La VII Cata do Mel de Montaña valora once muestras en un año "moi bo"

Los ganadores se conocerán el domingo en la feria que el Concello murés dedica a este producto y que tendrá además talleres y degustaciones
undefined
photo_camera Miembros del jurado al empezar la cata. M. ROCA

La octava edición de la Feira do Mel de Montaña de Muras dio ayer el pistoletazo de salida con la ya consolidada cata para elegir las mejores mieles del municipio de Muras, en la que, además, se da la circunstancia de que el 2023 fue "un ano moi bo" para la producción en las colmenas de O Xistral, tal y como aseguró Manuel Ferreira, presidente de la Casa do Mel, entidad colaboradora de una cita que organiza el Concello.

La cata, que alcanza su séptima edición, se celebró ayer en un salón de Casa Cándida, en O Viveiró -escenario donde será el domingo la feria y día grande-. En ella, seis catadores tuvieron que degustar las once muestras que se presentaron este año y de las que saldrán un primer y un segundo premio para las mejores mieles de montaña y otro galardón para la mejor miel monofloral de brezo.

El jurado de este año estuvo formado por los apicultores Eduardo Sierra, Francisco López, el astur-leonés Miguel Vélez, que impartió después la charla técnica "Invernada das abellas", Raúl Lobeiras -destacaron que este tipo de actividades les permiten "gañar en coñecemento polos detalles" o "valorar o propio mel e mellorar a través da competencia nestas catas"- y por Gladis Enríquez, representante del Ceip Antía Cal, y Andrea Fornos, del PAI.

Todos ellos recibieron inicialmente unas nociones básicas por parte de Manuel Ferreira, que agradeció al Concello que esté "apostando moi forte" por promocionar una miel especial. "En Galicia descendeu a porcentaxe de mel de breixo porque está desaparecendo, pero por aquí queda moito aínda. Non hai máis que vir en agosto e ver un manto morado no monte", apuntó.

En este sentido, explicó que este año "fixo moi bo tempo" en Muras en agosto, que es cuando se da la floración del brezo, lo que favoreció que hubiera una producción muy buena. "Esta é unha cata moi difícil porque son meles moi iguais e quizais hai que fixarse noutras características", dijo.

El alcalde de Muras, Manuel Requeijo, también se dirigió al jurado. "Ides probar un mel que eu creo que é único, rico, unha excepción en Galicia, seguramente pola riqueza medioambiental do Xistral", dijo.

Los ganadores de la cata se darán a conocer el domingo a las 19.00 horas, en la clausura de la feria, que se abrirá a las 10.00. Una hora más tarde habrá un taller de cera a cargo de la Casa do Mel y a las 12.00, un showcooking con Lucía Freitas. Tras la comida, a las 16.00, se impartirá un obradoiro de cocina para niños.

Comentarios