Viernes. 21.09.2018 |
El tiempo
Viernes. 21.09.2018
El tiempo

Multa de 30.000 euros a una cantera por una explosión que dejó 3 heridos en O Corgo

El TSXG ratifica la sanción a Ingemarga por la deflagración registrada en O Corgo en 2010. Tres personas sufrieron lesiones graves cuando manupulaban pólvora negra para hacer una voladura

LUGO. La empresa Ingemarga tendrá que abonar una multa de 30.000 euros por su responsabilidad en una explosión registrada hace diez años -el 12 de febrero de 2010- en sus instalaciones de O Corgo, un accidente que se saldó con tres trabajadores heridos de gravedad.

Tras abrir una investigación, la Dirección Xeral de Industria, Energía y Minas sancionó en noviemTSXGubicada en Santa María de Piñeiro, en el municipio corgués. En ese momento, dos trabajadores estaban manipulando pólvora negra para hacer una voladura, en presencia de un guardia de seguridad. De repente, se produjo una deflagración y los tres hombres resultaron heridos.

Las causas del accidente no llegaron a detenerse, pero el juez concluye que «no se evaluó el riesgo» del encartuchado de pólvora

Los trabajadores fueron trasladados de inmediato al hospital lucense con quemaduras de diversa consideración y los médicos de Urgencias decidieron derivar a uno de los heridos al Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac), ya que su estado era de extrema gravedad.

INVESTIGACIÓN. Tras el suceso, tanto la Guardia Civil como los ingenieros de la Consellería de Economía e Industria abrieron una investigación, pero no llegaron a determinar las causas concretas del accidente.

Ingemarga alegó desde el principio que cumplió sus obligaciones como titular de la cantera. «No parece razonable que se la considere responsable cuando no consta que incumpliera las normas. Además, quedó clara la inexistencia de cualquier relación causal entre el riesgo y el siniestro», explicó su abogado.

El tribunal, sin embargo, explica que la operación que estaban realizando los operarios en presencia del guardia de seguridad -encartuchado de pólvora negra en minas- era habitual y entrañaba un riesgo. Aun así, no se recogió en la evaluación de riesgos por puesto de trabajo que se incluía en el documento sobre seguridad y salud que la empresa presentó en la consellería correspondiente.

La sentencia explica que Ingemarga fue sancionada por no incluir la operación de encartuchado de pólvora negra en minas, habitual en la explotación, en el documento de Seguridad y Salud. «El desconocimiento de las causas que provocaron la deflagración no es relevante a efectos de acreditación del tipo por el que se sancionó», concluye.

Multa de 30.000 euros a una cantera por una explosión que dejó 3...
Comentarios