Los otros problemas de no tener Policía Local en Viveiro

El Concello aduce que la falta de ese personal dificulta la ejecución de obras como la reparación de una marquesina de autobús que está inutilizable desde el mes de diciembre así como de otras obras concretas
Agente de la Policía Local de Viveiro, en una imagen de archivo. AEP
photo_camera Agente de la Policía Local de Viveiro, en una imagen de archivo. AEP

El Concello de Vivero aduce que la falta de personal en la Policía Local dificulta los trámites para la reparación de una marquesina que está inutilizable desde diciembre del año pasado. Se trata en concreto de la caseta de la parada del autobús ubicada en la parroquia de Vieiro, junto al restaurante O Filón, la cual quedó parcialmente destruida en un accidente automovilístico con salida de vía de un vehículo que acabó chocando con la instalación. 

La teniente de alcaldesa y concejala de Obras, Míriam Bermúdez (BNG), manifestó en el pleno que "o feito de non ter Policía Local (en referencia a la baja de toda la plantilla de municipales que recientemente sufrió el Concello) dificulta o acceso aos atestados dos sinistros, aínda así acdouse a documentación e está tramitada co seguro do vehículo implicado a correspondente reclamacion". 

Bermúdez añadió que también "complica o labor do departamento de Obras, xa que o seguro esixe que sexa o Concello o que envíe a valoración ou presuposto de danos para tramitar a indemnización". Según recalcó, actualmente se ha realizado toda esa tramitación y el Concello está a la espera de la respuesta del seguro aceptando el presupuesto para demolición y construcción de una nueva marquesina. 

Por otro lado, la responsable de Obras, señaló que se ha dado solución mientras tanto a los escolares que usan esa parada de autobús. Así, los estudiantes están usando la parada, de propiedad municipal que existe en una zona cercana, Douradas, para resguardarse mientras esperan el autobús.

Bermúdez apuntó también que a mayores la marquesina está ubicada en una carretera de titularidad de la Diputación de Lugo y con una vivienda catalogada por patrimonio situada detrás, por lo que las obras precisan de las autorizaciones sectoriales pertinentes. Además, indicó que en la misma situación están tres farolas derribadas por siniestros en Celeiro, Magazos y la Variante, varios bolardos en Cantarrana y las escaleras de Atalaia.

Comentarios