domingo. 09.05.2021 |
El tiempo
domingo. 09.05.2021
El tiempo

El patinete eléctrico asoma en A Mariña

El jugador del Pescados Rubén Burela FS Joselito. JOSÉ Mª ÁLVEZ
El jugador del Pescados Rubén Burela FS Joselito. JOSÉ Mª ÁLVEZ
Los vehículos de movilidad personal son cada vez más habituales por las carreteras de A Mariña

LOS TIEMPOS cambian y, con ellos, los medios de transporte. Si a principios del siglo pasado la sociedad se sorprendía con la llegada de los primeros automóviles, la revolución del motor eléctrico ocasiona ciertas similitudes. De todos los dispositivos que se emplean, los más famosos son los patinetes. Sin embargo, hay una infinidad de posibilidades que se pueden ver circulando por las calles como hoverboards, monociclos, segways, patines... y siguen llegando nuevas tecnologías. 

En ciertos lugares de A Mariña se empiezan a ver los primeros patinetes circulando tanto por las carreteras como por las aceras. Además, en Burela se encuentra una de las pocas tiendas físicas. 

"Es más cómodo"

El jugador con el dorsal número 2 del Pescados Rubén Burela FS, Joselito, es uno de los usuarios que se pueden ver manejando un patinete eléctrico por Burela desde este verano. Asegura que lo adquirió el pasado julio en un centro comercial de Cádiz. 

Explica que para hacer sus labores diarias y transportar cargas de poco peso "es más cómodo" que usar el coche, tanto por el menor coste que supone el consumo como por las dimensiones. 

Indica que pesa unos 15 kilos, por lo que facilita su transporte, tiene una autonomía de 30 a 35 kilómetros, además de llegar a una velocidad punta de 30 kilómetros por hora, lo que le permite hacer su rutina diaria como "comprar el pan". En cuanto al tiempo de la carga, dice que lo deja por la noche unas seis o siete horas. 

Las reacciones entre sus compañeros de equipo no se hicieron esperar, diciéndole que "está chulo". Muchos de ellos le pidieron probarlo, pero ninguno se atrevió a dar el paso para hacerse con uno hasta el momento. 

Los usuarios que utilizan patinetes eléctricos explican que el bajo coste tanto de mantenimiento como de consumo, además de una autonomía de unos 50 kilómetros, los hacen muy atractivos

El interés no solo se remite a sus colegas de profesión sino también a los vecinos. Algunos de ellos "se quedan mirando" sorprendidos al ver un patinete subiendo una cuesta sin tener que usar las piernas para impulsarlo. Otros le llegaron a preguntar por las características del vehículo eléctrico en cuanto a la velocidad o el tiempo que requiere para la carga. 

"Son económicos"

El gerente de PitBikeGP, David Oroza, es uno de los pocos establecimientos físicos donde se venden patinetes eléctricos en la comarca de A Mariña desde 2014, además de los recambios. Señala que por el momento "non se levan moito" por la comarca de A Mariña, asegurando que vendió cerca de una decena en la tienda física, aunque "o 90% das ventas" se hacen vía internet. El local es principalmente distribuidor de Malcor, aunque tiene "acceso a todas as marcas", señala Oroza. 

Oroza asegura que este tipo de vehículos son para usos cotidianos, preferiblemente dentro de un ámbito urbano. Añade que existe una gran variedad de modelos dependiendo de diferentes factores como el peso, la potencia, si lleva o no sillín, el tamaño de las llantas... Como cualquier coche, influye en el precio. En este establecimiento el coste oscila desde los 300 hasta los 2.000 euros. 

La autonomía es variable. Puede ir desde los 30 a los 50 kilómetros, aunque "igual que pasa con el combustible dos coches", decrece a mayor velocidad, variando desde los 30 a los 50 kilómetros. 

En cuanto a la velocidad máxima, los patinetes de serie alcanzan los 45 kilómetros por hora, aunque una vez salen de la tienda, algunos particulares "fan modificacións" con lo que la velocidad puede ser mayor. 

Oroza afirma que hay muchas ventajas de los patinetes respecto a otros vehículos, como en el combustible. Añade que "las cargas son eternas", el mantenimiento es muy barato –pone de ejemplo las ruedas–, no se paga seguro, y al ser silenciosos no emiten contaminación acústica. 

Hasta el momento explica que no hay una regulación en la comarca. Mientras en la carretera se tiene que comportar como una bicicleta "tendo que ir pola beiravía", por la acera debe aminorar la velocidad, circulando como "o fan os peatóns". Sin embargo, aclara que en un futuro piensa que habrá una regulación específica y que ve "ben que se use o casco", para garantizar la máxima seguridad en la vía y evitar posibles accidentes. 

La mayoría de patinetes de serie pueden circular como máximo a 45 km/h y el tiempo de carga necesario es de unas seis horas

Asimismo, dice no entender "que queiran prohibir" los patinetes en Madrid o Barcelona, puesto que piensa que es una buena medida para eliminar las emisiones contaminantes. También afirma que, como ocurre con los peatones o bicicletas, no se debe circular por sitios que conlleven riesgo como una autovía. 

"Estou pensando comprar un" 

Un vecino de Foz, que tiene un anuncio en internet en el que vende un patinete eléctrico infantil, se puede decir que adelantó a los tiempos. Dice que encontró hace una década en un punto limpio y, junto a su hijo –que ahora tiene ocho años de edad– lo reformaron para que lo usara el pequeño. Señala que lo vende porque el niño ahora tiene una moto de gasolina. Sin embargo, comenta que la experiencia vivida hizo que ahora se esté planteando "comprar un para min".

Dice que su domicilio se encuentra cerca del trabajo, y de los que probó hasta la fecha "a resposta –en cuanto a la aceleración– é similar á diferencia das motos de pouca cilindrada de gasolina". "Buscamos a comodidade e os dispositivos electrónicos permíteo", sentencia. 

Normativa vigente

Como en el resto de la tecnología, la normativa va unos pasos por detrás. Hasta el momento las competencias para delimitar la normativa de los Vehículos de Movilidad Personal (VMP) es de los ayuntamientos. La DGT envió una serie de recomendaciones en 2016 ante la imposibilidad de catalogarlos como vehículos de motor o como peatones. Sin embargo, tres años después sigue habiendo "un vacío legal" como afirman diversos usuarios.

Multas desde 100 a los 500 euros
En grandes ciudades como Madrid y Barcelona, llega a haber sanciones desde 100 hasta 500 euros si no se respetan las normas establecidas.

Barcelona
No se puede circular por las aceras y la edad mínima es 16 años de edad.

Madrid
Por las aceras la velocidad máxima es 5 km/h y por el carril bici solo pueden manejarlos mayores de 16 años.

El patinete eléctrico asoma en A Mariña
Comentarios