lunes. 17.01.2022 |
El tiempo
lunes. 17.01.2022
El tiempo

DZANAN MUSA

"Con 11 años anoté 63 puntos y me di cuenta de que tenía talento para el baloncesto"

Generated by  IJG JPEG Library
AppleMark
Dzanan Musa, durante la entrevista. XESÚS PONTE
El jugador bosnio repasa en esta entrevista su vida hasta llegar a Lugo, donde ha enamorado a la afición celeste

Una infancia difícil que ha marcado su personalidad como jugador de baloncesto. A sus 22 años, Dzanan Musa habla con la experiencia de un veterano y juega con la ambición de un debutante. Reconoce que su paso por la NBA fue "bueno", a pesar de todos los obstáculos que se encontró en un camino que nunca ha sido fácil para el líder del Breogán

Hablemos de su infancia. ¿Por qué empezó a jugar a baloncesto?

Jugaba a fútbol, era mi deporte e incluso ahora me gusta y lo sigo. Yo jugaba fútbol y mi hermano jugaba al baloncesto en la selección de Bosnia. A los 7-8 años era muy alto, mucho más alto que mis compañeros del equipo de fútbol. Eran más rápidos que yo y empecé a jugar a baloncesto por eso, por mi hermano, por la altura. Un día vi un partido de los Lakers de Shaquille O’Neal y Kobe Bryant, vi los puntos que anotaron, cómo jugaban y me pareció divertido. “Quiero ser como ellos”, pensé. Y así empezó todo.

¿Cuáles son sus primeros recuerdos del baloncesto en un equipo?

Teníamos un club en mi ciudad, en Bihac, y era increíble. Recuerdo ir a entrenar y ver a 20, 30 niños corriendo detrás de una pelota en una pista de baloncesto. Era increíble, pero cuando me di cuenta de que tenía talento fue más fácil para mí. Aprendí cuándo tirar, cuándo pasar, cómo moverme...lo cogí muy rápido. Recuerdo que mi primer tiro en el gimnasio lo metí y pensé: esto está bien. Puedo jugar a esto.

¿Cuándo se da cuenta de que tiene talento?

Con 10 o 11 años. Fui a Sarajevo y en un partido anoté 63 puntos. Con 12 años me di cuenta de que se me daba bien y me dije a mí mismo: soy bastante bueno, se me da muy bien. Y tuve muchos partidos así, con 40 o 50 puntos, pero ese partido de 63 puntos fue mi primer gran partido de gran anotación.

¿Fue una mezcla de todo? Altura, físico, movimientos...

Sí, nunca fui el jugador más fuerte físicamente. Siempre fui el de los movimientos, el que tenía buena mano. Con 11 o 12 años medía ya más de 1,80 pero estaba muy delgado, pesaba 60 o 65 kilos. No era fuerte pero era rápido.

Generated by  IJG JPEG LibraryAppleMarkSu personalidad como jugador es imposible de entender sin una infancia como la suya.

Mi padre era y es militar, en casa teníamos mucha disciplina, pero con once años ya vivía por mi cuenta, dejé mi ciudad natal y me fui a una gran ciudad por el baloncesto. Y tuve que sacarme las castañas del fuego no solo en la pista, también en la calle. Vienes de una ciudad pequeña a una gran ciudad, con ‘chicos de gran ciudad’ y es difícil si tienes once años y no sabes nada. Pero si sobrevives a algo así, si sobrevives a otra gran ciudad como Zagreb (Croacia) con 14o 15 años...te sientes preparado para todo. Con 18 años nada podía sorprenderme.

Dos partidos seguidos aplazados en ACB. ¿Cómo afectará esta situación al equipo?

Intentamos que no nos afecte pero es duro, claro. Queremos jugar, y cuando no juegas dos partidos seguidos se hace difícil. Queríamos jugar en Bilbao pero los técnicos no lo permitieron, así que nos preparamos para el difícil partido contra Andorra.

¿Ha sido mala suerte?

No es mala suerte. También lo ha sido para el Bilbao. Es lo que hay, nos preparamos para el siguiente partido y ya está. Somos profesionales y seguimos juntos.

¿Cómo se encuentra el equipo físicamente después de esta situación?

Ningún problema. El equipo trabaja duro, tiene energía cuando entrena. Además he jugado dos partidos con la selección, para mí ha sido algo más fácil pero mis compañeros están listos para jugar.

¿Está plenamente recuperado del covid?

Sí. No me afectó en absoluto y tampoco afectó al equipo.

¿Cómo fueron esos días con la selección de Bosnia? ¿Habló del Breogán con Sulejmanovic?

Sí, hablé con él y me contó que estuvo en ACB y después descendieron a LEB Oro y que los aficionados, pese a todo, mantuvieron su apoyo al equipo. Es una sensación increíble, porque aunque el Breogán pierda, los aficionados están con nosotros. Es especial formar parte de este club.

¿La NBA fue una mala experiencia?

