La nueva ordenanza de tráfico de Burela abre la puerta a la puesta en marcha de la zona azul

El Concello actualiza la normativa para adaptarla a nuevas realidades y en ella amplia el uso de las zonas de carga y descarga, regula la creación de zonas residenciales y de aparcamientos rápidos o agiliza los trámites para retirar vehículos abandonados de la calle
Burela internet
photo_camera Avenida Arcadio Pardiñas, en Burela. JOSÉ Mª ÁLVEZ (AEP)

La corporación de Burela debate en el pleno de este jueves la aprobación inicial de la nueva ordenanza de tráfico que busca "mellorar a fluidez nas vías urbanas, regular outros usos e actividades que afecten á circulación viaria, fomentar a seguridade e controlar as infraccións que se cometen polos usuarios", aseguró la alcaldesa, Carmela López

Esta normativa abre la puerta a dar nuevos usos regulados en las zonas de carga y descarga, "porque hai vehículos que no seu traballo diario precisan estos espazos pero non son estrictamente comerciais e queremos que podan usar estas zonas e tamén, por exemplo, os sanitarios de atención a domicilio". En este caso se expedirán unas tarjetas para que estos vehículos usen estas zonas para aparcar por un tiempo limitado.

Con respecto al aparcamiento, la nueva norma también aborda el estacionamiento regulado con limitación temporal para "dar axilidade en zonas céntricas". En este caso el Concello podrá implantar si así lo decide zonas residenciales o zonas azules de aparcamiento. También podrá establecer zonas de aparcamiento rápido en lugares concretos, como las inmediaciones de colegios. 

Otra de las novedades tiene que ver con las paradas habilitadas para los taxis. "As paradas de Burela serán para os taxistas de aquí para que non as podan usar profesionais doutros sitios", explicó la regidora. 

Y con respecto a los vados, el Concello dejará de rebajar las aceras para dar acceso a los garajes y en su lugar usará planchas, "que se poden retirar rapidamente no caso de que o vado se dea de baixa". También para ganar en celeridad se modifica la fórmula para la retirada de vehículos abandonados que en unos tres meses el Concello podría quitarlos. 

La ordenanza también incluye una ordenación para los patinetes, que ganan presencia en las calles de las localidades. "Hai que regulalo porque cada vez hai máis casos e tamén haberá charlas da man da Policía Local para asesorar neste sentido", indica López, que asegura que con la nueva norma los menores de 12 años podrán usar la bicicleta en aceras y plazas, algo que ahora está prohibido. 
 

Comentarios