Enfado en Puerto de Celeiro por la "falta de interés" del Gobierno en solucionar el paro del transporte

La sociedad gestora de la lonja celeirense ha empezado a congelar el producto para intentar defender, cuando sea posible, su venta en el mercado ► Este viernes no entró ningún barco de altura procedente de Gran Sol en el puerto
Camiones parados ante la lonja de Celeiro. X.L. JPG
photo_camera Camiones parados ante la lonja de Celeiro. X.L.

El cabreo va a más cada día que pasa en el puerto vivariense de Celeiro, que acumula 140 toneladas de pescado en cámaras y barcos sin poder venderlo para su comercialización en los grandes mercados centrales. Este viernes no descargó ningún barco de altura. Las tres grandes empresas de transporte que distribuyen el producto hacia dichas plataformas no realizan el servicio, por lo que tampoco cabe la posibilidad de que salgan escoltados los camiones. 

El responsable de flota de Celeiro, Jesús Lourido, asegura que "están machacando al sector primario, especialmente al de Lugo" y expresa su incredulidad ante la prolongación del conflicto porque "nadie se ha sentado a hablar con la organización convocante", por lo que reclama responsabilidad a las autoridades.

"No podemos esperar diez días más a que lleguen las medidas, cuando estemos todos ahogados y destrozados ya no harán falta", advierte. El trabajo de los pescadores es traer pescado saludable para la población y ahora pierden el trabajo de toda la semana con récords históricos del precio del combustible", lamenta.

Puerto de Celeiro decidió congelar el pescado en las cámaras de que dispone, poco a poco. "A ver si después conseguimos comercializarlo, intentaremos defender como mejor podamos el trabajo de nuestras tripulaciones y armadores, seguiremos con este procedimiento a ver si les podemos garantizar al menos un euro", subraya Lourido, quien avanza que las pérdidas serán enormes, porque en vez de facturar medio millón de euros, lograrán 150.000, "un desastre".

La lonja subasta a diario una pequeña cantidad para distribuir al mercado local, por esta razón las pescaderías de la Costa lucense tienen pescado a la venta. El que adquieren es el que capturan los barcos de bajura y el variado que procede de Gran Sol, pero las 15 toneladas de media de merluza que pescan en ese caladero están siendo almacenadas ante la imposibilidad de su comercialización.

Comentarios