Ramón Villar califica como "a mellor pedra de Galicia" el granito de Parga

El artesano de Os Vilares pregonó la XXVIII Feira da Cantería, Callos e Artesanía, en la que el certamen de canteiros fue el gran reclamo. Un busto de Juan Vázquez se llevó el primer premio
undefined
photo_camera Jurado ante la obra ganadora. MARÍA ROCA

"Quero facer un chamamento para que a Feira da Cantería non vaia para abaixo, que tiremos todos para que o ano que vén veñamos picar e pasalo ben. Porque o granito de Parga é a mellor pedra que hai en Galicia. Ben o saben os canteiros da escola de Pontevedra", fue el alegato a favor de una de las citas más emblemáticas de Guitiriz que hizo el canteiro local Ramón Villar, que ejerció ayer de pregonero de la vigésimo octava edición de la feria en torno a la cantería, los callos y la artesanía.

En un año en el que la organización corrió a cargo, bastante a contra reloj, del Concello y la asociación de vecinos propietarios del Campo da Feira de Parga, con la colaboración de la comunidad de montes Santo Estevo y la Diputación, el certamen de cantería logró reunir a 14 artesanos llegados de distintos puntos de Galicia.

undefined
Canteiros trabajando. MARÍA ROCA

El jurado -compuesto por el propio Villar; la alcaldesa de Guitiriz, Marisol Morandeira; el presidente de la Diputación, José Tomé, y Suso Barreiro, de la entidad vecinal- nombró ganador de este año a Juan Vázquez Pérez, de Tui, por su busto de un hombre mayor. "Siempre traigo tres ideas en la cabeza, en función de la piedra que tendré después. Al ver que era cuadrada, pensé en hacer un busto y jugué con los cambios de texturas, entre el abujardado y el apuntalado, y le di una ligera policromía en la parte de la piel para acentuarlo más", explicó.

Este tudense es un habitual de esta cita, la cual ganó en varias ocasiones y en las dos últimas ediciones fue segundo. "Llevo muchos años viniendo y me gusta mucho porque es en el que realmente escuchas a los canteros. Ahora trabajamos mucho con radiales y cascos, pero en Parga llegas y a las nueve de la mañana solo escuchas "pim, pam". Es el romanticismo del cantero antiguo", afirmó el vencedor de un certamen en el que Marcos Escudero se llevó el segundo premio, con una cara femenina, y Nicolás Rincón fue tercero por su ángel.

La regidora agradeció la participación a todos los canteiros y se comprometió a mejorar el certamen del próximo año y a que haya mejores bloques de piedra para trabajar, ya que en esta edición hubo varios muy duros.

La jornada se completó con la degustación de unas 250 raciones de callos, a las que se unieron el pulpo o el churrasco, el campeonato gallego de andadura, y la música de la banda, el grupo de gaitas, el de la Uned Sénior y Na Casa Zoqueiro.

undefined
Asistentes degustando los callos. MARÍA ROCA