Miércoles. 21.11.2018 |
El tiempo
Miércoles. 21.11.2018
El tiempo

Cómo estar tranquilos durante el sueño de los bebés

recien nacido
recien nacido

Las cunas colecho son especiales para colocar junto a la cama de los adultos y tenerlos vigilados durante la noche

Los padres que acaban de tener un hijo saben desde el primer día que el sueño no va a ser lo mismo desde el día del nacimiento. Preocupación, llantos, intranquilidad son algunas de las sensaciones que se van a hacer comunes durante tiempo. Mucho tiempo. El temor y el miedo a que pase algo a los bebés mientras duermen va a ser una constante. Por ello, hay que tomar las medidas pertinentes para reducir al máximo posible estas sensaciones.

Como estos sentimientos de preocupación no son nada nuevos, los fabricantes de productos específicos para bebés no dejan de desarrollar e innovar en la creación de nuevas soluciones que hagan la vida de los padres, y de los bebés, más fácil. Entre estas soluciones están las denominadas cunas colecho, una excelente solución para que los padres estén más tranquilos durante la noche ya que se pueden colocar o anclar al lado de la cama de los adultos, pudiendo tenerlos vigilados durante la noche.

Por ello, una de las primeras decisiones que se deben tomar, y más acertadas, consiste en la de adquirir una cuna colecho lo antes posible. En caso de tener dudas sobre modelos o sobre cuál es la mejor se puede echar un vistazo en Cosasparabebes.net, portal donde ofrecen un excelente análisis sobre diferentes modelos e informan sobre cuál es la mejor cuna colecho de este 2018.

Aquí lo que vamos a hacer es ofrecer unos consejos y recomendaciones que hay que seguir a la hora de escoger la cuna más adecuada para nuestros intereses. En este sentido, primero hay que tener en cuenta algunas características que debe tener la misma como, por ejemplo, el tamaño y la resistencia. Una vez tengamos claro estos puntos, que tendrán que ver también con el espacio que disponemos en la habitación, podremos valorar otras cuestiones como los accesorios que se pueden incorporar a una determinada cuna de lecho, así como los ajustes de altura que dispone y la facilidad de movimiento.

Este último punto hace referencia a la opción que ofrecen este tipo de cunas a la hora de mecer al bebé a la hora de dormir. Existen algunas cunas que ofrecen la posibilidad de hacerlo mientras que otras, por el contrario, tienen una estructura estática con la que no es posible hacerlo. Así que este punto también es relevante a la hora de escoger uno u otro tipo de cuna colecho.

Los cojines de lactancia, indispensables en casa

La lactancia materna es muy especial. Tanto para la madre como para el bebé. Sin embargo, también puede ser un momento muy duro y cansado para la progenitora. Por ello, la utilización un cojín de lactancia puede ayudar a reducir este malestar y hacer más cómodo este momento tan especial.

La almohada de lactancia no es ni más ni menos que un accesorio diseñado para soportar mejor al bebé, colocándolo en una postura correcta de amamantamiento. Por ello, es un producto especialmente útil para la madre que debería de estar en todos los hogares en los que haya un bebé.

Aún más si en una casa conviven gemelos. En estos casos el trabajo de la madre es mucho mayor y por tanto también se puede incrementar el esfuerzo dedicado a la lactancia con los dos bebés. Para solventar esta situación y minimizar el esfuerzo hay un cojín de lactancia gemelar en esta web que puede ser especialmente interesante para las madres de gemelos.

Esta almohada tiene la característica de que es doble y, por tanto, tiene el espacio suficiente para acoger a los dos niños y darles la leche al mismo tiempo. Una alimentación que, por otro lado, es aconsejable hacerlo al mismo tiempo entre gemelos, ya que mejor su desarrollo biológico.

En cuanto a la forma de este tipo de cojín de lactancia doble suele tener una forma de U, con la capacidad y el espacio suficiente para acoger a los dos bebés y darles de comer al unísono, ya que cada uno se colocará en los respectivos laterales de la almohada. En el mercado existe una gran variedad de almohadas y cojines para gemelos, por lo que la principal dificultad estará en escoger el modelo más adecuado.


A la hora de tomar la decisión es recomendable ver el tipo de material con el que está fabricado. Al respecto, los más acertados son los que tienen un relleno natural que, incluso, pueden llegar a aliviar contracciones musculares. Los fabricados con poliéster, por su parte, tienen la ventaja de que pueden tener una forma más grande y compacta. No obstante, tienen la desventaja de que al ser un material sintético puede calentarse demasiado y hacer sudar a los bebés con facilidad.

Cómo estar tranquilos durante el sueño de los bebés
Comentarios