sábado. 18.09.2021 |
El tiempo
sábado. 18.09.2021
El tiempo

Gonzalo Paz López

Gonzalo_Paz_Lopez_CROMO

Gonzalo Paz, notario del viejo Portomarín 

El geógrafo e historiador merece el Menéndez y Pelayo por una monografía sobre la villa lucense

El Progreso 06/09/2021

LA MONOGRAFÍA DEL profesor Gonzalo Paz López (Lugo, 1914) sobre Portomarín está escrita en los años previos a la desaparición del antiguo asentamiento bajo las aguas del embalse de Belesar y a su autor le vale el premio Menéndez y Pelayo, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, en 1953.

El vínculo de Gonzalo Paz con Portomarín arranca de sus abuelos maternos, Juan María López Junquera, juez municipal en aquel ayuntamiento, y Elisa López Pardo, padres de Clotilde López y López Pardo, que andando el tiempo se casará con Dositeo Paz Morandeira, teniente del Ejército, agente comercial y propietario del establecimiento Las Colonias.

Gonzalo es hermano de Dositeo, Senén, Manuel, Clotilde, María Teresa y Elena, tres de los cuales fallecen durante su infancia. Él se casa con Manuela Rosa Doel Traseira y son padres de Rosa y Gonzalo Paz Doel.

Acabado el bachillerato en 1933, aspira a una plaza de auxiliar administrativo en el ayuntamiento de Lugo y da clases en el colegio Balmes, que llega a dirigir. Pero más adelante realiza estudios universitarios para licenciarse en Filosofía y Letras, en cuya facultad compostelana es compañero de curso de su tocayo Gonzalo Torrente Ballester y de Ricardo Carballo Calero. Se licencia en 1940 y se doctora en 1950.

Tras una etapa de interino, es profesor ayudante en el Instituto Femenino de Lugo, adjunto a la cátedra de Geografía e Historia, y profesor de diversos centros como los de los HH. Maristas, la Escuela de Magisterio y en 1967, la Escuela de Maestría Industrial, que dirige. 

Se conocen entonces los efectos que tendrán las obras del embalse sobre Portomarín y Paz decide llevar a cabo su “monografía geográfica de una villa medieval, que más adelante se convierte en libro (1961), con prólogo de Armando Melón y Ruiz de Gordejuela, a quien servirá de anfitrión cuando visite aquel ayuntamiento.

Dedica a ella tres años de trabajo en los que realiza un centenar de desplazamientos desde Lugo y medio millar de placas, una cifra desorbitada para la época. Paz es gran aficionado a este arte y dos de sus fotografías, Últimos destellos y Lux, son premiadas en un certamen del Círculo das Artes.

La monografía se fija en todos aquellos aspectos que se pueden encuadrar dentro de las ciencias históricas y geográficas, incluyendo etnografía y costumbres.

Otro de sus trabajos más significativos es el que le sirve de tesis para su doctorado sobre Las ideas geográficas de Lorenzo Hervás y Panduro, así como La Mariña. Estudio de geografía económica y humana, que puede llevar a cabo gracias a una pensión del Instituto Juan Sebastián Elcano del C.S.I.C., del que forma parte como colaborador honorario. La familia Paz Doel veranea en Foz durante muchos años.

Cabe citar también la Evolución económica de Puentes de García Rodríguez y Obtención del yodo orgánico a partir de las algas en la costa de la provincia de Pontevedra. 

También es coautor de Vignobles et Vins du Nord-Ouest de l´Espagne, del Instituto de Geografía de Burdeos (1967), que firma el profesor Alain Huetz de Lemps.

En 1962 pasa a integrar la Junta Provincial de la Asociación de Amigos del Camino de Santiago y participa en la I Asamblea provincial de Cultura Popular con la ponencia Valores Artísticos.

Recientemente, el ayuntamiento de Portomarín decide cambiar el nombre de su Avenida Generalísimo Franco por el de Avenida del profesor Gonzalo Paz López, después de varios intentos frustrados.

Gonzalo Paz López
Comentarios