martes. 22.10.2019 |
El tiempo
martes. 22.10.2019
El tiempo

La Xunta dice haber destruido 360 toneladas de patata en zonas con polilla

Plantación de patatas, con una trampa para la polilla. AEP
Plantación de patatas, con una trampa para la polilla. AEP

La directora general de Agricultura de la Xunta, Belén do Campo, pidió colaboración para tratar de frenar la expansión

Más de 360 toneladas de patata afectadas por la polilla guatemalteca han sido destruidas en Galicia, aunque la plaga aún no ha sido erradicada, informó este viernes la directora general de Agricultura de la Xunta, Belén do Campo, que pidió colaboración para tratar de frenar la expansión. En su intervención ante una comisión del Parlamento de Galicia, Do Campo explicó que hay 33 municipios afectados por ese insecto que probablemente fue introducido en 2015 en Galicia en un barco desde las islas Canarias, donde la plaga persiste desde 1999.

Precisó que la Xunta ha llevado a cabo la destrucción de cosechas de patata, principalmente en fincas para consumo propio, operaciones de fumigación e instalación de trampas, además de la prohibición de plantar en determinadas zonas y de la instalación de kilómetros de redes para prevenir que puedan afectar a las tres principales comarcas productoras: Limia, Bergantiños y Coristanco.

Sin embargo, la representante de la Xunta reconoció que aún hay personas que no respetan la prohibición de plantar en aquellas zonas susceptibles de proliferación y pidió colaboración a los diputados y al conjunto del sector agrario para aunar esfuerzos con el fin de controlar al insecto devorador el tubérculo y de una gran capacidad reproductora en larvas.

Destacó que inicialmente el primer foco se situó en los municipios de Ferrol, Narón y Neda, pero posteriormente se ha extendido a otros puntos de la geografía gallega, el último de ellos en Muxía en marzo pasado. Añadió que la patata afectada es recogida en camiones con compartimentos estancos y trasladada a una planta en Cerceda para un un proceso de triturado, esterilización e incineración.

Do Campo subrayó que la Xunta indemniza a los productores afectados y precisó que ya ha pagado 186.000 euros a 1.255 propietarios que han solicitado ayudas. Asimismo, apuntó que las autoridades llevan a cabo controles en plantaciones, en lugares de almacenamiento, en puntos de venta y en vehículos de transporte, para tratar de controlar la plaga, y han abierto 17 expedientes de sanción.

Do Campo aseguró que "las cosas no se están haciendo tan mal" en la lucha contra esa plaga, pero "tenemos que seguir controlando y vigilando donde no se puede plantar y se siguen plantando" por lo que "quiero pedir la colaboración de todos para luchar juntos", dijo a los diputados de la Cámara gallega, y expresó su preocupación de que la polilla fue invadir las comarcas productoras de patata.

El diputado del PPdeG Carlos Gómez destacó que Galicia produce 450.000 toneladas de patata anuales y abogó por evitar que la plaga desemboque en una situación de crisis, opinó que "Canarias es el modelo del fracaso" en la lucha contra esa plaga, que aún corre el riesgo de extenderse y afirmó que la Xunta actuó con "celeridad", por ejemplo, en el reciente caso de Muxía. Sin embargo, los partidos de la oposición criticaron la lentitud inicial en que consideraron que actuó la Xunta ante la aparición de la polilla y la falta de efectividad de algunas medidas.

El diputado del PSdeG José Manuel Pérez Seco reprochó a la Xunta que "tardó en reaccionar en la gestión" de la plaga e insistió en reclamar una explicación sobre las razones por las que se detectó en zonas de hasta cien kilómetros de distancia del punto inicial, además de haberse propagado a más de una treintena de municipios.

Tanto la diputada de En Marea Paula Quinteiro como el del BNG Xosé Luis Rivas coincidieron en cuestionar también la lentitud inicial y la falta de efectividad de las medidas, y en reclamar una mejor dotación de personal en las denominadas "oficinas agrarias", además de otros reproches.

Rivas opinó que si hay una proliferación de personas que "plantan de manera deportiva, por decirlo de manera irónica", esa situación obedece a que hay una "agricultura no profesional" debido a las políticas que han llevado a "desmantelar" la productividad en el ámbito rural, dejando una "vulnerabilidad tremenda".

En ese sentido, reclamó "medidas políticas" para el desarrollo del ámbito rural, "no solo para la plaga de la patata, sino para el agrario", dijo, e invitó a incrementar la información a cultivadores de patata, por ejemplo a través del canal autonómico TVG donde la Xunta "tiene mano", señaló.

La Xunta dice haber destruido 360 toneladas de patata en zonas con...
Comentarios