domingo. 29.03.2020 |
El tiempo
domingo. 29.03.2020
El tiempo

Tontxu: "Probamos un disco siguiendo la comitiva fúnebre de Kirchner"

Tontxu. EP
Tontxu. EP
El humorista Gila le aconsejó que se dedicase a su devoción: la música. Lo respetaba y le obedeció. Él y sus canciones llevan treinta años juntos. Se ha arruinado, se ha alistado a Gran Hermano, ha grabado diez discos. Sigue en pie. Este fin de semana toca en Lugo y Santiago

Tontxu (Bilbao, 1972) llegó a Madrid agotándose los años 90. Empezó a actuar por los locales para voz y cuerda. No tardó en fichar por Emi Odeón, pues en aquel tiempo no había multinacional sin cantautor. Tardaron lo mismo en ficharlo que en ignorarlo, como al resto. El músico compone ahora en la sierra de Gata, "entre Extremadura, Castilla y León y Portugal; rodeado de naturaleza y de los toros bravos de Victorino y Domecq". Este sábado toca en el Jagger Lounge de Lugo, a las 21.00 horas —junto a David Prado—, y este domingo, a las 20.00 horas, en la sala Sónar de Santiago.

¿Puede contarme lo que viene a hacer en Galicia?

Voy a comer marisco, fundamentalmente. Me gusta mucho tocar en Galicia para poder comer pulpo. Si le parece podemos dedicar la entrevista a hablar de comida. El mejor pulpo que he comido en mi vida fue en Ferrol, mientras producía el disco de Andrés Suárez Maneras de romper una ola.

Ya que cita a un cantautor, sigamos hablando de música. Presenta su disco Tr3inta y tr3s.

Hablemos de música. En el concierto haré un repaso de mi carrera. Estaré yo solito, con mi guitarra, humilde, que es como nacieron las canciones y como el público puede saber si merecen la pena. Cojo temas de la memoria; desde los primeros que compuse, con 17 años, hasta los de ahora, con 47 años.

¿Improvisa?

No, no. Tengo un repertorio. He compuesto cientos de canciones. No me acuerdo de todas y hay otras que no me apetece tocar con la guitarra sola porque no aguantan bien.

¿Por ejemplo?

No voy a cantar Somos de colores, por ejemplo.

Estaré solo con mi guitarra, que es como nacieron las canciones y como el público puede saber si merecen la pena

Decía que tocará usted sólo. Hay conciertos en los que lo acompaña la voz de su hija Leire, de 14 años. Le dedica una canción de su último disco, Adolescente.

Mis hijos siempre están en mis discos. Tengo tres. Primero tuve dos hijas y, por fin, tengo un varón. Tiene año y medio. Se llama Bosco.

¿Como el santo?

Como el pintor. Lo del santo... bueno. Espero que aprenda a ser feliz, no como su padre.

Fue feliz grabando el disco Solo en la Patagonia argentina.

Visité el Perito Moreno y me quedé ‘achorrao’ mirándolo. Me fui a medio vivir allí.

Ese disco lo arruinó.

Fue por culpa de los aranceles que puso el presidente, Néstor Kirchner. No podía sacar del país las 2.500 copias que me habían fabricado allí por lo que me cobraban en la aduana. Fueron seis meses.

Se vengó siguiendo en coche su comitiva funebre.

Eso sucedió antes, cuando acabamos de grabar. El ingeniero de sonido y yo nos subimos a un coche para escuchar el máster. Queríamos ver cómo sonaba en un teléfono móvil. Kirchner era de Río Gallegos y murió allí. Al pasar ante su casa, vimos un coche fúnebre y lo seguimos. Se llevaban al señor difunto al aeropuerto para enviarlo a Buenos Aires; pero, vamos, que me daba igual.

Participar en ‘Gran Hermano’ fue la mayor pérdida de tiempo de mi vida, pero repetiría si me pagan como entonces

A raíz de encontrarse sin dinero aceptó entrar en Gran Hermano.

No hubo una relación directa. Yo siempre ando tieso, pero me conformo con poder comer cada día. Estaba en Bilbao y me llamó el director de la discográfica. Que si quería entrar en Gran Hermano. Le dije que estaba liado grabando, que me dejase en paz. Me mandó un SMS indicando lo que pagaban. Pensé: "Entre lo que debo y lo que callo... tengo que aceptar". Entré para buscarme la vida, para salvar los muebles. Fue la mayor perdida de tiempo de mi vida. Me aburrí mucho.

¿Repetiría?

Si me pagan como entonces, sí.

"Gila me dijo que el mayor premio que había recibido es una canción que le dediqué"

EN TR3INTA Y TR3S se dedica una canción a usted mismo. Sencillamente sencillo.

Hay canciones que omiten tanto la letra que dan idea de un concepto que se repite con una buena base rítmica que lo sostiene. Es un mensaje hacia mí.

En el tema se aconseja conformarse con la alegría de lo sencillo.

No queda otra. Tengo las canciones y la cerámica que hago.

Siguió el consejo de Gila de dedicarse a su pasión. Miguel Gila me escribió una carta, que es mi premio Grammy. No me dan premios, pero tengo una carta de Gila enmarcada en el salón. A mi padre le gustaba mucho Gila. Me pasé la infancia oyendo los chistes de Gila. El humor son Gila, los Luthiers y Moncho Borrajo. Borrajo me enseñó a hacer canciones. Pedía al público que le dijese tres palabras y les hacía una canción. Dediqué un tema a Gila, se lo mandaron. Me envió una carta firmada por su mujer, su hija y él. Me decía que le habían dado muchos premios, pero que el mejor había sido esa canción.

Tontxu: "Probamos un disco siguiendo la comitiva fúnebre de Kirchner"
Comentarios