El temporal deja en Lugo vientos de 147 kilómetros por hora y hasta 90 litros de lluvia

Un desprendimiento de tierra cortó la línea férrea entre las localidades de Ortigueira y Viveiro ► Las comarcas de A Mariña y A Chaira fueron las más afectadas por el desbordamiento de ríos
Los efectos del temporal en A Mariña y A Chaira. PALEO M.R. EP
photo_camera Los efectos del temporal en A Mariña y A Chaira. PALEO / M.R. / EP

El temporal que afectó a la provincia este fin de semana dejó este domingo rachas de viento de hasta 147,1 kilómetros por hora en O Xistral (Muras), y un acumulado de lluvia de hasta 90,8 litros por metro cuadrado en el Alto do Poio, en Pedrafita, según datos de Meteogalicia.

La LU-161, cortada. M.R.
La LU-161, cortada. M.R.

Las abundantes precipitaciones afectaron a toda la provincia, en donde llovió de forma intensa durante buena parte de la jornada. Las temperaturas, por su parte, experimentaron un ligero ascenso con relación al sábado. O Valadouro marcó la máxima gallega con 15,9 grados, mientras que las mínimas lucenses fueron para Cervantes y Pedrafita con 2,1 y 2,3 grados centígrados, respectivamente.

A Mariña: interrumpido en Feve

Un desprendimiento de tierra sobre la vía obligó a interrumpir la línea férrea entre Ortigueira (A Coruña) y Viveiro (Lugo), que ya desde la mañana estaba también afectada por la caída de árboles entre las localidades coruñesas de Ortigueira y Cerdido.

En Viveiro la lluvia hizo que se desbordase el río Landro, cuyo nivel aumentó todavía más hacia las cinco de la tarde por la pleamar. El agua obligó a cortar la carretera LU-161, que comunica con Ferreira do Valadouro, siendo reabierta poco antes de las nueve de la noche al bajar el caudal.

Cuando estaba la vía cortada por la crecida, la Policía Local y Protección Civil ayudaron a un matrimonio que regresaba a su casa a llegar hasta el domicilio, situado a la altura del kilómetro 1 del vial.Vecinos del barrio de Xunqueira en Viveiro también alertaron del nivel del río Fontecova, que estuvo a punto de desbordarse.

A Chaira: crecida de ríos

Las abundantes precipitaciones provocaron en A Chaira la crecida de los ríos Parga, a su paso por Guitiriz y Begonte, y Magdalena, en Vilalba. Allí, se tuvo que cortar el paseo fluvial y la carretera que une O Carrizo, en Santaballa, y Codesido.

En Baamonde, un vehículo tuvo que ser retirado por la grúa cuando intentó cruzar por el paso soterrado de la vía del tren, que estaba inundado. El Eume en As Pontes también causó inundaciones y además, ayer por la tarde se realizó un vertido controlado en la presa de A Ribeira.

En Paradela el agua obligó al cierre temporal de la ruta del río Loio, en Baralla los bomberos de Sarria acudieron para retirar un árbol que al caer derribó un poste de la luz y en Lugo capital llamó la atención el aumento de caudal del río Rato.

Previsión. La inestabilidad seguirá afectando hoy a la provincia, con precipitaciones que se prevén persistentes durante toda la jornada y que serán de nieve por encima de los 800 metros.