viernes. 18.09.2020 |
El tiempo
viernes. 18.09.2020
El tiempo

El PSOE baja en todos los concellos mariñanos, pero es el más votado en cinco donde gobierna

Mesa electoral ubicada en la casa de la cultura de Burela. JOSÉ Mª ÁLVEZ
Mesa electoral ubicada en la casa de la cultura de Burela. JOSÉ Mª ÁLVEZ
El PP, fuerza con más respaldo en la comarca, gana apoyo también en Ribadeo o Burela pero lo pierde en siete municipios con respecto a abril ► Vox apunta ya a las locales

Los socialistas lograron esquivar el batacazo que se pronosticaba en algunas encuestas y se mantienen como segunda fuerza más votada en la comarca —12.309 sufragios— en unos comicios en los que no partían con el cartel de favoritos. A pesar de que el PP aún le saca más de 1.200 votos en A Mariña, el PSOE logró ser primera fuerza en cinco ayuntamientos en los que gobierna: Viveiro, Ourol, A Pontenova, Alfoz y Foz, estos dos últimos desde el pasado mes de junio. Unos datos de los que sacan pecho, ya trabajan para seguir sumando tras perder 2.126 desde abril pasado.

El Partido Popular fue la fuerza con más apoyos en los comicios del pasado domingo, donde tuvo 241 votos más que el pasado mes de abril, llegando a 13.534 sufragios en total en los dieciséis concellos de la comarca y eso que en siete de ellos consiguieron menos apoyos que los que tuvieron en los comicios de abril. Se trata de Lourenzá, Alfoz y Ourol, municipios gobernados por el PSOE a nivel local; Barreiros, en manos del BNG y tres gestionados por el PP: Riotorto, O Vicedo y Mondoñedo. En este último acudió a votar un 63% de los electores y no un 58 como por error difundió la página oficial del Ministerio del Interior, según su alcaldesa, Elena Candia.

El coordinador comarcal del PP, José Manuel Balseiro, considera "positivos" los resultados de las elecciones generales para su partido, "porque fumos capaces de cambiar a tendencia de abril e das municipais de maio, con referencia ás cales PSOE e BNG ganaron en 11 concellos e o PP, en 5; cando agora o PP está por diante en 11 e o PSOE gana en 5". El responsable popular advierte ante el triunfalismo de entonces de los socialistas, pues "en oito meses ganámoslles en cinco concellos onde eles ganaron en abril, incluidos Burela e Ribadeo, dúas das poboacións máis grandes".

La diferencia de votos entre PP y PSOE lleva a ambos a ver positivo el resultado de las urnas, que deja una subida de los nacionalistas

Balseiro asegura que mantienen el porcentaje de voto de la provincia, del 75%, y tienen 1.225 sufragios más que el PSOE en A Mariña. Entiende que ahora toca analizar por agrupaciones y "seguir traballando, isto é un equipo, iso é o que dá froitos, no conxunto da Mariña os datos son bos". Cree que el descenso de participación no tuvo incidencia y duda de la influencia de la situación de Alcoa.

La representante socialista y alcaldesa de Lourenzá, Rocío López, también hace una valoración positiva de los resultados para su partido, al no haber sido posible contactar con el coordinador comarcal, aunque cree que les perjudicó la abstención al entender que mucha gente se quedó en casa y podrían haber votado a su formación, "pero a pesar de todo estamos contentos porque a suma dos votos progresistas gana ás forzas da dereita", cuenta López.

También menciona el "exercicio de responsabilidade da xente que foi votar" que lo hizo convencida de sus derechos y deberes, pero es sincera al aseverar que "desta volta non se votou con ilusión", un cansancio que pudo hacer mucha mella en la gente como el mal tiempo que acompañó durante toda la jornada de votación, un día de intensa lluvia y frío "que non apetecía moito saír da casa".

Unidas Podemos supera al Bloque en número de apoyos 
Los resultados electorales del pasado domingo arrojan algunos datos para el análisis, como el hecho de que Unidas Podemos superara en número de apoyos al BNG en el cómputo global de los concellos de la comarca. Los nacionalistas gallegos lograron 3.524 votos en total, 780 menos que el partido que a nivel nacional lidera Pablo Iglesias, que alcanzó los 4.305 sufragios. Ninguna de las dos formaciones ha logrado escaño por la provincia, pero el Bloque vuelve al Congreso con un representante por A Coruña. 

Subida 
Y ello a pesar de que esta formación que obtuvo una subida generalizada en 15 de los 16 ayuntamientos y en el otro, en Alfoz, se quedó con los mismo votos que el pasado mes de abril, 56. 

4 concellos 
Son en los que el Bloque logra ser la tercera fuerza, por detrás de PP y PSOE. Se trata de Lourenzá, Riotorto, O Valadouro y Barreiros. Este último gobernado desde el pasado junio por el BNG, que también dirige con mayoría absoluta en Ribadeo.

 

La responsable comarcal del BNG, Ana Ermida, hace un balance positivo. "Recuperamos posicións, seguimos na senda de ascenso que se iniciou nos últimos tempos. O Bloque acadou representación no Congreso e escoitarase a voz da Mariña, pois Néstor Rego é do Vicedo. Isto demostra que ter base social e militancia contribúe aos resultados".

