jueves. 09.04.2020 |
El tiempo
jueves. 09.04.2020
El tiempo

La negativa del Bloque paraliza una una moción de censura en O Corgo

Mario Outeiro. EP
Mario Outeiro. EP
La asamblea nacionalista rechaza un pacto con Cs para investir alcalde al socialista Otero

La negativa del BNG paraliza las negociaciones para presentar una moción de censura contra el regidor de O Corgo, Felipe Labrada (PP). La formación frentista celebró una asamblea en la que rechazó por unanimidad la posibilidad de llegar a un acuerdo con el PSOE y Ciudadanos para investir alcalde al portavoz socialista, Francisco Otero Besteiro. La primera tenencia de alcaldía se le ofrecería a Cs.

El portavoz nacionalista, Mario Outeiro, señaló que "non hai motivos de urxencia para adoptar esta decisión, aínda que a xestión municipal é mellorable" y expresó la reticencia nacionalista a gobernar con Cs. Esta decisión deja descafeinada la reunión de afiliados del PSOE, programada para el domingo.

Outeiro no desechó un cambio de postura en el futuro, pero apuntó que la política "ten os seus momentos". Consideró que la coyuntura que atraviesa el Ayuntamiento "non é tan grave, ni crítica, para tomar unha decisión destas características".

El candidato Francisco Otero cree que "era un bo momento" para darle la vuelta a la política del PP con un nuevo presupuesto

El edil nacionalista recordó que el BNG apoyó al candidato del PSOE en la sesión de investidura, pero precisó que un hipotético acuerdo con Cs "non xerou na asamblea a confianza suficiente na formación dun goberno coherente que desenvolvese unha alternativa sólida".

"Cs é un partido que está nas nosas antípodas e todos coñecemos a traxectoria do voceiro de Cs —Javier Vila—, que pasou por distintas formacións. Non pensamos que pactar con el contribúa a un cambio no Concello", agregó Outeiro.

PSOE. Francisco Otero precisó que la propuesta de la moción de censura surgió a raíz de los contactos mantenidos con los otros grupos de la oposición, tras la ruptura del pacto inicial entre PP y Cs, que duró quince días. El edil socialista recalcó que su partido y el BNG "teñen programas moi similares no eido local. A nosa intención era darlle continuidade ao posicionamento conxunto que tivemos na sesión de investidura" con el objetivo de "darlle a volta á xestión do PP nos últimos 25 anos".

El concejal socialista señaló que en los últimos meses estuvo a la espera de que "a iniciativa da moción de censura tomase corpo e se asentase". Con el gobierno entre PSOE e BNG en la Diputación, pasadas las elecciones generales y ante la posibilidad de "elaborar uns orzamentos municipais cunha estratexia diferente", Otero estimó que la situación era propicia para apostar por un cambio.

Javier Vila, de Ciudadanos, se mostró abierto a dialogar cuando se lo propuso el PSOE, pero no mantuvo contactos con el BNG

El portavoz del PSOE, cuyo grupo es mayoritario en la oposición con tres ediles, mantuvo "contactos verbaIs" con Cs, que se mostró receptivo a negociar la moción de censura, a expensas de lo que decidiesen los otros partidos. La asamblea del domingo del PSOE servirá para valorar la situación, pero no tendrá carácter decisorio tras el pronunciamiento del Bloque echando por tierra la opción de un nuevo gobierno.

CIUDADANOS. Javier Vila, portavoz de Cs, admitió contactos verbales con el PSOE, a quien le respondió que estaba abierto a escuchar sus condiciones "desde a seriedade e na defensa dos intereses municipais". Precisó que no habló en ningún momento con el Bloque, ni hubo reuniones a tres bandas. Las últimas noticias que tuvo sobre los movimientos acaecidos estos últimos días para presentar una moción de censura "chegáronme a través da chamada telefónica dun veciño", comentó.

Vila no se planteó ser teniente de alcalde, cargo que estaban dispuestos a ofrecerle los socialistas en función de la representatividad de su partido, con dos concejales. El edil de Ciudadanos accedió a analizar las posibilidades de alcanzar un acuerdo de gobierno, pero siempre desde la perspectiva de cederle el protagonismo a su número dos, Brais Fernández, para que asuma responsabilidades. "Teño a intención de apartarme pouco a pouco da política. Xa o decidín hai tempo", añadió Vila, que no piensa volver a presentarse al término de este mandato.

La negativa del Bloque paraliza una una moción de censura en O Corgo
Comentarios