La presentación de la Festa Normanda de Foz congregó a numeroso público

Tras el desfile en el Paseo da Ribeira, en el que se pudo ver los diseños de Antolinas Atelier, hubo una comida popular
En el desfile, que atrajo a muchos vecinos y foráneos, participaron cuarenta modelos.   J.M. PALEO
photo_camera En el desfile, que atrajo a muchos vecinos y foráneos, participaron cuarenta modelos. J.M. PALEO

Cuando todavía resta un mes para que se celebre la décima edición de la Festa Normanda, la cita demostró el domingo que tiene un tirón espectacular entre los vecinos del municipio, veraneantes y turistas que llenan ya estos días este enclave costero de A Mariña.

El Paseo da Ribeira de Foz era este domingo un hervidero a las siete y media de la tarde para disfrutar de la presentación de esta fiesta de recreación histórica que conmemora la victoria de los focenses frente a la invasión vikinga.

La puesta de largo incluyó un desfile en el que participaron 40 personas, desde los más pequeños de la casa hasta modelos de todas las edades, y en el que el numeroso público que se congregó pudo disfrutar de los diseños preparados para esta cita especial por Antolinas Atelier, la firma tras la que se esconden las manos de Pili y Sara, que son madre e hija.

Las más pequeñas también participaron en la presentación. JM PALEO
Las más pequeñas también participaron en la presentación. JM PALEO

Estos diseños están a la venta para que tanto vecinos como foráneos lleguen ataviados de la mejor manera posible a la festividad que se celebrará entre el jueves 25 y el domingo 28 de agosto en Foz.

CARTEL. Además de los trajes, durante la presentación también hubo tiempo para que se desvelase el cartel de esta décima edición. Lo hicieron el alcalde, Fran Cajoto; la concejala de Cultura, Inés López; y Pablo Fraga, presidente de Desembarco Normando, la asociación que se encarga de organizar esta fiesta de recreación histórica.

Ellos descubrieron un diseño que en esta ocasión está basado en una potente imagen que se tomó en una de las ediciones celebradas previa a la pandemia.

GASTRONOMÍA. La presentación se cerró, desde las ocho y media de la tarde, con una degustación gastronómica que estuvo muy concurrida y que sirvió para cubrir otro de los objetivos de esta exhibición. "A idea era facer a presentación para que todo o mundo saiba da festa e, de paso, recadar fondos para a mesa, porque despois de dous anos sen facerse arrincas de cero e todo está máis caro que a última vez", explica Pablo Fraga.

La cata gastronómica que cerró el acto incluyó huevos, pan, chorizo, patatas y vino a un precio de diez euros la ración

Las decenas de personas que se acercaron al Paseo da Ribeira focense pudieron disfrutar por un precio de diez euros de huevos, pan, chorizo, patacas, vino y participar en el sorteo de un bolso y una capa donados por Antolinas Atelier. Después hubo fiesta amenizada por los djs Darío y Rubén.

Comentarios