Fue buena experiencia. Jugué con Kyrie Irving, Kevin Durant, contra Lebron James, contra los mejores. Estuve en el último partido de Dwayne Wade, Dirk Nowitzki, Vince Carter...es un sueño. Y estuve tres años en la NBA, eso te da experiencia. He jugado Eurocup, Euroliga, ACB, NBA, con 22 años...es bueno.

¿Cómo fue jugar contra esas leyendas del baloncesto?
 
Muy duro, claro, pero ves lo profesionales que son con su trabajo. Siempre al 100%. Aprendes mucho de ellos. Para mí Kevin Durant es el mejor del mundo ahora mismo. Su mentalidad es increíble.

¿Durant es un ejemplo? Se recuperó de una lesión grave y ha vuelto a su mejor nivel.

Sí, estuve con él durante la recuperación y es increíble lo concentrado que estaba. Cada movimiento, cada paso que daba para volver a ser el mejor. Aprendí mucho de esa mentalidad de ‘killer’.

¿Qué fue lo más difícil de jugar en Brooklyn? ¿La falta de minutos?

En la primera temporada sí. Jugué en la G-League, 20 puntos por partido...ganamos la conferencia este, llegamos a la final. Fue una buena experiencia, pero en la segunda temporada, cuando jugué con Brooklyn lo que más noté fue la cantidad de viajes y partidos. Cuatro partidos en una semana, y así cada semana y se hizo duro. Pero eso es la NBA.

Mejoró mucho físicamente.

Sí. Tienes que hacerlo. Tienes que comer bien, dormir bien. Tienes que prestar atención a todos los detalles, el gimnasio. Todo.

¿Se siente una de las estrellas de la Liga Endesa?

(Risas) Es difícil reconocerse como tal, me mantengo humilde en cada partido, en cada entrenamiento intento mejorar. Puedo estar entre los mejores, por qué no, pero sin el equipo no lo lograría. El equipo es lo más importante. Esto no es tenis, no es un deporte individual. Necesitas que tus compañeros den su mejor versión y además tenemos un par que son de los mejores de la Liga. Nuestro equipo crece partido a partido y me ayudan a ser mejor cada día. 

Generated by  IJG JPEG LibraryAppleMark¿Se refiere a Mahalbasic y Trae Bell-Haynes?

Sí, también Lukovic, Kalinoski...todos intentan dar su mejor versión y están creciendo desde el primer partido.

Vino a Lugo para recuperar la confianza en su juego. ¿La perdió en la NBA?

No la perdí, siempre he tenido confianza, desde que era joven, pero si no juegas durante un año es duro. Jugué 55 partidos en Brooklyn en mi segundo año pero el primer año y el último no jugué mucho y fue duro. Pero estoy aquí para demostrar que puedo jugar al máximo nivel en Europa, y creo que lo estoy demostrando partido a partido.

¿Cuál es la clave de recuperar la confianza en Lugo? ¿Paco Olmos? ¿Los compañeros?

La principal razón es Paco. Es increíble como entrenador. Me llamó antes de la temporada y me dijo: escucha, es la mejor Liga de Europa. Si vienes aquí vas a tener libertad, confianza, vas a poder hacer muchas cosas sobre la pista que no hacías en la NBA. Me gustó el proyecto y quise venir. Y cuando llego y veo el equipo, lleno de talento, siento que acierto. Es una combinación de todo.

¿Cómo es Paco Olmos como entrenador?

Es un amigo. Te llama para hablar de cosas que nada tienen que ver con el baloncesto. Sobre tu familia, si necesito algo. Es una sensación especial, pero no solo conmigo, con todos los miembros del equipo.

¿Lo más duro de la ACB?

Muchísimo talento, tiradores en todos los equipos, físicos de primer nivel. Es difícil atacar y es difícil defender. Es la mejor liga de Europa.

15 puntos, 4 rebotes y 2 asistencias por partido. ¿Satisfecho?

Créeme: no me importan las estadísticas. Lo único que me importa ahora mismo es estar en la Copa y en los play offs. Si eres un líder no puedes mirar las estadísticas o por ti mismo. Me encanta cuando mis compañeros anotan más puntos que yo y hacen partidazos. 

¿Tiene alguna rutina, manía o superstición?

Antes de los partidos me pongo la bota derecha primero y para entrar en la pista lo hago con el pie derecho. Nada más.

Empieza la temporada con un partidazo contra Tenerife. 25 puntos y 35 de valoración.

Trabajé mucho este verano mi mentalidad y mi físico. Llegué al partido y me dije a mí mismo: juega al baloncesto y olvídate de todo lo demás. Quería dar mi 100% y la primera canasta entró y el resto es historia. Jaja. Necesitaba meter esa primera canasta y el resto llegó solo.

¿No sintió presión?

No, ninguna. Soy un tipo religioso, cada situación en el baloncesto es divertida, me lo tomo así. Empecé en esto con 8 años, nadie me pagaba por ello, lo hacía porque me encantaba. Y así lo hago hoy, aunque juegue delante de 10.000 personas. Me da igual. Sin presión, solo lo disfruto.

