jueves. 13.05.2021 |
El tiempo
jueves. 13.05.2021
El tiempo

Entregados el bacaladero Magne Arvesen y el catamarán Wayfinder

El pesquero construido en Figueras zarpa frente a Ribadeo. GONDÁN
El pesquero construido en Figueras zarpa frente a Ribadeo. GONDÁN
Zarpó de Gondán para Noruega uno de los arrastreros más avanzados. El buque de apoyo de Armón está en Reino Unido

El astillero castropolense Gondán y el de Armón, en Burela, han entregado sus más recientes buques, ambos muy especializados y con avanzada tecnología constructiva y para sus operaciones. El arrastrero congelador Magne Arvesen zarpó el pasado fin de semana de Figueras con rumbo a Noruega. Es un bacaladero de última generación que será operado por la compañía Engenes Fiskeriselskap A/S en aguas del Atlántico Norte y del Ártico.

Por su parte, Armón entregó también a su propietario el catamarán Wayfinder, una unidad del tipo Supply Tender para alojamiento de tripulantes y apoyo a un yate de lujo. El Wayfinder está construido en aluminio y puede alojar diversas naves recreativas y un helicóptero. Se da la casualidad de que ambos buques, con faena tan diferente, cuentan con una eslora parecida: 69 metros el pesquero y 67 el catamarán de apoyo. Este último, tras recibir en Burela los últimos equipos y a los tripulantes, zarpó con rumbo sur, recalando el 30 de marzo en Cádiz y el 1 de abril en Gibraltar, en una travesía de prueba que lo ha devuelto a Vigo. Desde allí ha navegado hasta el Reino Unido y este lunes se encontraba atracado en los muelles de Southampton. El buque, el de mayor porte construido hasta la fecha en el astillero mariñano, está abanderado en las Islas Cayman y prestará servicio en travesías de lujo. Armón ya tiene en grada en Burela otro catamarán de características parecidas.

Por su parte, el arrastrero noruego Magne Arvesen es el segundo buque congelador que entrega la firma de Figueras en los últimos seis meses. "Gondán se posiciona de esta manera como un referente en barcos sofisticados para la industria pesquera noruega", señala la empresa.

"Este nuevo buque, diseñado por Kongsberg Maritime —que también suministró los equipos principales— tiene una eslora de 69,9 metros y una manga de 16 metros. Construido en acero con superestructura de aluminio, el pesquero operará en el Atlántico Norte, en aguas del Mar de Barents y del archipiélago de las islas Svalbard", explican desde Gondán.

"Con una acomodación para 29 personas, el arrastrero congelador se dedicará al descabezado, evisceración y congelación de pescado blanco. Para ello, cuenta con los más modernos y automatizados equipos de procesado de pescado y una capacidad total de almacenamiento de pescado congelado de 1.400 metros cúbicos. El buque está clasificado por el DNV y está certificado para navegar en hielo", añaden.

PANDEMIA. Ambos astilleros han continuado su actividad y entregas en estos difíciles momentos de pandemia, con medidas de prevención hasta tomar las tripulaciones. "La situación global generada a raíz de la pandemia del covid-19 ha supuesto un reto para la empresa, que ha sabido afrontar con gran esfuerzo y gracias a una esmerada coordinación y puesta en marcha de todas las medidas necesarias, de acuerdo con la normativa vigente, logrando con éxito el cumplimiento de sus compromisos, y avanzando a pesar de las dificultades", resaltan desde Gondán.

Entregados el bacaladero Magne Arvesen y el catamarán Wayfinder
Comentarios