sábado. 12.06.2021 |
El tiempo
sábado. 12.06.2021
El tiempo

La Diputación ayuda con su piso de acogida a Somos Unidos por el Cáncer

Firma del convenio, en la Diputación. EP
Firma del convenio, en la Diputación. EP
Aporta 3.600 euros para la vivienda, que este año ha atendido numerosas situaciones de emergencia

Somos Unidos por el Cáncer recibirá 3.600 euros de la Diputación para el sostenimiento del piso en el que la asociación da acogida a enfermos de cáncer y a sus familiares. El presidente provincial, José Tomé, y el presidente de Somos Unidos por el Cáncer, José Manuel Vázquez.

El convenio se firmó ayer y servirá para ayudar a mantener un servicio que es gratuito para los usuarios y que este año está teniendo una demanda bastante elevada, según detallaba este viernes Marian Pérez, directiva de la asociación lucense.

"Con el confinamiento el piso estuvo a tope. Fue un momento en el que no había un hotel, un bar o un restaurante al que acudir y el piso fue la solución para muchas familias", explicaba la representante de la asociación.

Aunque han bajado algo las consultas oncológicas y los enfermos, en la medida de lo posible, intentan volver a sus casas tras cada tratamiento, muchos han necesitado alojarse en el piso durante los últimos meses, decía.

De hecho, la asociación acogió incluso a la familia de algún enfermo ingresado en el Hula, aunque no fuera paciente de cáncer, debido a situaciones excepcionales de necesidad, detallaba Pérez.

Paralelamente, la situación de pandemia ha conllevado también un incremento de los gastos de sostenimiento del piso, ya que hay que mantener un servicio extraordinario de limpieza. Además de haberse reforzado el trabajo de higienización de la vivienda, una empresa especializada acude a limpiar cada vez que sale una familia y antes de que entre la siguiente, detallaba Pérez.

Paralelamente se han implantado también medidas muy estrictas de convivencia para las familias que hacen uso del piso. Así, por ejemplo, tienen que responsabilizarse de hacer turnos en la cocina, para no coincidir, o prescindir del uso de la sala, para evitar riesgos sanitarios en una situación de pandemia.

Los usuarios están respetando escrupulosamente las normas, que son estrictas pero necesarias, apuntaba Pérez.

La Diputación ayuda con su piso de acogida a Somos Unidos por el...
Comentarios