En el Mundial de Abu Dabi del año pasado no tenía ni idea de con quien iba a competir porque jamás lo había hecho a nivel internacional. Las marcas además no estaban saliendo, pero allí salieron", remarcó Iglesias, subcampeona del mundo en 100 y 200 metros de la clase T12.

"Los Juegos de Tokio son para mí ya algo enorme. No quiero decir que voy a por medalla, pero es el objetivo. El principal es llegar a las finales y luego entonces ir a por todas", prosiguió la velocista, que no cree que el coronavirus pueda provocar la cancelación del evento. "Lo están controlando mucho ahora en Japón", advirtió, al tiempo que vería bien que compartiesen Juegos deportistas con y sin discapacidad. "Todos podemos aprender de todos. Parece que cada uno estamos en una burbuja diferente, pero todos hacemos el mismo deporte y por qué no compartirlo, aprenderíamos mucho los unos de los otros", opinó. 

Comentarios