Llega la segunda ola de calor del verano: otra vez más de 40 grados

El episodio empezará a sentirse el viernes y se intensificará el fin de semana ► El sur de Lugo rebasará los 30 grados y A Mariña no llegará a 20
Una turista bebe agua para combatir el calor, en Córdoba. EFE
photo_camera Una mujer bebe agua para combatir el calor. EFE

Llega la segunda ola de calor del verano a la Península y Baleares, que se dejará sentir ya este jueves pero que será a partir de mañana viernes cuando vuelva a disparar las temperaturas por encima de los 40 grados, según avanzó el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología Rubén del Campo.

Tras un miércoles inestable y tormentoso en buena parte del país, este jueves se asentarán las altas presiones en niveles medios y altos de la troposfera asociadas a aire cálido; y también predominaron las altas presiones en superficie. Como consecuencia de todo ello, la atmósfera se estabilizará, de manera que los cielos permanecerán poco nubosos y no habrá grandes movimientos de aire. Al prolongarse esta situación se irá produciendo un calentamiento progresivo. "Esto se va a traducir en un ascenso paulatino y generalizado de las temperaturas, tanto máximas como mínimas, que podría desembocar, a partir del fin de semana, en la segunda ola de calor del actual verano, situación que se podría prolongar hasta mediados de la próxima semana o tal vez más", alertan en Aemet.

Eso llevará el mercurio por encima de los 40 grados a los valles del Tajo, Guadiana y Guadalquivir, donde puntualmente podrán rebasarse los 42, prevé Aemet. También se superarán los 40 grados en el valle del Ebro y puntos del Duero, sobre todo, en el oeste de Castilla y León y también en el sur de Galicia.

En Canarias, la llegada de una masa de aire africano también va a provocar un aumento notable de las temperaturas a partir del viernes, por lo que "se podría hablar también de una ola de calor en el archipiélago". El archipiélago experimentará un calor muy intenso, sobre todo en zonas de medianías y cumbres.

LAS DOS GALICIAS. Mientras tanto, el impacto de esta ola de calor en Galicia responderá al patrón habitual: mucho calor en el centro y sur de la comunidad y más fresco en el norte, especialmente en las comarcas de A Mariña y Ortegal, donde la previsión de Meteogalicia a medio plazo ni siquiera alcanza los 20 grados en localidades como Burela.

Sí aparecen valores por encima de los 30 grados en el centro y el sur de la comunidad, especialmente en la provincia de Ourense, donde la jornada más cálida apunta al sábado, con valores por encima de los 35 grados. De hecho, ya está activada una alerta amarilla para mañana por altas temperaturas en el Miño, tanto en la comarca de O Ribeiro como en la raia de Pontevedra.

Para este jueves está activado un aviso de nivel amarillo en la Costa da Morte por la fuerza de los vientos de nordeste.

Comentarios