martes. 22.09.2020 |
El tiempo
martes. 22.09.2020
El tiempo

Los representantes de Alcoa se van tras ser recibidos con huevos y abucheos en Lugo

Concentración de los trabajadores de Alcoa ante la llegada de los representantes de la empresa. SEBAS SENANDE
Concentración de los trabajadores de Alcoa ante la llegada de los representantes de la empresa. SEBAS SENANDE
La reunión no se celebrará este jueves y los trabajadores de San Cibrao tildan a los directivos de la empresa de "buitres"

Lo que se presentaba como una nueva jornada de negociaciones por el futuro de la planta de Alcoa en San Cibrao ha terminado en un nuevo problema en todo el proceso.

El conflicto entre trabajadores y empresa salió a relucir desde la mañana, pues después de que los empleados protagonizasen una concentración ante la llegada de los representantes de la empresa –quienes denuncian que fueron recibidos con lanzamiento de huevos–, tras lo que decidieron dar la vuelta y marcharse.

Tras horas con el encuentro en el aire, al final se ha terminado por suspender. Desde Alcoa han enviado una carta a los trabajadores respecto a una futura reunión, pero los operarios han decidido no abrirla por el momento.

Comité y Alcoa se habían citado de nuevo este jueves –desde las 10.00 horas en el restaurante Los Robles Lugo– sin que se hayan firmado todavía las actas finales de consultas del Ere. La multinacional estadounidense insiste en parar las cubas y en el despido, mientras los trabajadores piden que atienda la oferta de Liberty House para hacerse con el complejo de A Mariña. 

Concentración de los trabajadores de Alcoa. SEBAS SENANDE

Mientras, la Xunta ha avisado a la compañía de que puede incurrir en fraude de ley si no desiste del Ere y se sienta a negociar con el socio industrial. 

"BUITRES". El comité de empresa de Alcoa San Cibrao calificó este jueves a los directivos de la multinacional estadounidense de "auténticos buitres" y los ha criticado por "hacerse las víctimas" al no comparecer para finalizar la negociación del Ere.

Según declaraciones de los representantes de los trabajadores a la prensa congregada en el restaurante de Lugo en el que debía haberse celebrado tal cita, los directivos de Alcoa no han acudido a la reunión por "motivos de seguridad", por el presunto lanzamiento de huevos. El presidente del comité, José Antonio Zan, ha puesto en duda el origen de tal ataque al señalar irónicamente que "igual era un amigo de ellos, de otra empresa". "Vosotros visteis dónde está el personal, está abajo junto al río, no en la entrada", ha indicado Zan, para justificar su argumentación.

Con todo, el presidente del comité ha apuntado que no se puede comparar el "tirar un huevo a un autobús" con un despido colectivo como el que plantea la empresa.

"Estáis viendo todos que es imposible negociar con esta empresa (...) Esto ya pasa de castaño oscuro​"

Zan ha insistido en que en este momento "la entrada al lugar de reunión está totalmente libre" y lo único que la bloquea son "las moscas".

"Estáis viendo todos que es imposible negociar con esta empresa, por lo que exigimos que la autoridad competente y la Xunta de Galicia se metan en este proceso y se sienten en la mesa con nosotros también, porque necesitamos que alguien arbitre esto”, ha apostillado Zan.

"Esto ya pasa de castaño oscuro, llevamos desde las 9 de la mañana esperando por estos señores", ha añadido.

Zan también ha confirmado que desde la empresa "no dicen nada", pero que desde la Consellería de Economía, Emprego e Industria les han hecho saber que los directivos de Alcoa España "no van a venir". "Ayer –por este miércoles– no se reúnen con la ministra y hoy no comparecen a firmar el acta de desacuerdo, supongo que es un documento muy dudoso y que no cuenta la verdad", ha determinado Zan.

Y, así las cosas, desde el comité han decidido que seguirán sin moverse del lugar de reunión "esperando a tener noticias".

La mesa de negociación, sin los representantes de Alcoa. SEBAS SENANDE

PRÓRROGA. Por su parte, el secretario general de la Confederación Intersindical Galega (CIG), Paulo Carril, recuerda que "para doblegar a Alcoa", en la reunión de este miércoles con el Ministerio, -a la cual no acudió la dirección de la siderúrgica-, reclamaron tanto a la Xunta como a la ministra de Industria "que actúen con contundencia y con firmeza".

"No es de recibo que una empresa como esta esté manteniendo una situación de tensión y de sinrazón enorme, poniendo en riesgo miles de puestos de trabajo y la continuidad de una actividad industrial estratégica", añade en el escrito.

Carril confía en que la multinacional "se avenga a razones y se abra a la posibilidad de prorrogar en seis semanas el proceso, sustituyendo la firma de las actas de desacuerdo por la de un acta sencilla en la que se recoja la ampliación del período de consultas".

