sábado. 15.08.2020 |
El tiempo
sábado. 15.08.2020
El tiempo

El relevo natural de Jorge Prado

Samuel Vázquez, en una competición. EP
Samuel Vázquez, en una competición. EP
El joven piloto guitiricense Samuel Vázquez acaba de proclamarse subcampeón de Castilla y León de motocross en la categoría Mx125

"Subinme por primeira vez a unha moto con tres anos e aos seis empecei a competir. Aprendín antes a andar nela que na bicicleta". Así resume sus inicios en el mundo del motociclismo Samuel Vázquez, un joven prodigio de Becín (Guitiriz), que hace algunas semanas sumó su segundo subcampeonato consecutivo de Castilla y León en la categoría de Mx125.

"Este ano rematei empatado a puntos co primero clasificado, pero quedei segundo porque non puiden ir a dúas das carreiras do campionato", explica el joven, que también acude a algunas carreras que se hacen a lo largo y ancho de la geografía gallega, donde no hay todavía "un campionato oficial", indica.

Para llegar hasta aquí, a situarse entre los grandes de las dos ruedas, Samuel decidió seguir los pasos —o más bien las rodadas— que ya había iniciado en esta disciplina su hermano Alejandro, que tuvo que apartarse de los circuitos por un problema de salud.

"El e Jorge Prado son os meus referentes deportivos", dice convencido y sin titubear este guitiricense de 16 años de edad, que practica motocross y supercross, aunque se decanta más por la primera modalidad.

Samuel Vázquez. EP

"É máis divertido, máis velocidade e máis saltos", apunta con una sonrisa Samuel, quien disfruta sobre la moto como en ningún otro sitio, aunque es perfectamente consciente de que se trata de "un deporte difícil e que ten os seus riscos". Además de muchos sacrificios. No solo para él, sino también para toda su familia, que lo acompaña de una punta a otra.

"Temos unha furgoneta camperizada, imos nela ás competicións e xa durmimos aí", explica el joven, quien afirma que para estar a un nivel alto "hai que adestrar seguido e ter moito físico".

Actualmente se prepara para la próxima campaña, que empezará entre febrero y marzo, en el circuito de Cerceda, lo que le obliga a asumir más desplazamientos solo para entrenar.

"Estamos esperando a que se constrúa un circuíto en Lugo. Para nós é moi importante, e tendo un campión do mundo na provincia, non é lóxico que non o haxa", critica el joven, quien cree que si hubiese una instalación para la práctica de esta disciplina "podería atraer a moita xente".

"Non é un deporte moi estendido, os rapaces prefiren o fútbol, pero porque tampouco coñecen o motociclismo", asegura Samuel,  quien espera que eso cambie.

Él mientras tanto seguirá entrenando durante "as fins de semanas e cando os meus pais non traballen" para alcanzar su sueño: "Chegar ao Mundial". "Para iso fai falta moito diñeiro e ter bastante talento", afirma el joven, que va sobrado de lo segundo, tal y como demuestran los resultados que ha ido consiguiendo, y que lo sitúan ya como uno de los relevos naturales de Jorge Prado. ¿Habrá un nuevo mundialista chairego? El tiempo lo dirá.

El relevo natural de Jorge Prado
Comentarios