lunes. 29.11.2021 |
El tiempo
lunes. 29.11.2021
El tiempo

Crían en Xove un buey de gran porte, de 2.200 kilos

El buey Líbano en su establo, en Xove. D.V.
El buey Líbano en su establo, en Xove. D.V.

Líbano, comprado por un tratante de Friol, es un ejemplar único

A pocos días de su sacrificio y tras una década de crianza con la base del mejor maíz mariñano, el buey Líbano se ha convertido en una estrella televisiva, al ser un ejemplar único y estar entre los mayores de España. Todavía permanece en la cuadra de su criador en Xove, José Louzao Quelle, conocido en la zona como Pepe do Chacino, quien regentó carnicería de postín. El lunes será sacrificado en el matadero de Frilea, en Castro Ribeiras de Lea, este buey de raza rubia que pesará más de 2.200 kilos y rendirá en canal aproximadamente unos 1.200, según calcula el propio criador. Su precio de venta fue de 39.000 euros.

La despedida, en transporte especial, está próxima y habla de la calidad de una carne mariñana que rondaron varios compradores antes de que de que lo adquiriese Luis Antonio Rebolo Pena, de Ganados Rebolo de Friol, para Cárnicas Champán. Tras su sacrificio, la carne de Libano será comercializada por Gutrei Galicia, una firma monfortina con una gran cartera de clientes en Madrid.

"Nos meus anos de tratante nunca vin un exemplar deste porte. É un monstruo, ten unha morfoloxía excepcional", aseguró José Luis Rebolo, que ya le había comprado a Louzao una excepcional vaca de 600 kilos.

Rebolo destacó la calidad de los ejemplares de vacuno mayor criados en Xove. "Son bois de boa calidade, cunha infiltración de graxa axeitada e criados de xeito natural. Exemplares como Líbano teñen unha gran demanda a nivel gastronómico. É como atopar un tesouro, unha agulla nun pallar", indicó.

De la misma opinión es Louzao, quien destaca que canales de esta calidad pueden comerse también en restaurantes cercanos. "Penso que en Xove temos boa carne e debemos promocionala. O Concello de Xove está tamén nesta liña".

El traslado del torno es una fase importante, "pois é fundamental que non colla estrés para que saian perfecto o Ph da canle", explica su comprador.

Sin duda el excepcional peso y las hechuras de Líbano focalizan la atención, pero en la explotación de O Chacino se crían ejemplares de raza cachena que se quedarán en casa.

Recuerda el veterano José Louzao la época de parejas de bueyes en cada casa, cuando su padre trataba hace 60 años muchos de la zona que luego se concentraban para su reenvío ferroviario por mediación de los Fernández, importantes empresarios en distintos ámbitos, incluido el pesquero y el agropecuario.

"Lembro unha casa cerca da vía, na Terra Chá, de onde saían estes xatos por ferrocarril ata Barcelona ou o País Vasco. Tamén vin nalgún dos mellores restaurantes vascos unhas táboas grandes onde anunciaban chuletón de boi da Mariña de Lugo. Hai que dar a coñecer esta carne".

Crían en Xove un buey de gran porte, de 2.200 kilos
Comentarios