Este nuevo plazo serviría para posibilitar el inicio del proceso de venta de la planta de aluminio de San Cibrao, en el que participaría, en exclusiva, Liberty House Group, empresa perteneciente al conglomerado internacional Alliance GFG.

De no conseguir un cambio de postura de la multinacional en la reunión de este jueves, el secretario de la CIG advirtió que se podría llevar la "barbaridad" propuesta por la dirección de la empresa al ámbito judicial

La propuesta contempla la celebración de una reunión semanal, a través de una mesa multilateral, para mantener puntualmente informados de los avances de esas negociaciones tanto a la Comisión Representativa de los Trabajadores como a la Xunta de Galicia, el Ministerio de Industria y los sindicatos CIG, CCOO y UGT.

Además de todo esto, en el texto se explicita que el proceso de venta se desarrollaría "sin parar ninguna cuba", de modo que las instalaciones podrían venderse a Liberty House Group con la planta en funcionamiento.

Además, y tan sólo en el supuesto de "que la venta no llegara a producirse a 20 de septiembre", el día 21 del mismo mes las partes se reunirían para finalizar el período de consultas en los términos que se acuerden.

De no conseguir un cambio de postura de la multinacional en la reunión de este jueves, el secretario de la CIG advirtió que se podría llevar la "barbaridad" propuesta por la dirección de la empresa al ámbito judicial "para que sea el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia quien resuelva la impugnación que haremos de los despidos". 

PETICIÓN AL GOBIERNO. El presidente del comité de empresa de la fábrica que la multinacional Alcoa posee en la localidad lucense de San Cibrao, José Antonio Zan, solicitó este jueves la intervención del "presidente del Gobierno o de alguno de sus vicepresidentes" para "que haga de interlocutor" con la dirección de la compañía en España.

Desde el comité han asegurado que Alcoa "inhabilitó" a la ministra de Industria, Reyes Maroto, al no comparecer en la reunión telemática entre administraciones, empresas y sindicatos celebrada anoche.

Zan hizo estas declaraciones a los medios de comunicación minutos antes del reinicio de la negociación del Ere que afecta a 534 trabajadores de la planta de aluminio, que se ha retomado a las 10:00 horas de este jueves.

Antes, representantes de Alcoa España y del comité de empresa estuvieron reunidos durante 30 horas -desde la mañana del martes hasta el mediodía del miércoles-, sin llegar a acuerdo alguno.

"Hay ministros y vicepresidentes a los que se les ha llenado la boca con la intervención o la nacionalización; ahora hay que ver si tenemos un Gobierno o qué tenemos"

"Tenemos un acta de la dirección de la empresa que vamos a firmar con desacuerdo". "Desde el martes teníamos 15 días, y ahora solamente nos quedan 13 para tomar una decisión", lamentó el presidente del comité de empresa.

Por este motivo, ha pedido a las "autoridades" que durante este tiempo busquen "una solución, bien sea pactada o una intervención". "Jamás en España se ha dado una situación de este tipo, que está poniendo en entredicho el Estado de derecho y la democracia en sí", aseveró.

El presidente del comité calificó a Alcoa como "una multinacional que no se aviene a nada, y eso que tiene una fábrica regalada por el Gobierno hace 22 años. "Proponemos dos soluciones: o alguien por encima de la ministra se sienta a hablar como interlocutor válido y llega a un acuerdo, o nos queda la intervención", indicó Zan.

"Hay ministros y vicepresidentes a los que se les ha llenado la boca con la intervención o la nacionalización; ahora hay que ver si tenemos un Gobierno o qué tenemos", sentenció.

"Si no fructificaba todo esto y no salía adelante, tendríamos una reunión todas las semanas en la mesa multilateral"

Con respecto al acta redactada por la dirección de la empresa, señaló que "los trabajadores presentaron una oferta y ellos se levantaron de la mesa, al igual que ayer no se quisieron sentar con la ministra". La propuesta de los sindicatos consistía en "seis semanas más de prórroga para volver al último día de negociación".

"Si no fructificaba todo esto y no salía adelante, tendríamos una reunión todas las semanas en la mesa multilateral", puntualizó Zan. Pero, según indicaron desde el comité, "a Alcoa no le valió nada de todo esto, porque su intención es firmar la parada de las cubas, el Ere o el Erte".

Zan recordó que desde la Consellería de Economía, Empleo e Industria de la Xunta de Galicia también les solicitaron, sin éxito, a los directivos de Alcoa España "que anulen todo y vean si tiene una solución en seis semanas". 

Los representantes de Alcoa se van tras ser recibidos con huevos y...
Comentarios