Ermida destaca que "iniciamos o camiño de facer fronte á política antisocial e da dereita na Mariña", pese a la dificultad de llegar al electorado al ser unas elecciones "moi polarizadas e case presidencialistas", pese a lo cual "fomos quen de situarnos na campaña e que a xente nos vexa como un freo da dereita, e marca unha tendencia de recuperación do voto. Nós somos representatividade territorial e en ascenso". La nacionalista subraya que "subimos porcentualmente en toda a comarca".

DETERMINANTE. Como aspecto negativo apunta la fragmentación que existe, que "obriga a entenderse polo ben xeral", lo que tiene como lado positivo "que un deputado do BNG pode terminar sendo determinante para poñer riba da mesa cuestións". Ermida reconoce que hubo desmovilización "polo cansancio xeral de tantas repeticións electorais, a xente está pedindo responsabilidade, altura de miras e que se poñan a traballar nos temas que interesan á xente, hai que chegar a acordos e dar estabilidade, están cansos de asistir a un circo mediático".

María Loureiro, la alcaldesa de la localidad más poblada, Viveiro, coincide en la necesidad de estabilidad, "porque no se puede barajar la posibilidad de otras elecciones, hay que sentarse y ceder para que haya un Gobierno estable y trabajar. A Viveiro también le afecta, porque tenemos asuntos pendientes, como el arreglo del paseo marítimo, la cesión al Concello del antiguo colegio de Celeiro para crear la residencia para Aspanane o la aprobación de los presupuestos", enumera. En el municipio recalca que el PSOE fue la fuerza más votada, aunque notó "el desencanto y la desilusión de enfrentarse a las nuevas elecciones", por lo que temían una abstención mayor que castigase a la izquierda, pero "conseguimos aguantar".

El popular vivariense Óscar Rodríguez cree que el trabajo realizado empieza a dar frutos en Viveiro y "dános ánimos para seguir traballando, estamos case igualados co PSOE, con menos diferencia que a nivel nacional, penso que rompeuse a dinámica á baixa", dice.

Vox irrumpe con cerca de 3.000 votos y augura más candidaturas para los comicios locales
La fuerza con la que ha irrumpido Vox en el panorama nacional se deja sentir en A Mariña, donde la formación sin apenas infraestructura ha logrado cerca de 3.000 votos, en concreto 2.952 para una fuerza que en las pasadas elecciones locales solo consiguió confeccionar lista en Burela. Su candidato a la alcaldía, Alberto Rega, es la cabeza visible de una formación, con votos en todos los municipios y más de 500 en los dos más poblados, Viveiro (561) y Foz (510). 

Unas cifras a las que suman 471 en Ribadeo, 358 en Burela, 150 en Barreiros, 134 en Mondoñedo. 121 en Xove, 107 en Lourenzá, 105 en Cervo. 103 en A Pontenova, 68 en Trabada, 62 en Alfoz, 58 en O Vicedo, 51 en O Valadouro, 48 en Riotorto y 25 en Ourol, lo que para Rega es un claro ejemplo "de que cada día somos máis". 

Algo que se nota también, dice, "no número de afiliacións, con preto de 200 na provincia", que cree se trasladará en más candidaturas para las próximas locales. Quita hierro a no lograr escaño en Galicia y anima "a seguir traballando para conquerilo". 

Una lectura muy distinta a la que hacen en otros partidos. "Nin a nivel nacional, nin en A Mariña nin a nivel local creo que sexa un voto viable, máis ben creo que é de cabreo», cuenta la socialista Rocío López, mientras que su homóloga del BNG, Ana Ermida, sitúa «no plano negativo a entrada con demasiada forza da extrema dereita". 

Para Jaime de Olano, el ascenso de Vox es similar a otros partidos de nuevo cuño, "igual que Podemos y Cs en su momento, que durante un tiempo suben, después se les conoce y dejan de hacerlo" y reconoce que dividir el voto ha hecho que "180.000 sufragios no obtengan representación, lástima para el centro derecha". 

Por su parte, el socialista César Mogo, lamenta que "moitos dos votos de dereita sexan agora da extrema dereita" y asiste con preocupación al hecho de que "na batalla pola dereita o PP se deixe arrastrar polo discurso de Vox".

 

Caída "con honor" de Ciudadanos 
"Las cuentas están todas hechas. Está claro que nos hemos confundido de estrategia y hay que respetar y asumir el resultado", asevera el responsable de Ciudadanos en la comarca, Manuel Vicente, quien habla de "ejemplo de responsabilidad" de su líder Albert Rivera al presentar de manera inmediata su dimisión. 

En cascada 
Un cambio al que seguirán otros «en cascada» en la estructura de un partido que "afectarán a nivel autonómico, provincial y local".
 
66,86 por ciento 
Es el porcentaje de votos que se ha dejado Ciudadanos en estos comicios en la comarca.

El PSOE baja en todos los concellos mariñanos, pero es el más...
Comentarios