Martes. 25.06.2019 |
El tiempo
Martes. 25.06.2019
El tiempo

El sector inmobiliario teme que los elevados alquileres estivales 'espanten' el turismo a Portugal

Piso en alquiler en Sanxenxo. DP
Piso en alquiler en Sanxenxo. DP

En la milla de oro de Sanxenxo 15 días de agosto valen 2.800 euros ►La costa lucense es la más barata: sobre 1.300 euros por quincena

Alquilar una vivienda para las vacaciones de verano en la milla de oro del turismo gallego, Sanxenxo, puede suponer un desembolso de casi 6.000 euros al mes, según refleja un estudio de la Federación Galega de Empresas Inmobiliarias (Fegein), que confirma que el nicho de mercado de los pisos estivales se ha disparado e incluso descontrolado muy por encima del nivel de vida. Son cifras que casi se repiten en O Grove o Compostela y, ante esta situación, los profesionales del sector reclaman "mesura" y alertan de los riesgos de acabar con la gallina de los huevos de oro.

"Los precios actuales no se corresponden con la renta per cápita gallega", alerta Benito Iglesias, presidente del colectivo Fegein. Y aunque "la mayoría" de la demanda de alquileres vacacionales en Galicia procede del resto de España, donde la renta de las familias suele ser superior a la gallega, "los precios actuales los consideramos elevados y pueden producir un efecto rechazo" en beneficio de "otras zonas como el Levante o las islas, incluso el norte de Portugal, con precios más competitivos", explicó el propio Iglesias.

El portavoz del sector inmobiliario gallego insistió en palabras como "mesura" y "prudencia" a los propietarios de inmuebles a la hora de alquilar, para evitar que se lleguen a pagar precios como el antes citado de Sanxenxo. Y aunque se trata de un fenómeno más propio de la franja costera gallega, también afecta a otros puntos calientes del turismo interior como Santiago de Compostela.

La Fegein recuerda que la regulación de la llamada vivienda vacacional "y su posterior y continuada alza de precios desde el segundo trimestre de 2017", unido a una mayor movilidad laboral y a la falta de financiación para la vivienda en propiedad "derivaron en un encarecimiento del alquiler de la vivienda tradicional en las siete grandes ciudades y sus áreas de influencia". Por eso, desde el colectivo insisten en medir bien para "no repetir errores de hace una década", cuando pinchó la burbuja del ladrillo.

PRECIOS MEDIOS. Según los datos del estudio de alquileres de la propia federación publicado ayer, el coste de arrendar dos semanas un apartamento en la provincia de A Coruña oscila entre los 1.300 euros de Carnota y los 2.000 euros de Santiago. alugueresLa zona de Arousa norte (Boiro, Ribeira o Rianxo) sería la más demandada. En su conjunto, la oferta vacacional para julio y agosto en la provincia es del 30% del total.

Lugo es, un año más, la costa más barata de Galicia. Se pueden llegar a pagar 1.500 euros por una quincena en Ribadeo, pero la cantidad ya baja en Foz, Barreiros o Viveiro, los otros epicentros del turismo estival lucense, donde la oferta es de un 35% del total.

La palma se la suele llevar, como cada verano, Pontevedra, en concreto en área entre Sanxenxo y Portonovo. Allí se llegan a desembosar hasta 2.800 euros por quince días. Y no muy lejos, en O Grove y la Illa da Toxa, se pagan 2.400. Tamén se superan los 2.000 en puntos como Vigo o Bueu. La oferta vacacional de dos meses es del 38% del total.

La previsión lanzada desde el sector para este verano apunta hacia un comportamiento similar a los dos últimos ejercicios, con un "leve" crecimiento de los precios, así como un repunte en las operaciones de compraventa de vivienda residencial, sobre todo en Portonovo-Sanxenxo, "como referente de la recuperación de la vivienda turística".

El sector inmobiliario teme que los elevados alquileres estivales...
Comentarios