viernes. 28.02.2020 |
El tiempo
viernes. 28.02.2020
El tiempo

El auge de las viviendas de uso turístico se frena tras la eclosión inicial

Urbanización turística en Barreiros. EP
Urbanización turística en Barreiros. EP
A Mariña acapara el mayor número de este tipo de alojamientos, con 1.011 sobre un total de 1.328 en el conjunto de la provincia

Tras la eclosión inicial registrada hace tres años, a raíz del decreto regulador de las viviendas de uso turístico (VUT) publicada por la Xunta, las altas de este tipo de alojamientos crecen a un ritmo lento, pero continuo, en la provincia de Lugo. En 2017 hubo un aluvión de inscripciones, casi 900, por el afán de regularizar pisos en esta modalidad de alquiler. Desde entonces se produjo un goteo hasta llegar a las 1.328 actuales. A Mariña concentra la mayor parte de la oferta, con 1.011. En Lugo capital la cifra es de 110.

Más allá de su paulatino crecimiento, estas viviendas para viajeros se convirtieron en un referente en el mercado vacacional, en el que suman 5.300 plazas, si se estima una media de cuatro camas por vivienda. Aunque su papel es complementario al de los restantes establecimientos turísticos, el volumen de camas ofertadas no está lejos de las 6.500 de los 144 hoteles lucenses y supera al número de pensiones, albergues, apartamentos o casas rurales.

El fenómeno de este tipo de alquiler es muy inferior en la provincia de Lugo si se le compara con Pontevedra, que reúne casi la mitad de la oferta gallega, con 4.519 pisos frente a los 9.972 registrados en toda la comunidad. Por detrás está A Coruña, con 3.714 viviendas, Lugo, y Ourense, con solo 362 pisos.

Las VUT son pisos o casas unifamiliares aisladas que se alquilan en su totalidad, y no por cuartos, con un número de plazas no superior a las diez personas y sin servicios complementarios. "Diferéncianse dos apartamentos turísticos porque estos últimos son inmobles integrados en bloques de pisos ou en conxuntos de unidades aloxativas que estean destinadas na súa totalidade ao aloxamento turístico", según explica la jefa del servicio provincial de Turismo, Paloma Vázquez.

viviendas

Como en el resto de Galicia, las VUT abundan en los municipios costeros. Foz (293), Barreiros (291), Ribadeo o Viveiro, ambos con 124, lideran un ránking donde se asoma O Vicedo, con 47. La Ribeira Sacra, uno de los geodestinos de referencia de la provincia, suma un total de 102. Monforte dispone de 31, seguido de Pantón y Sober, con 17.

Foz y Barreiros sobresalen por el número de camas, con unas 1.170 en cada municipio, aunque lejos de las cifras de Sanxenxo, con 1.728 viviendas de uso turístico y unas 7.000 plazas.

NORMATIVA. Paloma Vázquez recuerda que el Tribunal Supremo ratificó la ley dictada por la Xunta, que prohíbe el arrendamiento por de las VUT por habitaciones. "A norma trata de evitar unha competencia desleal cos hostais e pensións, sometidos a unhas esixencias máis ríxidas". El Supremo había emitido una sentencia que invalidaba artículos del decreto del Gobierno gallego, y permitía el alquiler por cuartos. El Ejecutivo autonómico presentó un expediente de nulidad y los magistrados le dieron la razón.

Las VUT deben alquilarse dos o más veces al año por periodos inferiores a los 30 días. Los clientes valoran que son una forma de alojamiento más económico que otros convencionales. Así se desprende de los comentarios aparecidos en plataformas de alquiler. Resultan más cómodas a familias, que son las que más las utilizan, parejas y personas que viajan en grupo, según el Barómetro del Alquiler Vacacional en España, elaborado por la plataforma Homeaway y la Universidad de Salamanca.
 

Las rutas jacobeas concentran la mayor oferta de alojamiento
Las viviendas de uso turístico conviven en la provincia de Lugo con 144 hoteles, 143 albergues privados y 30 públicos y con 191 casas de turismo rural, a los que hay que sumar pensiones, apartamentos turísticos y cámpings. Estos otros alojamientos se concentran principalmente en municipios vinculados a las rutas jacobeas.

El Camino Francés tiene en este caso una elevada influencia. Así, Sarria cuenta con 70 establecimientos, mientras que Palas, con 55, está a la altura de Ribadeo, con 56, o Lugo con 53. Mención aparte recibe el caso de Portomarín, con 43 establecimientos, y unas 1.300 camas. También destacan O Cebreiro y Triacastela, con 28 y 22 alojamientos. Una de las tendencias de los últimos meses es la mayor tramitación de solicitudes para la creación de albergues en el Camino Norte, con tres solicitudes en Ribadeo, y en el Primitivo, con peticiones en A Fonsagrada, Lugo y Friol. En el Francés hay una solicitud en trámite en Palas. 

La figura del albergue nació en el año 2003 y desde entonces ha experimentado una notable evolución.

Otro aspecto destacado son los 23 alojamientos, a los que hay que añadir tres viviendas turísticas, registradas en O Courel. El geoparque Os Ancares-Courel es uno de los geodestinos que más crecieron en Galicia en el último año, según los datos de la Consellería de Cultura e Turismo, y eso se refleja también en el número de negocios en este municipio.

El auge de las viviendas de uso turístico se frena tras la eclosión...
Comentarios