martes. 22.06.2021 |
El tiempo
martes. 22.06.2021
El tiempo

La mitad de la economía mariñana se iría "a pique" si cierra la fábrica de Alcoa

Vista de la planta de Alcoa en San Cibrao. AEP
Vista de la plata de Alcoa en San Cibrao. AEP

Alcaldes, empresarios y vecinos urgen al Gobierno a conservarla porque saldrá más barato que abrir otra industria

La posibilidad de cierre de la factoría mariñana de Alcoa está amedrentando a la sociedad, hasta el punto de que los empresarios aprecian una especie de "miedo escénico" entre la población, con un parón en las compras "por lo que pueda pasar". Para el ayuntamiento en el que está radicada la fábrica, su clausura supondría prácticamente la bancarrota y desde la Federación del Comercio de A Mariña (FCAM), su presidente, José Carlos Paleo, advierte de que el 40% de sus 950 asociados acabarían cerrando. En general, los consultados afirman que "la mitad de la economía mariñana se iría a pique".

"Sería un desastre apocalíptico", llega a afirmar el primer edil del municipio xovense, Demetrio Salgueiro. "Un concello de 3.300 habitantes como o noso ten un orzamento que ronda os nove millóns de euros. O 70% do que ingresamos procede do Imposto de Actividades Económicas (IAE) de Alcoa e indirectamente, das liñas eléctricas que o atravesan para a factoría, así que no caso de pechar baixaría como mínimo á metade o volume de ingresos". añade.

Además, "a metade da poboación de Xove traballa en Alcoa". De "catástrofe" llega también a calificar Salgueiro ese escenario ya que "moitos deses ingresos destinámolos aos servizos que habería que reestructurar e tamén habería que replantexar a plantilla, na que agora temos 86 empregados fixos; algo impensable para un pequeno concello, sen unha empresa solvente detrás". Tampoco podrían efectuar en Xove las inversiones que se están destinando a la recuperación patrimonial, a recursos turísticos y al arreglo de caminos.

Alfonso Villares: "Que el Gobierno apruebe un viernes el decreto por A Mariña, Lugo y Galicia para dar viabilidad a los trabajadores de Alcoa"

Entre los servicios quizás impropios para un pequeño ayuntamiento derivados de los ingresos de Alcoa en Xove, figura por ejemplo, la piscina climatizada.

Su homólogo en Cervo, Alfonso Villares, prefiere no ver ese lado catastrófico. Admite que los ingresos derivados de Alcoa suponen un tercio de su presupuesto, en torno a los siete millones de euros, que se destinan a gastos de personal, —el Concello cuenta con unos 120 trabajadores—, a gastos corrientes e inversiones, entre otros.

Villares confía en que Alcoa no cierre. Si ese fuese el caso, a nivel municipal habría que reducir un tercio de los ingresos. "En bancarrota non íamos estar. Para empezar a débeda bancaria é inexistente", matiza. De la población activa de Cervo, puede que directa o indirectamente vivan de la factoría unas 400 ó 500 familias. "É evidente que Alcoa é a industria que sostén á Mariña. É insustituíble. Non se pode pensar nunha alternativa a unha actividade deste calibre", señala el regidor cervense. "A súa chegada no seu día foi un boom, ao igual que o sería a súa saída". El cierre sería un cambio drástico, pero no un escenario apocalíptico, dice. No quedaría otra que mirar hacia otras oportunidades, pese a que ahora el paraguas de Alcoa es tan fuerte que ensombrece otras ideas. Tal vez explotar los recursos turísticos y apoyar al sector primario estarían entre las opciones, objeta el regidor, veterinario de profesión.

Para Villares, que desde los cinco años y hasta sus actuales 49, siempre ha convivido con la fábrica, es un regalo, a nivel laboral, que hay que preservar. Por eso, solicita del Gobierno que uno de esos decretos de los viernes sea "o decreto social para A Mariña, Lugo e Galicia; un decreto que favoreza a viabilidade dos traballadores".

Hay otros recursos en la costa, como la madera y la pesca, pero Alcoa es la industria principal.

Demetrio Salgueiro: "O escenario de peche sería apocalíptico; Xove, que recibe millóns de Alcoa, podería quedar en bancarrota e con paro"

Esta incertidumbre no solo genera inseguridad en bolsa, sino que se aprecia en el comercio: "Polo medo ao que poda pasar a xente non consume". El dueño del restaurante O Castelo de Cervo prefiere por ejemplo no hacer reformas dada la situación.

El presidente de la federación mariñana de comercio, José Carlos Paleo, cree que el cierre sería la "gota que colma el vaso" de una crisis lastrada: "Si ya estamos en el límite, sería el empujón".

SOLUCIONES. El sobrecoste de la energía es el problema de raíz. "A produción de aluminio, a electrolise, non se pode facer sen ela: a electricidade é unha materia prima máis para poder xerar aluminio", señala Salgueiro. Para el regidor xovense, el Estatuto del Cosumidor Electrointensivo "tiña que incluír unha rama específica para as empresas hiperelectrointensivas". Los consultados se hacen eco de que la propuesta del Gobierno socialista de Sánchez "non cumpre as expectativas e convén modificala, coas alegacións que se están presentando". Recomiendan mostrar "sensibilidade, aportando fondos se é necesario".

"Se queremos ter empresas que produzan, hai que competir a prezos iguais que nos países da contorna", porque hay que darse cuenta, según Salgueiro, de que la decisión de cierre de Alcoa se adoptará desde Estados Unidos. Con Alcoa, "ganamos empleo y consumo; cuanta más actividad, más ingresos". Sobre si saldrá de la factura de los consumidores, instan a "diferenciar ao sector do consumidor particular".

La mitad de la economía mariñana se iría "a pique" si cierra la...
Comentarios