La Xunta licitará en próximas semanas la obra de la LU-540 en Viveiro y Ourol

Contempla carriles adicionales para adelantar y mejoras en el trazado de curvas y en un cruce
undefined
photo_camera Carretera LU-540 en el límite entre Viveiro y Ourol. ÁLVEZ (AEP)

El Consello da Xunta aprobó el proyecto de trazado de la obra que tiene como objetivo mejorar la capacidad y la seguridad de la carretera LU-540, popularmente conocida como de A Gañidoira, que une la localidad mariñana de Viveiro con la chairega de Cabreiros. Supondrá una inversión de 15 millones de euros para la mejora total de 35 kilómetros y se llevará a cabo en dos fases. La primera, en los municipios de Viveiro y Ourol, será la primera en ejecutarse y desde la Consellería de Infraestruturas avanzaron que esta parte de las obras se licitará "nas vindeiras semanas".

La actuación empezará a partir del punto kilométrico 5, una vez pasado Landrove en Viveiro, y se extenderá hasta el 20,090 en Ourol con un presupuesto de 7,88 millones de euros. La intervención inicial consistirá en el aumento de la capacidad de la vía en dirección Lugo mediante la implantación de un carril adicional para vehículos rápidos y un cambio de sentido en el margen izquierdo en el punto kilométrico 6. Entre los kilómetros 5 y 8 también se hará una mejora del trazado de curvas, "pasando dun radio mínimo de 70 metros a un de 120 metros".

Añaden desde Infraestruturas que en el punto kilométrico 10,300 se mejorará la intersección existente "en ambas marxes, pasando de estar enfrontadas a aumentar a distancia entre elas para habilitar carrís centrais para as dúas". Además, alrededor del kilómetro 14, ya en el acceso a Ourol, se mejorará la intersección hacia este núcleo y se dispondrá de un carril adicional de adelantamiento.

La Xunta recuerda que el tramo interurbano de esta carretera desde Landrove hasta Cabreiros presenta un alto porcentaje de prohibición de adelantamiento, que en concreto es de un 73% en sentido Lugo y de un 83% en sentido Viveiro, y tiene curvas de radio reducido.

Con este proyecto se reducirán los tiempos de recorrido con la implantación de carriles de lentos en rampa en trechos con pendiente superior al 3%, "ampliando a capacidade", además de rectificar las curvas más complicadas, "ampliando os radios", de modo que en todo el trazado los vehículos puedan circular a 90 kilómetros por hora.

Segunda fase: cerca de veinte kilómetros entre Muras y Xermade
La segunda fase del proyecto afectará posteriormente al tramo comprendido entre los kilómetros 20,090 y 39,520 en los municipios de Muras y Xermade. "Neste treito, as actuacións centraranse no aumento da capacidade da vía nalgúns treitos en rampla mediante a incorporación dun carril adicional para vehículos rápidos, reducindo a distancia entre os treitos de adiantamento contiguos", apunta

Infraestruturas. También se reforzará el firme y se mejorarán las principales intersecciones "dotándoas de maior visibilidade e de carrís centrais de espera para todos os xiros á esquerda".

Trámites

Junto a la aprobación del proyecto de trazado, el Consello da Xunta autorizó el expediente de los trámites de información pública y el informe a las administraciones afectadas por la ejecución de esta obra. Recuerdan los objetivos de mejorar la seguridad y "reforzar a competitividade territorial".

Comentarios