Miércoles. 19.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 19.09.2018
El tiempo

Corazón celeste en Lugo

Los jugadores saludan y firman autógrafos a los aficionados que se concentraron ante la Diputación
Los jugadores saludan y firman autógrafos a los aficionados que se concentraron ante la Diputación
Cientos de aficionados se reúnen en la Plaza de San Marcos para homenajear a los jugadores y al cuerpo técnico del Ribeira Sacra Breogán en un acto organizado por la Diputación

No falló de nuevo. Otra vez estuvo con sus ídolos. No fue en el Pazo, o en un pabellón ajeno. No fue en el fragor de la lucha, en los aledaños del campo de batalla, con la tensión de un encuentro ganado o perdido aún en el corazón. La afición breoganista mostró de nuevo que no falla, que está a las duras y a las maduras y ayer acudió a homenajear a los jugadores y técnicos del Breogán en la Plaza de San Marcos, enfrente del edificio de la Diputación, donde se citaron con los héroes que lucharon hasta el último segundo y hasta la última gota de sudor por un ascenso que se quedó a un partido.

Fueron de nuevo los más fieles, los que no abandonan nunca los que recibieron también el cariño de todos los jugadores, salvo Van Wijk -convaleciente de su operación de una mano-, los que firmaron autógrafos, regalaron camisetas de partido y hablaron y agradecieron todo el cariño mostrado por los aficionados lucenses.

Así lo demostró el entrenador del Breogán, Lisardo Gómez, quien se mostró orgulloso de ser el técnico del equipo de su ciudad y de su gente. «Teño que agradecer a os que me deron a oportunidade de adestrar ao equipo da miña cidade e do meu corazón, porque penso que non hai cousa mais grande ca esa», indicó Lisardo, quien no se olvidó de sus jugadores, «un grupo tan profesional, tan loitador e tan bo que será difícil que adestre a un colectivo como este, que levou sempre a camiseta do Breogán con orgullo».

También habló en el acto de ayer el presidente del club lucense y vicepresidente de la Diputación, Antonio Veiga. «Esta masa social levou en volandas ao equipo todo o camiño. Conseguimos encher o Pazo e que fose de todos os de Lugo, de toda a provincia, aínda que non lográsemos o ascenso».

Quien no dejó indiferente a nadie fue el miembro del consejo de administración del Breogán, Alberte Fernández, que insistió en dar a la afición el protagonismo al manifestar que «sempre estivo aí cando a necesitamos, cando precisamos levantarnos por estar nun mal momento». Tampoco se olvidó de apoyos como los medios de comunicación, «que valoraron o que hai aquí, medios como a Ser, a Cope, el Progreso ou Telelugo». Además, también destacó el logro de «captar e aumentar a masa social e conseguir cumprir aquelo de que Breogán é Lugo e Lugo é Breogán».

Por último, los jugadores fueron obsequiados con un pin de la muralla de Lugo.

Corazón celeste en Lugo
Comentarios