domingo. 23.01.2022 |
El tiempo
domingo. 23.01.2022
El tiempo

Duros por fuera, tiernos por dentro

Integrantes del equipo airsoft de A Mariña, en una de sus recientes misiones. EP
Integrantes del equipo airsoft de A Mariña, en una de sus recientes misiones. EP
Una decena de jóvenes, de entre 20 y 40 años, conforman la asociación Airsoft A Mariña, una entidad con la que quieren promocionar el juego de estrategia real en el que compiten

El airsoft es un juego de estrategia que no está considerado como deporte aunque algunos ejércitos lo usan como entrenamiento, puesto que los jugadores deben desarrollar técnicas casi de supervivencia para hacerse con un botín. Se juega por equipos en un campo abierto y se usan mapas y réplicas de armas reales, por lo que las técnicas reproducen casi al milímetro las que se usarían en una guerrilla, aunque con bajas de mentira.

Una afición que no es muy mayoritaria en la comarca, aunque hace un par de años que se practica, pero la cosa fue decayendo y con el covid aún más hasta que Lázaro Irimia y Luis Fanego se animaron a montar una asociación, que está a punto de quedar legalmente constituida.

En paralelo a esos trámites, fueron preparando un monte que les cedió en Lourenzá el padre de Lázaro, un espacio en el que rozaron caminos y montaron palés para asemejarlo al campo de batalla en el que esperan recibir a otras formaciones de Galicia, e incluso de fuera, para cuando puedan organizar sus propias partidas, como a las que suelen acudir en campos de A Coruña, Lalín o Ferrol, sedes de algunos de los equipos más reconocidos de Galicia y con los que suelen competir, pero también compartir, pues si algo destaca Irimia es la camaradería alrededor de esta actividad.

Un juego en el que para los no iniciados sorprende la vestimenta -de camuflaje marpat en el caso de los mariñanos- pero sobre todo las armas, de las que reciben el nombre la actividad, y que son todas réplicas de otras reales, pero que cuesta distinguir a simple vista. "Las hay de muelle, eléctricas, de gas... de distintos tipos", cuenta Lázaro Irimia, el presidente de la entidad, quien recuerda que las armas están catalogadas de categoría 4 y que es necesario tenerlas dadas de alta en el concello en el que se reside, aunque no hay que tener permisos ni psicotécnico. "El justificante de tenerlas a tu nombre es necesario para desplazarte con ellas", dice.

Las armas que se usan en las partidas son réplicas exactas de las reales, que disparan bolas de seis milímetros biodegradables

A partir de ahí, la moda (también aquí hay marcas) y las mejoras que se incluyan pueden hacer que las armas se alíen con la buena puntería y la precisión del jugador. "Con una normal se puede hacer blanco a 40 o 50 metros, pero hay francotiradores que pueden acertar a cien", cuenta el experto al tiempo que recuerda que la bola que se dispara, biodegradable, tiene seis milímetros.

Si se hace blanco, el rival levanta la mano, grita muerte y vuelve derrotado a su base, a excepción de partidas largas en las que incluso hay un jugador que hace de médico y "revive" al participante, explica Irimia, quien aclara que las partidas más largas pueden prolongarse durante todo el fin de semana, para lo que los jugadores disponen de cámaras con visión nocturna.

Lo normal es que se desarrollen por las mañanas y recuerda que las gafas de protección son obligatorias siempre, mientras que el resto de protecciones son recomendables. En la asociación, cuentan con varios equipos y réplicas para poder prestar a las personas que se animen a probar, aunque por motivos de los seguros en vigor en Airsoft A Mariña no pueden aceptar a menores de edad, que pueden competir en otros campos si cuentan con autorización familiar.

PRESENTACIÓN. En el momento en que todos los trámites lleguen a su fin esperan presentar en sociedad la entidad y también organizar alguna partida para dar a conocer la actividad, que están seguros será bien recibida en la comarca, pues "siempre quedamos antes para tomar café y luego hay gente que se queda a comer, lo que es un aliciente para los negocios de la zona", creen.

Integrantes del equipo Airsoft A Mariña, en una de su recientes misiones.De momento, ya han conseguido el apoyo del Ayuntamiento de Lourenzá, donde tienen la base, que querían estrenar con una partida solidaria, pero la imposibilidad de cerrar todos los trámites a tiempo lo impidió, pero no les llevó a dejar de lado su espíritu navideño y promovieron una campaña de recogida de juguetes para niños de familias desfavorecidas bajo el lema "Regala un sorriso" para que ningún crío se quedara sin regalo estas fiestas.

Para la recogida de donaciones contaron con el apoyo de varios colaboradores, algunos fieles desde su puesta en marcha: A Chave das Noces, Témola Negra, Húcar (Burela); O Torreón, la biblioteca, la escuela de música y la librería Sueños de Papel, en Lourenzá; A Mariña Pádel, en Foz, o el Spar Expres, en Trabada. A ellos se suma el Concello laurentino, que les ha cedido un local donde guardaron los juguetes y donde los seleccionaron y los empaquetaron antes de aportarlos a los servicios sociales para que los repartieran por la comarca en colaboración con los Reyes Magos.

Irimia se muestra muy contento con la respuesta a su iniciativa. "Empezó un poco floja, pero la verdad es que la gente ha respondido y estamos muy contentos del resultado", asevera.

Duros por fuera, tiernos por dentro
Comentarios