miércoles. 08.04.2020 |
El tiempo
miércoles. 08.04.2020
El tiempo

Un traficante arrepentido pide a los jueces no ir a prisión para evitar volver a la droga

Vista exterior de la Audiencia Provincial de Lugo. PEPE TEJERO (AEP)
Vista exterior de la Audiencia Provincial de Lugo. PEPE TEJERO (AEP)
"Vendí droga en A Mariña porque yo consumía mucho, pero lo he dejado porque necesito una operación de corazón y un trasplante de riñón, y quiero vivir. Ir a prisión sería caer de nuevo", dijo

"Vendí droga en A Mariña porque yo consumía mucho y necesitaba dinero, pero ahora tengo muchos problemas de salud y los médicos me dijeron que, o dejaba las drogas, o me moría. Y yo quiero vivir un poco más. He dejado de consumir con mucho esfuerzo, ya que no puedo tomar medicación, así que no me envíen a prisión, por favor, porque sería volver a esa vida y caer de nuevo". Con estas palabras se dirigió ayer a los magistrados de la Audiencia Provincial un hombre acusado de traficar con heroína y cocaína en la zona de A Mariña.

Tras oír su testimonio, la fiscal bajó la petición de 6 años a 12 meses de prisión y la abogada defensora se sumó a las modificaciones

El acusado reconoció que, durante el año 2015, se dedicó a la venta de estupefacientes al menudeo. En concreto, el 5 de septiembre, se percató de que la Guardia Civil lo seguía por Burela e intentó deshacerse de una cartera de piel negra, que contenía algo más de siete gramos de heroína y once de cocaína. En otra ocasión, el 26 de septiembre, el traficante acudió a un restaurante de Barreiros y le entregó un envoltorio con heroína a un joven a cambio de dinero. Finalmente, el vendedor fue detenido y acusado de un delito de tráfico ilícito de sustancias estupefacientes de las que causan grave daño a la salud.

El acusado explicó en el juicio -en el que declaró por vídeoconferencia- que en aquellos años era consumidor de droga. "No tenía vida familiar ni trabajo. Le dediqué toda mi vida a la droga y vendía porque necesitaba dinero para poder consumir. Eso me pasó factura y ahora tengo varias enfermedades importantes. Necesito una operación de corazón y estoy en lista de espera para un trasplante de riñón. Dejé de consumir y me trasladé de Lugo a Vigo para huir de la vida que llevaba antes por mi mala cabeza y por las malas compañías. Aquí no conozco a nadie y es mucho más fácil empezar de nuevo", dijo.

PENAS. En su escrito de conclusiones provisionales, el ministerio fiscal solicitó para el acusado una condena de seis años de prisión y 12.496 euros de multa. La acusación pública le aplicó al hombre la agravante de reincidencia, ya que tiene antecedentes por hechos similares. De hecho, la Audiencia Provincial de Lugo ya le había impuesto cinco años de cárcel en mayo de 2009 por otro delito de tráfico de drogas.

Tras escuchar ayer su testimonio, la Fiscalía lucense modificó su escrito de conclusiones provisionales y mantuvo la agravante de reincidencia, pero le reconoció también la eximente incompleta de drogadicción, al entender que el acusado «era consumidor de grandes cantidades de droga» cuando fue arrestado.

De este modo, el ministerio público modificó sus conclusiones provisionales y solicitó para el acusado una condena de año y medio de prisión, así como 4.165 euros de multa.

Por su parte, la letrada de la defensa -que solicitaba inicialmente la libre absolución de su defendido- también modificó su escrito para sumarse a las modificaciones planteadas ayer por la Fiscalía, por lo que todo apunta a que el acusado será condenado a la referida pena y la Sala provincial decidirá si le concede o no el beneficio de la suspensión de condena.

Un traficante arrepentido pide a los jueces no ir a prisión para...