Debuta en Euroliga con 16 años y siendo defendido por una leyenda como Spanoulis. ¿Qué recuerda de todo aquello?

Íbamos 0-0 y me tocó defender a Spanoulis. Lanzó delante de mí, falló, cogimos el rebote y atacamos. Un compañero lanza, cojo el rebote ofensivo y me hacen falta. Anoto los dos tiros libres y nos ponemos 2-0. En la siguiente posesión anoto un triple y nos ponemos 5-0. Solo anoté esos cinco puntos (risas). Pero fue una experiencia impresionante jugar contra Spanoulis. Tengo 22 años pero he jugado ya muchos partidos, siento que tengo experiencia.

"Antes de los partidos me pongo las mejores jugadas de Kobe Bryant en YouTube"

¿Ha tenido algún problema político con algún compañero de algún país vecino? Todos recordamos cómo se rompió la relación entre Divac y Petrovic.

No, eso pasó hace 30 años y aquí, de hecho, tenemos un ejemplo perfecto. Lukovic es de Serbia, Mahalbasic es de Eslovenia, yo soy de Bosnia. Y somos los mejores amigos. Son cosas del pasado y no nos importan.

Ha comentado en varias ocasiones que Kobe Bryant es su ídolo. ¿Aprendió de él viendo sus videos?

Incluso ahora lo hago. Antes de los partidos me pongo sus mejores jugadas en YouTube pero no por cómo juega, sino por su mentalidad. Cómo habla del baloncesto, la ‘mamba mentality’. Cuando sales a una pista, coges el polvo, lo hueles y se acabó. Tienes que hacer todo para ganar. Y yo soy así.

Ha dicho que para usted es el mejor de la historia. ¿Es consciente de que es una opinión controvertida? La gente suele elegir a Michael Jordan o incluso LeBron James.

Dedicó su vida al baloncesto, no le importaba nada más. Murió con 42 años y solo el hecho de que jugó toda la vida al baloncesto, cómo lo hizo, dejando a su familia detrás... Y cuando tiene la oportunidad de vivir su vida, ocurre la tragedia. Solo eso, su dedicación al baloncesto, su vida entera, su último partido de 60 puntos... Increíble sensación verle lanzar en su último partido contra Utah Jazz, en un partido que los Lakers no tenían ganado y que necesitaron de su talento. Mamba mentality. Un jugador especial.

¿Está cansado de hablar de su relación con Luka Doncic?

No, qué va. Es un grandísimo jugador de baloncesto, gran persona y mi gran amigo. Le deseo lo mejor pero cada uno tiene su carrera y cada uno tiene su camino.

¿Mantiene el contacto con él?

Hace meses que no hablamos por la diferencia horaria, pero sigo todo lo que hace.

Pazo dos Deportes. ¿Los mejores aficionados de su carrera?

(Piensa durante diez segundos) Lo son. Intento pensar en otros. Pienso en los aficionados de mi país en el último partido que jugué en casa con la selección y es una atmósfera muy parecida. Tras el Pazo y la afición bosnia colocaría a los aficionados del Partizan. 

Más personal

¿Lugar favorito de Lugo?

Vivo dentro de la muralla y comparto edificio con Mahalbasic. Tenemos una cafetería que nos encanta y a la que vamos todos los días a tomar café en la calle San Pedro.

¿Qué hace cuando está en casa?

Netflix y estar con mi novia. Y quedo mucho con Mahalbasic, porque vive en el piso de abajo. A veces intentamos que venga Lukovic pero si viene rompemos el edificio (risas).

¿Qué ve en Netflix?

Estoy viendo la última temporada de La Casa de Papel. Me quedan dos episodios, no quiero spoilers por favor (risas).

¿Qué le parece Lugo?

Muy pequeña pero muy especial. El tiempo estos días es duro, sobre todo cuando no juegas y llueve. Pero me centro en entrenar y espero jugar este domingo por fin. Cuando jugamos estamos todos mejor, y además en el Pazo es difícil ganarnos. Si ganamos da igual que nieve o que llueva, estaremos todos felices.

¿Usa mucho el coche? ¿Ha tenido algún problema?

Lo uso para venir a entrenar y he hecho varios viajes, he ido a Santiago e incluso a Oporto, en Portugal, con mi familia. Si has conducido en Estambul y en Nueva York, como yo, puedes con cualquier ciudad.

¿Su comida favorita de Lugo?

El pulpo. Ayer cené pulpo, de hecho. Lo pedí a domicilio porque llueve y prefiero no salir a esas horas. Y con pimentón, que lo es todo.

Le gusta el fútbol. ¿Sigue el CD Lugo?

Al principio sí pero ahora mismo no mucho. Sigo todas las ligas, en Bilbao vimos varios partidos, del Barça, Real Madrid, Atlético, Real Sociedad...lo veo porque Dzeko es amigo mío y sigo todo lo que hace. Ahora mismo sigo mucho al Inter por eso. En España apoyo al Atlético, también por Sergi Quintela, que es muy del Atlético.

"Con 11 años anoté 63 puntos y me di cuenta de que tenía talento...
Comentarios