lunes. 13.07.2020 |
El tiempo
lunes. 13.07.2020
El tiempo

Decenas de rastreos en A Mariña por un rebrote con una decena de positivos tras una comida familiar

Hospital da Mariña. AEP
Hospital da Mariña. AEP
Hay 8 casos entre parientes de Xove y 25 personas están pendientes del resultado de la PCR. Un contagiado es un bebé de pocos meses ▶ Entre los positivos hay otros dos afectados sin vínculos con ese foco: un burelés de 71 años ingresado y una mujer que iba a ser operada

Una comida familiar el pasado día 13 de junio se considera el foco de contagio de un brote de Covid-19 detectado este miércoles en Xove, en el que hay al menos ocho positivos de entre una cuarentena de casos estudiados. Otras 25 personas están pendientes del resultado de las pruebas y se sigue haciendo un rastreo de contactos que puede afectar a decenas de personas más. Hay otros positivos no vinculados a este foco.

El primero de los infectados en notar los síntomas acudió el pasado martes al PAC de Burela, con síntomas compatibles con coronavirus. Cuando se le hizo la prueba y resultó ser positiva se empezó a localizar a sus contactos y otros siete de ellos, todos del círculo familiar, resultaron ser positivos.

No todos habían acudido a la comida del pasado día 13, en la que estuvieron unas quince personas, familia directa de los anfitriones. Igualmente se estima que el foco fue ese encuentro porque es el lugar en el que se produjeron más contagios. Uno de los anfitriones, por ejemplo, visitó posteriormente a otro familiar, que también ha dado ya positivo en la PCR.

Aunque el brote se produjo en Xove, de este mismo foco pueden haberse producido contagios en otros ayuntamientos mariñanos porque la familia vive repartida en distintos municipios.

La comida familiar, a la que asistieron unas 15 personas, se considera el foco aunque no acudieron todos los contagiados

Entre los afectados se encuentran tanto adultos de mediana edad, como mayores y niños, incluido un bebé de poco más de dos meses. Aunque se tiene más o menos claro quién puede ser el primer caso de ese brote, el que iniciaría el contagio, aún no se sabe cómo pudo haberse infectado. Sí se cree que se trata de una transmisión comunitaria, ya que no parecen haber hecho viajes recientes.

De momento, de los ocho casos positivos detectados hasta este miércoles, la mayoría son asintomáticos, a excepción de dos de ellos, que tienen sintomatología de carácter leve. Todos permanecen aislados en sus domicilios y con seguimiento médico a distancia.

De igual forma, también aquellas personas cuyas pruebas han dado resultado negativo deberán permanecer en sus casas, asesorados por la Plataforma de Vixilancia Epidemiológica y los servicios de Medicina Preventiva.

Esa medida se toma para observar su evolución y comprobar si se presenta algún síntoma. Aunque en este momento no los tienen, cabe la posibilidad de que se hayan infectado y estén en periodo de incubación de la enfermedad.

El brote de Xove podría afectar a varios concellos, ya que miembros de la familia viven en distintos municipios mariñanos

INGRESADO. Al margen de los positivos del brote familiar, se detectaron en A Mariña, al menos, dos casos más, si bien algunas fuentes hablaban anoche de siete, con lo que el total de afectados podría llegar a 15. Uno de ellos es el de un vecino de Burela, de 71 años, que ingresó este miércoles en el hospital.

El hombre se encuentra en planta y en buen estado. La decisión de hospitalizarlo se tomó para poder tenerlo en observación y ver su evolución, tanto por su edad como por sus patologías previas. Aunque tiene síntomas, son leves.

Por otra parte, hay otro caso que se detectó por casualidad, el de una mujer que estaba en lista de espera quirúrgica y que, como es habitual ahora, fue llamada para hacerse una PCR días antes de la fecha prevista de su intervención. La prueba ha dado un resultado positivo pero ni la mujer ni sus contactos presentan síntomas ahora. Se le hará una serología con el objeto de comprobar si presenta anticuerpos IGG, que son los que aparecen más tarde, cuando ya se ha pasado la enfermedad.

En ese caso, se trataría, como se sospecha, de una infección pasada, que no está activa en este momento. Muchos contagiados siguen dando positivo en la prueba PCR incluso meses después de haber superado la enfermedad debido a que el ácido nucleico del virus sigue apareciendo en la garganta, aunque ya no resulte infectivo.

Aparentemente, ninguno de estos dos casos tiene relación con el brote familiar de Xove. Previsiblemente, todavía se encontrarán nuevos casos positivos en ese círculo y se continúa haciendo rastreo para localizar a más contactos.

Decenas de rastreos en A Mariña por un rebrote con una decena de...
Comentarios