Lunes. 10.12.2018 |
El tiempo
Lunes. 10.12.2018
El tiempo

"Tivemos que escapar correndo cando nos atacaron as velutinas"

Avispero de velutinas localizado en Viveiro. AMA
Avispero de velutinas localizado en Viveiro. AMA

El vecino y su familia escaparon a la carrera cuando una avispa picó a la pareja en una caseta de obra, junto a su domicilio de San Pedro

La familia de Pousadeiro, en la parroquia vivariense de San Pedro, que resultó atacada en la tarde de este lunes por avispas asiáticas, se encuentra bien tras verse obligada a "escapar correndo" de los insectos y pasar por el centro de salud de Viveiro, donde les pusieron una inyección de adrenalina que contuvo y redujo la inflamación.

El ataque se produjo cuando hacia las cinco y media de la tarde la pareja se acercó a una caseta de obra situada junto a su domicilio. "Estivéramos hai uns cinco días e non viramos nada. A miña parella entrou nela e picouna unha nun ollo, escapamos correndo e viñeron detrás, a min picáronme na cabeza, nun brazo e no costado", relata Roberto Casabella, quien explica que el año pasado ya le habían picado a kilómetro y medio de la casa. Apunta que el gerente de Serpa, José María Vázquez, le comentó que "ao mellor nos atacaron pola vibración da caseta , porque non fixemos nada".

El vecino, que efectúa labores a diario en el campo, tiene espray en el domicilio y Vázquez le aconsejó aplicarlo en la cabaña por si aparece alguna obrera. "Teño quitado nidos pequenos, pois ando polas fincas, xa vas mirando nos terreos, pero a xente que vivimos no rural estamos en perigo".

Añade que las colonias de este insecto invasor son también un problema para los deportistas, dado que cada vez hay más por el monte en bicicletas, motos o corriendo, pues las velutinas hicieron este año los avisperos a ras de tierra o en laderas de caminos.

El afectado dice que "este ano non se viron moitas e por iso non pensas que haxa un niño cerca", pero al avispero retirado este lunes a última hora de la tarde de la caseta por Serpa, que tendría unos 30 centímetros; hay que sumar otro localizado en las inmediaciones, de mayor tamaño y que las velutinas crearon en un roble próximo a un pajar de la propiedad. La familia ya advirtió este martes al exterminador tras detectarlo, a fin de que proceda a su extracción, algo que prevé hacer este miércoles o este jueves.

Roberto asegura que "o susto é grande" y recuerda a su amigo Félix, quien falleció en la parroquia de San Andrés de Boimente a consecuencia de picaduras de las velutinas el pasado mes de julio. Unos días después atacaron a otro conocido suyo en Mañón, que acabó con la cara toda hinchada.

Este vecino de San Pedro vio asimismo como algunos ejemplares de avispa asiática comían vacas muertas que los servicios de retirada tardaron en recoger y también otros animales.

El responsable de Serpa apunta que desde el pasado mes de junio retiró unos 200 nidos de velutina en el municipio vivariense gracias a un acuerdo con el Concello y apunta que algunos no los extrae porque no puede entrar en fincas privadas sin permiso.

"Tivemos que escapar correndo cando nos atacaron as velutinas"
Comentarios