William Carvalho defiende ante el juez que las relaciones con la denunciante fueron consentidas

El juzgado acordó la puesta en libertad del jugador del Betis sin medidas cautelares tras prestar declaración por una presunta agresión sexual contra una mujer el pasado verano 
William Carvalho, a su salida de los juzgados de Sevilla este martes. JULIO MUÑOZ (EFE)
photo_camera William Carvalho, a su salida de los juzgados de Sevilla este martes. JULIO MUÑOZ (EFE)

El futbolista portugués del Real Betis Balompié William Carvalho ha acudido este martes al Juzgado de Instrucción número 9 de Sevilla, para comparecer como investigado por un presunto delito de agresión sexual que le atribuye una mujer, negando él tal extremo y asegurando que los dos contactos mantenidos con esta persona fueron consentidos.

El jugador del Real Betis había sido citado por dicha instancia judicial tras ser denunciado por una mujer por un presunto delito de agresión sexual, toda vez que su comparecencia ante el juez se ha prolongado algo más de 20 minutos, desde las 9.30 horas hasta poco antes de las 10.00 horas.

Durante su comparecencia judicial, según han informado fuentes del caso, el jugador habría negado toda agresión sexual, explicando que sólo ha tenido dos contactos con su denunciante, uno primero en Ibiza y el segundo en Sevilla el pasado 9 de agosto, manteniendo en ambos casos relaciones plenamente consentidas por ella. En su comparecencia judicial ha participado además por videoconferencia el letrado de la mujer denunciante, que habría prestado declaración la semana pasada para ratificar la denuncia.

Tras escuchar la comparecencia del futbolista, el Juzgado de Instrucción número nueve ha acordado la puesta en libertad del futbolista sin medidas cautelares, aunque "su condición sigue siendo la de investigado", por lo que "juzgado mantiene las diligencias abiertas", ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

Aunque el asunto está actualmente siendo tramitado por el Juzgado de Instrucción número nueve de Sevilla, tanto dicha instancia como el Juzgado de Violencia sobre la Mujer de Ibiza donde fue denunciado inicialmente el caso se han inhibido recíprocamente el uno en favor del otro, con lo que será el Tribunal Supremo quien determine qué instancia continúa con las actuaciones.

Más en Deporte General