sábado. 04.04.2020 |
El tiempo
sábado. 04.04.2020
El tiempo

José de Cora: "Mario era un pobre 'miñaxoia"

José de Cora, entre Miguel Caraduje y Jorge de Vivero, durante la presentación de 'Mario habla'. VICTORIA RODRÍGUEZ
José de Cora, entre Miguel Caraduje y Jorge de Vivero, durante la presentación de 'Mario habla'. VICTORIA RODRÍGUEZ
El escritor y periodista lucense José de Cora presentó el viernes Habla Mario en el Círculo das Artes ► Explicó que el protagonista estaba "subyugando sexualmente" por su mujer, Carmen Sotillo

El escritor y director general de El Progreso José de Cora remarcó ayer durante la presentación en el Círculo de las Artes de Lugo de su nueva novela, Habla Mario (Edhasa), que se trata de "la parte masculina de una novela femenina" y que Mario, el protagonista, "era un pobre "miñaxoia" incapaz de decir lo que pensaba con tal de no armar conflicto".

a obra es la "necesaria" respuesta del difunto Mario a la célebre Cinco horas con Mario de Miguel Delibes. El autor reconoció que es "raro" que "alguien entre en la historia novelística de otro autor", pero, tras una labor de investigación, descubrió que no es la primera vez que ocurre en el mundo de la literatura. "Ha ocurrido por ejemplo con Shakespeare, con Agatha Christie e incluso Isabel Allende se atrevió a contar la historia del nacimiento de El Zorro. No me tiren plátanos ni frutas, porque no soy el primero".

José de Cora, que abrió su intervención reconociendo que jugaba "en campo propio", desgranó el comienzo del libro y cómo Mario, fallecido, pide permiso a las autoridades (San Pedro) "porque lo están poniendo a caldo sin que él pueda ajustar cuentas. Arriba debieron ver justicia en la situación, porque le abrieron las puertas".

El autor explicó que para adentrarse en la novela necesitó "releer" la original de Delibes y "volver a ver" la adaptación teatral que Lola Herrera representa desde hace más de 40 años. "En el teatro me di cuenta de que me había acercado demasiado a Delibes, por lo que decicí retraerme y escribir desde la barrera, también para evitar una comparación que no tendría ningún sentido".

El protagonista, Mario, De Cora explicó que estaba "subyugado sexualmente" por su mujer, Carmen Sotillo, al ser un hombre "sin otras experiencias amatorias hasta que llegó su punto final". Sobre Carmen, por el contrario, dice que "utilizaba a los hombres, se dejaba ver en determinados lugares manoseada por un novio sin posibilidad, para llamar la atención de Mario, que acabó completamente atrapado en ese juego".

En la presentación de la novela participó el también escritor y profesor de Literatura Jorge de Vivero, quien destacó el "atrevimiento" de De Cora a la hora de escribir una novela "que era necesaria". "Durante décadas he dado en clase Cinco horas con Mario y jamás se me había ocurrido la idea de que ahí había otra novela en la que Mario contestaba. Era de cajón".

Además del atrevimiento "de coger algo de un autor como Miguel Delibes, el novelista más importante de la segunda mitad del siglo XX junto con Camilo José Cela", Jorge de Vivero señaló la "capacidad de recursos para llevar a buen puerto ese atrevimiento". Según señaló, "hacía falta mucho pulso y estar muy seguro de sí mismo, de los recursos que uno tiene, para atreverse a dialogar, a hacer metaliteratura con Delibes".

"Mario no empata en la novela. Gana de goleada porque el chaparrón que le cae a Carmen es de carajo"

Celebró que De Cora se alejase del autor vallisoletano para escribir la novela. "Es el miedo que tenía cuando me dijo que iba a hacer esto, que intentase dar el tono Delibes al libro; pero lo que me encontré es una novela 100% Cora". Para el profesor, Habla Mario encierra "al auténtico y buen vino De Cora en una botella de Delibes, pero lo que sale de ahí es un producto José de Cora puro". De Vivero justificó esta apreciación destacando el humor, el tono de la novela, "que nadie habla de ello y es políticamente incorrecto en muchos casos", lo que "quizá enfade a alguna feminista", opinó.

Para el experto en narrativa, la gran virtud de la obra es que "por el precio de una, el lector se encuentra con todos los recuerdos y alusiones a la novela de Delibes y con un De Cora puro, perfectamente engarzados".

"DÍA CLAVE". Respecto al día elegido para la presentación, De Vivero apuntó que era "clave". En primer lugar, "por el comienzo de la campaña electoral", bromeó, y, en segundo lugar, porque estamos en época de acudir a los cementerios y aquí De Cora nos presenta un muerto ilustre de la literatura que coge la palabra y que no empata el partido, lo gana por goleada". Y según el profesor, Mario gana el partido por goleada "no por machismo, porque José aclara que se refiere a una mujer, no la mujer".

Por último, el escritor habló de las dos Españas, "un tema subyacente pero que aflora en la novela con esa frase "no supimos hacerlo", porque ni ellos ni las dos Españas supieron armonizarse, entenderse, y por ello, aunque la novela es divertidísima, el resultado es triste, porque habla de la infelicidad de dos personas", explicó. "Al pobre Mario lo dejamos como un ser pasivo, callado, que lo era en vida, pero el chaparrón que le echa a su mujer es un acto de justicia. Se venga del carajo", concluyó el encargado de mantener un diálogo con el autor de Habla Mario.

De Cora y De Vivero estuvieron acompañados por Miguel Caraduje, presidente del Círculo de las Artes, que destacó la vinculación tanto del autor como de su familia con el lugar elegido para presentar en Lugo la novela.

José de Cora: "Mario era un pobre 'miñaxoia"
Comentarios