La nieve regresa a la montaña lucense y dificulta la circulación en 70 carreteras

La borrasca Louis provocó un notable descenso de temperaturas ► En Cervantes se alcanzaron los -2,7 grados ►El viento ha dejado rachas de 118 kilómetros por hora en Muras ​

O Cebreiro amaneció cubierto por un manto blanco este viernes. Tal y como se preveía, la borrasca Louis provocó un notable descenso de temperaturas y de la cota de nieve, que este viernes se sitúa alrededor de los 600-800 metros.

En la montaña lucense los termómetros se situaron bajo cero en muchos puntos: Cervantes (-2,7), Pedrafita (-2,4), Baleira (-0,5) y Navia de Suarna (-0,2). La mínima de Galicia se registró en A Veiga (Ourense), donde se alcanzaron los -4,7 grados.

Para evitar la acumulación de nieve en las carreteras, la Diputación de Lugo ha puesto en marcha el dispositivo de vialidad invernal. Este viernes está trabajando en más de setenta carreteras de once municipios de A Montaña.

Máquina quitanieves de la Diputación. EP
Máquina quitanieves de la Diputación. EP

"Para facilitar la circulación y garantizar la seguridad ante los efectos del temporal", ha informado la institución provincial a los medios de comunicación, la Diputación de Lugo mantiene desplegados 48 operarios y 32 máquinas y vehículos.


Se trata, aclara, “de paliar los efectos de las inclemencias meteorológicas en la red viaria provincial".

 

Los municipios más afectados son Baleira, Becerreá, Folgoso do Courel, A Fonsagrada, Cervantes, Navia de Suarna, Negueira de Muñiz, As Nogais, Pedrafita do Cebreiro, Quiroga y Samos.

 

Alerta roja por viento, olas y nieve

Durante las jornadas del viernes y el sábado permanecerán activadas varias alertas por fuertes vientos, oleaje y nieve.

El viento ha dejado rachas de 118 kilómetros por hora en Muras y ha provocado desprendimientos de dos flotadores de bateas y de tejas en A Coruña. 

Así, según ha informado la Consellería do Mar consultada por Europa Press, en la ría de Ares-Betanzos, en A Coruña, se han soltado dos flotadores de batea y hasta el punto se ha desplazado Salvamar para retirarlos. 

Los Bomberos de A Coruña han actuado, en el mediodía de este viernes, en la calle María Victoria Fernández de España por el desprendimiento de unas tejas. 

Asimismo, el temporal costero ha provocado que se suspenda la segunda jornada de la liga de invierno de J80 que se disputaría este fin de semana en Baiona. 

Peregrinos este viernes en el Camino en Portomarín. SEBAS SENANDE
Peregrinos este viernes en el Camino en Portomarín. SEBAS SENANDE

Durante esta jornada Galicia queda en una zona de lluvias tras el frente y que estarán acompañados de granizo. A ello se añade la llegada a una masa de aire polar marítima que hará que alguna de esas lluvias sean de nieve, con la cota alrededor de los 700-800 metros. 

Tiempo inestable el sábado en Galicia

Galicia seguirá con inestabilidad atmosférica en la jornada del sábado, de forma que habrá chubascos generalizados localmente acompañados de granizo, que perderán frecuencia e intensidad con el paso de las horas.

Durante la tarde se acercará un frente que dejará precipitaciones en todo el territorio.

La cota de nieve comenzará en los 800 metros y subirá progresivamente.

Las temperaturas mínimas no sufrirán cambios significativos y las máximas ascenderán de forma moderada. 

El viento soplará del noroeste fuerte en el litoral a primeras horas, cambiando a suroeste a partir del mediodía.

En el mar, la situación será muy complicada con olas por encima de los 8 metros en el litoral norte. Las ondas bajarán de esta altura con el avance del día.

Comentarios