Un concejal de O Corgo deja Cs, que ve peligrar su lista para las municipales

Brais Fernández se da de baja en el partido, que le reclama el acta, y Vila medita su futuro
Javier Vila y Brais Fernández. EP
photo_camera Javier Vila y Brais Fernández. EP

Brais Fernández López, concejal de Ciudadanos en O Corgo, se dio de baja en el partido, que remitió un escrito a la secretaría municipal para reclamar su acta de edil. "Ao darse de baixa na nosa formación e deixar de ser afiliado non pode seguir no grupo. En todo caso terá que ser concelleiro non adscrito", manifestó la portavoz de Cs en Galicia, la lucense Olga Louzao.

Tanto Fernández como el portavoz, Javier Vila, se muestran dispuestos a continuar su labor en equipo hasta final de mandato. Su intención inicial es seguir en calidad de independientes, sin cambiar de siglas, algo que, según apuntan desde la formación naranja, solo sería posible en el caso de Vila, que en 2019 encabezó la candidatura municipal de Cs sin ser militante del partido de Inés Arrimadas.

Fernández, quien precisó que "non me demandaron a miña baixa como integrante do grupo municipal", y Vila coincidieron este miércoles al asegurar su interés en "seguir a liña de traballo como ata agora e tratar de atender as demandas da veciñanza". Javier Vila aseguró que su relación con Cs en Lugo "é cordial, a mesma de sempre", a la vez que precisó que la postura de su compañero de grupo "é unha decisión persoal".

En lo que sí discrepan ambos ediles es al hablar de la estrategia de futuro. Fernández López precisó que dejarán de trabajar para Cs cuando se convoquen nuevas elecciones, "pois as súas siglas restan, máis que suman, no eido local. Se nos volvemos a presentar, tería que ser con outra formación".

Ciudadanos envió una carta al Concello para reclamar el acta del edil, que era coordinador de la agrupación local corguesa

Javier Vila manifestó que no adoptó ninguna decisión sobre su futuro. "Non teño decidido si seguirei na política ou se me volvo a presentar", afirmó, para agregar que tomará su decisión después del verano. Vila cuenta con una dilatada experiencia en la corporación. Perteneció al PP, tras pasar antes por el PSOE, y encabezó listas independientes o de siglas minoritarias.

CARGO ORGÁNICO. El concejal que se dio de baja también era coordinador de la agrupación local de Ciudadanos en O Corgo. Brais Fernández remitió su baja por correo electrónico a la web de de Cs hace un par de semanas y el pasado jueves se recibió en el Concello la reclamación del acta del edil por parte de Ciudadanos. Esta petición no tiene efectos legales, ya que la representatividad municipal es personal y Brais Fernández está dispuesto a seguir en la corporación.

Este técnico de ambulancia, vecino de la capital corguesa, formaba parte de la ejecutiva local de Cs, junto a Fe de la Fuente Castro, como enlace municipal, y Carmen López Abuin como responsable de redes sociales. Fernández criticó la falta de apoyo del partido en el ámbito orgánico, "pois, salvo unha ou dous persoas, ninguén se preocupou polo noso traballo", comentó.

Esta crisis en O Corgo supone un duro golpe para Ciudadanos, que ve peligrar la formación de candidatura en un municipio donde cuenta con la mitad de sus cuatro ediles en la provincia. Tiene los otros dos en la capital.

Menos de un mes después de la constitución de la corporación en 2019, Ciudadanos rompió el pacto con el PP

Olga Louzao subrayó que la petición al edil para que renuncie al acta es un llamamiento a la coherencia personal y un procedimiento fijado para hacer que se cumplan la ley antitansfuguismo y los estatutos del partido, que indican que los miembros de los grupos institucionales asumen la obligación de renunciar al acta de cargo si causan baja por cualquier razón.

Olga Louzao afirmó que Brais Fernández "non se dirixiu en ningún momento ao partido en Lugo para falar da súa baixa, polo que descoñecemos as súas razóns, pero si lle pedimos que deixe a acta de concelleiro por principios éticos". En el improbable caso de que abandone el puesto le sustituiría Fe de la Fuente, la número tres de la candidatura.

Esta no es la primera crisis en la que se ve envuelto Ciudadanos de O Corgo este mandato. En julio de 2019, cuando aún no había transcurrido un mes desde la constitución de la corporación, rompió el pacto alcanzado por el PP, lo que obligó a gobernar en minoría al popular Felipe Labrada.

Comentarios