domingo. 17.11.2019 |
El tiempo
domingo. 17.11.2019
El tiempo

La titular de Educación eligió A Mariña para iniciar su acercamiento a los centros

Carmen Pomar, en un aula del Ceip Lois Tobío de Viveiro. JOSÉ Mª ÁLVEZ
Carmen Pomar, en un aula del Ceip Lois Tobío de Viveiro. JOSÉ Mª ÁLVEZ

Carmen Pomar manifestó su intención de conocer de cerca las necesidades de las comunidades educativas en una visita a los colegios Lois Tobío de Viveiro, Caselles Rollán de Xove y O Cantel de Foz, donde comió entre los alumnos

La nueva conselleira de Educación, Carmen Pomar, realizó su primera visita a un centro educativo al Cep Lois Tobío de Viveiro, tras el cual se desplazó al Ceip Caselles Rollán de Xove y al Ceip O Cantel de Foz. "Empezamos pola Mariña para ver a realidade que está máis alonxada do que é a capital», comentó la responsable autonómica, que avanzó su intención de realizar visitas semanales a centros de toda Galicia «non só para visitar infraestruturas", sino "para interactuar coa xente, darlle cabida ás persoas que están detrás dos edificios, dende os rapaces e rapazas das aulas ata os profesores e equipos directivos, para compartir as súas inquedanzas e preocupacións de primeira man".

En Viveiro la conselleira pudo ver el resultado de las obras realizadas este verano para mejorar la eficiencia energética del edificio principal, con una inversión de 420.000 euros y que permiten un ahorro del 35,35%. Sin embargo llamó la atención sobre el cambio introducido en la pintura interior, donde en base a un estudio del Colexio de Arquitectos utilizaron distintos tonos en cada estancia. "Como psicóloga de profesión paréceme moi interesante o tema da cor, como inflúe o cromatismo das paredes das aulas no rendemento académico dos nenos e nenas", dijo Pomar, quien precisó que los colores fuertes dificultan el rendimiento en edades tempranas.

La conselleira, que habló con los niños de algunas aulas, estuvo acompañada por personal docente y autoridades como los ediles del gobierno Carmen Franco y Jesús Fernández y el popular Antonio Bouza -también profesor en este colegio-; el delegado de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro; la jefa territorial de Educación, Carmen Gueimunde, o María Jesús López, subdirectora de Construcións e Equipamentos de la consellería, que explicó el desarrollo de los trabajos de eficiencia, que consistieron principalmente en el relleno de la cámara de aire de la fachada así como en el cambio de las ventanas por otras de aluminio, todo ello para favorecer el aislamiento. También se incorporaron luces led y sensores de presencia.

"Estamos encantadísimos con estas melloras. Había que ver antes o centro e velo agora", dijo el director del colegio vivariense, Manuel Rodríguez, quien recordó que llevaban "moitos anos" solicitando arreglos y asegura que ya notan los efectos de la reforma. "Outros anos en outubro xa tiñamos que ter prendida a calefacción e ata agora non nos fixo falta", dice, ya que las ventanas que tenían "colaban totalmente o vento e iso nótase moitísimo". Añade que quedan pendientes otras mejoras, como "os baños do primeiro piso e outros no baixo, que teñen 40 anos".

Carmen Pomar se desplazó después al colegio de Xove, donde su directora, Margarita Gutiérrez, asegura que la visita "fue bastante distendida". Explica que contaron a los responsables de Educación "los problemas y necesidades del colegio", entre ellos "arreglos de eficiencia energética, redistribución de zonas administrativas, mejoras en baños o ampliar la zona infantil del patio". La directora apunta que tomaron nota de las necesidades y "van a valorar" su ejecución. Recientemente se invirtieron unos 50.000 euros en instalar pavimento vinílico en cuatro aulas y en sustituir el suelo y otros arreglos en la cocina.

En el colegio de Xove la conselleira también visitó aulas y habló con alumnos y profesores, al igual que en su visita posterior al Ceip O Cantel de Foz, donde se quedó a comer y lo hizo en el comedor "no medio dos nenos", según detalla el director, Celestino Varela. "Estivo moi interesada e moi integrada cos nenos e quixo comer con eles, non con nós. Sentouse nunha mesa dos alumnos no comedor e alí comeu", comenta. También en este centro aprovecharon para recordar necesidades como arreglar "un voladizo no que se abriron gretas e que filtra auga a unha clase", que les prometieron ejecutar. En este colegio la Xunta terminó hace poco el arreglo de la cubierta del pabellón, con 66.000 euros.

La titular de Educación eligió A Mariña para iniciar su...
Comentarios